Home  << art+e                                           

Ática y Megara

Libro I Pausanias descripción de Grecia

libro II , libro III , libro IV , libro V , libro VI , libro VII , libro VIII , libro IXlibro X

I. [1] Delante del continente griego en dirección a las islas Cícladas y al mar Egeo se extiende Sunio, promontorio del Ática. Costeando es una bahía, y en lo alto hay un templo dedicado a Atenea Suniade. Navegando hacia adelante se encuentra Laurio, donde en otro tiempo los atenienses tenían minas de plata, y una isla desierta, no grande, llamada de Patroclo; pues en ella construyó una muralla y levantó una empalizada Patroclo, que navegaba en calidad de navarco al frente de una flota egipcia enviada por Ptolomeo (Ptolomeo II Filadelfo 283-246) que envió para ayudar a los atenienses, ya que Antigono hijo de Demetrio, jefe de un ejército, estaba causando estragos en su país, y lo tenía bloqueado por mar, con sus barcos.

[2] El Pireo era un demo desde antiguo, pero antaño, antes de que Temístocles fuera arconte de los atenienses, no era puerto. Falero era su puerto, y dicen que Menesteo zarpó de allí con sus naves hacia Troya y antes de él Teseo para pagar a Minos el tributo por la muerte de Androgeo (su hijo). Sin embargo, Temístocles, durante su administración, pensó que el Pireo sería mucho más conveniente para los barcos, ya que podría haber tres puertos, en lugar de Falero, por lo que hizo que se construyese. Estos tres puertos permanecen hasta mi tiempo. Cerca del más importantes de los tres, aún puede verse la tumba de Temístocles, ya que los atenienses se arrepienten de haberle desterrado, y su familia regresó sus huesos a Magnesia en Atenas; al menos es seguro que sus hijos, le dedicaron en el Partenón una tabla en la que su padre Temístocles está representado.

[3] Debe comentare por digno de ver, en primer lugar, el recinto dedicado a Zeus y Atenea, donde el dios y la diosa son de bronce; Zeus tiene un cetro y una Nike (celebración de una victoria), una lanza Atenea. En este lugar está todavía una tabla de Arcésilas, (¿#?) que representa a Leóstenes y sus hijos, comandante del ejército de los atenienses y otros aliados griegos, que obtuvo dos importantes victorias sobre los macedonios, una en Beocia, la otra más allá de las Termópilas, donde frente al monte Ete, obligó al enemigo a encerrarse en la ciudad de Lamia. Detrás del gran y largo pórtico donde hay un ágora para los que viven a lo largo de la mar, para aquellos que les queda lejos hay otras detras, detrás del pórtico, que está cercano al mar, podemos ver una estatua de Zeus, y otra que representa a Demo (representación divina del pueblo de Atenas), ambos realizados por Leócares. Finalmente, en la orilla del mar se ve un templo de Afrodita, construido por Conón. En memoria de la batalla naval, donde derrotó a la flota de Lacedemonios junto a Cnido en el Quersoneso cario. De hecho, los cnidios honran esta diosa, y le ha dedicado templos, y el más antiguo de todos, bajo el nombre de Afrodita Doritide, otro con el nombre de Afrodita Acrea, y uno llamado comúnmente el Templo de Afrodita Cnidia, aunque los cnidios la llaman Euplea.

[4] Sin embargo, los atenienses tienen otros puertos, como Tienen el de Muniquia con un templo dedicado a Artemisa Muniquia, y otro del que hablé Falero, donde hay un templo de Démeter, y en otro cerca, de Atenea Esciriada, el de Zeus esta un poco más lejos, por no mencionar los altares dedicados a los dioses y héroes desconocidos para muchos, por ejemplo, los hijos de Teseo y Falero, cuyo lugar tomó su nombre. Los atenienses dicen de Falero que fue uno de los que navegaron con Jasón a la Cólquide. Existen entre otros, el altar de Androgeo hijo de Minos sin otra inscripción: El héroe. Pero quienes han estudiado las antigüedades del país, saben que es Androgeo a quien se dedica.

[5] A unos veinte estadios (estadio atico 177,6 metros) de distancia se encuentra el promontorio de Colias donde quedaron los restos de la derrota del ejército naval de los persas, los restos de sus barcos fueron llevados por las olas: Allí hay una notable estatua de Afrodita Coliade, y algunas otras estatuas de diosas, de nombre Genetilides, que me parecen poco diferentes las colíades, de las que los focenses hacen en Jonia en honor de las Genetilides. En el camino que conduce de Falero en Atenas, hay un templo de Hera, que no tiene techo, ni puertas, la opinión común es que este templo fue quemado por Mardonio hijo de Gobrias, y sigue estando una estatua que se la cree labor de Alcámenes y, de ser así, podría no haber estado expuesta a la furia de los bárbaros.

II. [1] Al abordar la ciudad, se descubre la tumba de la ilustre amazona Antíope. Píndaro dice que fue secuestrada por Teseo y Pirítoo. Hegias de Trezen dice lo contrario, Hércules cuando sitiaba Temiscira en el Termodonte, y no lo lograba, pero luego que Antíope quedó prendada del amor de Teseo, que acompañó en la expedición a Hércules, esta le dió la ciudad a su amante: eso es lo que dice Hegias. Los atenienses en su propia manera, afirman que en el sitio de Atenas de las Amazonas, Antíope fue traspasada con una flecha por Molpadia, y Teseo, para vengar la muerte de Antíope, mató a Molpadia; la tumba real de Molpadia también está en Atenas.

[2] Desde Pireo a la ciudad a pie, por así decirlo, están las ruinas de las murallas que levantó Conón, después de luchar en la batalla naval contra Cnido, ya que los de Temístocles construidos después de la retirada de los persas de su país, y que fueron demolidos en la tiranía de los treinta. El camino está bordeado de tumbas de personajes famosos, como Menandro hijo de Diopites, y un cenotafio de Eurípides, pero es sólo para mantener su memoria, es inferior a una tumba cenotafio, porque este poeta fue a ver Arquelao en Macedonia, donde murió y fue enterrado. La forma en que terminó sus días, está dicha por varios autores, sea esta como sea.

[3] Entonces los poetas tenían el honor de vivir familiarmente con los reyes, y aun antes, Anacreonte había vivido con Polycrates, tirano de Samos, Esquilo y Simonides fueron recibidos por Hieron, tirano en Siracusa; Filoxeno vivió su tiempo con Dioniso luego tirano en Sicilia, y Antagoras de Rodas, y Arato de Solo, ambos fueron honrados por la familiaridad de Antígono, rey de Macedonia. En lo que respecta a Hesiodo y Homero, o no tuvieron la buena fortuna de asistir a los grandes, o no se han molestado. Hesiodo, porque llevaba una vida rústica y perezosa, y no tenía el gusto por los viajes. En cuanto a Homero, quien había viajado extensamente, prefiere una sólida reputación y gran gloria a todos los beneficios que se derivan de la amistad de los grandes, pero de sus escritos sabemos que Demódoco llenó de honor la mesa de Alcinoo, y que Agamenón, dejó a la reina su esposa, junto a un poeta. Cercano a la puerta de la ciudad hay una gran tumba, con una estatua ecuestre de un guerrero a pie y su caballo; no pude saber quién es el que quería representar, pero el jinete y el caballo son de Praxiteles.

[4] Al entrar a la ciudad (puerta de dipilon) se ve un edificio en el que guardan todo lo que se necesita para las Panatenaicas (procesiones principales cada 4 años) o las menores, algunas se celebran anualmente, y las otras después en un intervalo más largo. Cerca hay un templo a Démeter, donde están tres hermosas estatuas, una de la diosa, la otra su hija Proserpina, y el tercero de Yaco (¿epíteto de Dioniso?, heraldo de este...) que celebra con una antorcha en la mano, y escrito en ático en la pared, que Polícleto fue quien hizo estas obras. Un poco más allá se encuentra un Poseidón que arroja desde encima de su caballo una lanza al gigante Polybotes, el mismo dios que arrancó una gran roca de la isla de Cos, con la que lo tapó después de matarlo: lo que dio lugar a la fábula de la tortuga y el promontorio de Quelone, fábula bien conocida en esta isla, pero la inscripción de hoy no lleva el nombre de Poseidón. Desde la puerta de la ciudad hasta el Cerámico hay varios pórticos cuya fachada está adornada con estatuas de bronce, que representan otros tantos ilustres hombres y mujeres.

[5] Uno de estos pórtico con algunas capillas contiene un gimnasio dedicado a Hermes, que una vez fue la casa de Pulitión, y es el hogar en el que algunos de los atenienses, de los más altos, profanaron los misterios de Eleusis de Démeter. Actualmente están dedicados a Dioniso los cantos, y le llaman Melpómeno (cantor) allí, por la misma razón que nosotros llamamos a Apolo muságeta ( conductor de Musas). Vemos las estatuas de Atenea Peonia, de Zeus, Mnemósine y las musas, otra de Apolo realizados por Eubulide (siglo II adc), por último, otro de los genios acompañantes de Dioniso, quiero decir, Ácrato (puro vino), cuyo rostro está sólo en relieve en la pared. Un poco más allá está una capilla llena de estatuas de sólo arcilla, y aparece Anfictión rey de Atenas, que recibe en su mesa a todos los dioses; y Dioniso, y también han puesto a Pegaso de Eleuterio, quien persuadió a los atenienses para recibir el culto y ceremonias de Dioniso, en la que fue asistido por un oráculo de Delfos, quien recordó que debía tener en cuenta a este dios, porque había visitado ática en tiempos de Icario.

[6] Anfictión, de cómo llegó a conquistar el reino. Se dice que Acteo fue el primer rey de ese país de lo que llamamos hoy, Ática. Cécrope a su muerte que se había casado con su hija, le sucedió, y tuvieron tres hijas: Herse, Aglauro y Pándroso, y un hijo Erisictión, que no reinó, porque murió antes que su padre, de donde reinó Cranao, que era el más poderoso y más acreditado de la ciudad , ocupando el reino después de la muerte de Cécrope. Este Cranao tuvo varias hijas, pero entre otras Átide, que más tarde dio su nombre a todo el país pues antes se llamaba Actea, y se llamó desde entonces Ática. Anfictión que se casó con una hija de Cranao, destronó al padre de esta, pero a su vez por una conspiración contra su persona, fue destronado por Erictonio, del que dicen que ningún mortal podría jactarse de ser el padre, y que nació de Gea y de Hefesto.

III. [1] La Cerámica. Es un barrio de la ciudad, que toma su nombre de Céramus, un héroe de su tiempo, en que se cree, hijo de Dioniso y Ariadna. La primera puerta a mano derecha es el pórtico del Rey, y se llama así, porque ahí es donde el rey tiene su corte, y aunque su autoridad no es superior a un año, toma el nombre de arconte rey. Sobre el techo de este edificio están situadas un número reducido de estatuas de terracota donde se pueden ver a Teseo arrojando al mar a Sciron, y a Hemera raptando a Céfalo, por quien la fábula nos dice que estuvo enamorada, y con quien tuvo a Faetón, a quien raptó de Afrodita y lo puso para proteger su templo, que es lo que dicen los poetas, especialmente Hesíodo en su famoso poema sobre la mujer.

[2] Casi al lado está la estatua de Conón, y otra de su hijo Timoteo, y otro de Evágoras rey de Chipre, que hizo que Artajerjes diera las naves fenicias a Conón; siendo ateniense y nativo de Salamina, porque entre sus antepasados, se encuentra que es descendiente de Teucro, y la hija de Cíniras. No debo omitir una estatua de Zeus, llamado Eleuterio (liberador), y una del emperador Adriano, que ha extendido sus beneficios a todas las provincias de su imperio, pero sobre todo en la ciudad de Atenas.

[3] Detrás de esta puerta hay otra, donde están pintados lo que llamamos los doce dioses. En frente de la pared Teseo en una gran mesa, donde el pintor ha representado la democracia y el pueblo de Atenas, esta imagen dice que Teseo había establecido la igualdad en el estado, aunque prevalece la opinión contraria, porque muchos piensan que él había dado la el poder a los comerciantes, y que esta forma de gobierno ha sobrevivido hasta el momento en que el tirano Pisístrato se sublevó. Esta falacia y otras cosas se cuentan entre aquellos que no han estudiado la historia, y que son verdaderas para todos los que las han escuchado en los coros o lo que han visto en teatros. Algunos incluso han escrito después de la muerte de Menesteo, que Teseo reinó en Atenas, y que su descendencia se ha mantenido en el trono hasta la cuarta generación. Para mí, que si yo quisiera hacer genealogía, sería fácil informar de los nombres de aquellos que desde Melanto hasta Clídico hijo de Esimidas reinó en Atenas, e incluso a los sucesores.


[4] En el mismo lugar hay una gran pintura que representa la memorable hazaña de los atenienses, cuando vinieron al rescate de los Lacedemonios en Mantinea (actual Paneópolis, 362adc). Cualquier respuesta a esta guerra está bien descrito en Jenofonte y otros historiadores, el final donde Cadmea cayó, la derrota de los Lacedemonios en Leuctra, la irrupción de los beocios en el Peloponeso, y el alivio de los Lacedemonios con la alianza de Atenas. Pero el tema que el pintor ha elegido, es una batalla de caballería donde por una parte Grilo, el hijo de Jenofonte a la cabeza de los atenienses, por otra Epaminondas a la cabeza de los Tebanos, esto lo hizo el gran pintor es Eufranor. Asimismo, en un templo cercano esculpió a Apolo llamado Patroo (de los antepasados). Antes de la puerta del templo todavía se puede ver una estatua de Apolo, realizada por Leócares, y otro del mismo dios de Cálamis como Alexíaco (el libertador, de males por ejemplo): Este título se dice que es por detener la peste de los atenienses durante la guerra del Peloponeso, y fue atribuido por un oráculo en Delfos.

[5] Sigue una capilla de la madre de los dioses, donde hay una estatua de la diosa que es una obra de Fidias. (¿? Plinio libro 36-4-6) A pocos pasos está el beleuterio (ayuntamiento) de los quinientos, que es como llaman a los que durante el transcurso de un año año, son responsables de los asuntos públicos. Este lugar está decorado con estatuas y se ve una xoana (escultura votiva arcaica generalmente de madera) de Zeus Buleo (el consejero), y la de Apolo, de la mano de Pisias y otra de Demo, obra de Lyson. También han realizado retratos de los tesmótetas (legisladores) estos, de Protogenes de Cauno, y Olbiades a Calipo, que está a la cabeza de un grupo de atenienses para defender las Termópilas contra los Gálatas que habían hecho una irrupción en Grecia.

IV. [1] Los gálatas que viven en los extremos de Europa, en torno a un gran mar, que no es navegable debido a las mareas y reflujos, y los animales que no podemos encontrar en otros lugares, que hacen que sea muy peligroso. Su país está recorrido por el Eridano en las orillas de las cuales se dice que las hijas de Helios lloran la caída de su hermano Faetón, pero no fueron llamados por ese nombre hasta después de un largo espacio de tiempo, pues anteriormente los llamaban Celtas. Estos pueblos unieron sus fuerzas y cruzaron el Mar Jónico, entrando en Illiria y subyugaron todo el país hasta Macedonia y a los macedonios mismos. Después de correr Tesalia, llegaron a las Termópilas, en un momento en que Grecia no pudo resistirse a ellos. Estaban agotados por las guerras que tuvo que apoyar de Alejandro, y antes de él contra Filipo, más recientemente, contra Antípater y Casandro, que les dieron golpes mortales y por el que los diversos Estados de Grecia no encontraban razones dada su debilidad de abandonar su propia defensa.

[2] Los atenienses fueron los únicos que pensaron de otra manera, mientras se encontraban debilitados por la duración de la guerra en Macedonia, y varias batallas en las que habían sido golpeados, decidieron ir a la defensa de las Termópilas con otros griegos que fueron allí, y tomó el mando de esta expedición Calipo. Que posicionando el desfiladero, intentaron impedir que los bárbaros cruzaran a Grecia por ese lado, pero habían encontrado el camino que anteriormente tomaron los persas liderados por Esfialtes el traquinio, que después de vencer a los focenses, lo franquearon sin ser vistos por los griegos.

[3] Los atenienses quedaron rodeados por todas partes por los bárbaros, pero su furia y valentía, resultó digno de su nombre. Los que estaban en los barcos, estaban en apuros ya que el Golfo de Larnia, que es muy fangoso en torno a las Termópilas, imagino que a causa del agua caliente que fluye a través de él, hasta el mar. Estos barcos, que recogieron a los griegos con todas sus armas, que escapaban a la refriega, se encuentran desbordados en todo momento, y apunto de perderse, no obstante, de esta forma Grecia fue salvada por el valor de los atenienses.

[4] Los Gálatas, después de atravesar el desfiladero de la montaña, sin entrar a tomar otras ciudades, sólo pusieron su empeño en Delfos y en saquear las riquezas del templo de Apolo. Pero los habitantes de Delfos fueron rescatados por los focenses que se encuentran en las proximidades del monte Parnaso, y los Etolios, cuyo país estaba lleno de los más valientes y belicosos jóvenes, y fueron inmediatamente a la batalla, y en camino hacia el enemigo. No habían llegado a las manos, cuando les arrojaron una tormenta de rayos sobre el ejército de los bárbaros, y grandes piedras se desprendían del Monte Parnaso para aplastarlos. Incluso terribles combatientes aparecieron de repente: se dice que estos combatientes provenían de los países Hiperbóreos (míticos, ligados a Apolo, entendamos en venganza de este), a saber Hiperoco y Hamadoco, y el tercero el hijo de Pirro, Aquiles, por lo que desde su asistencia la gente de Delfos no pasa sin honrar su memoria cada año, aunque siempre miró a Pirro como su enemigo.

[5] Después de esta derrota la mayoría de los galos regresaron a sus barcos, pasando a Asia, saqueando la parte marítima de la costa, por último los de Pérgamo los forzaron a retirarse lejos de la costa. Ya que, los bárbaros se habían hecho amos de Ancira, se establecieron más allá del río Sangario. Ancira es una ciudad de Frigia, que fue construida por el hijo de Midas Gordias. Aún se encuentra en el templo de Zeus el ancla del barco, de donde la ciudad tomó su nombre. También está la fuente de Midas, y con este agua mezcló el vino, para atraer a Sileno, al que era muy aficionado. Los galos también se apoderaron de Pesinunte, ubicada en el Monte Agdistis y famoso por la tumba de Atis.

[6] Que ganaron los de Pérgamo a los galos se pone de manifiesto en que tienen sus despojos, y un antiguo cuadro que representa su lucha con los gálatas. En el país que habitan es la misma ciudad que hemos denominado Teutrania, está consagrada a los dioses Cabiros. Pero ellos, se jactan de ser descendientes de aquellos Arcadios que fueron a Asia con Telefo. Tal vez hubo otras guerras que de su fama no hemos conocido, pero al menos son conocidos por tres hazañas dignas de memoria, el primero que conquistaron el imperio de Asia menor, en segundo lugar, expulsaron a los galos de este país donde habían acampado, y la tercera, haberse atrevido a luchar bajo el liderazgo de Telefo contra las tropas de Agamenón, cuando los griegos por equivocación yendo a Troya llegaron a la tierra de Misia tomándolos por enemigos, devastando la llanura. Pero es hora de reanudar el hilo de mi narración.

 

Libro I - [Atenas - Agora]

 

V. [1] Al lado del beleuterio de los 500, usted encontrará lo que llamamos el Tolo (edif.circular), donde tienen costumbre de sacrificar los prítanis (50, representando a las tribus) y verá algunas estatuas de plata pequeñas. Un poco por encima están las estatuas de nuestros héroes, de cuyas tribus atenienses tomaron su nombre en los postreros días, Heródoto se ocupó de que nosotros aprendiéramos de como se realizó el cambio de esas tribus, multiplicando hasta el número de diez desde cuatro, e incluso dando nombres nuevos a los antiguos.

[2] Entre los epónimos de estos grandes hombres de las tribus de quienes se crearon nuevos prestando su nombre, aquí. La primera es Hipotoonte que era hijo de Poseidón y Álope hija de Cerción; Antíoco hijo de Hércules y de Meda hija de Filante. La tercera es Ájax hijo de Thélamon. Entre los héroes atenienses se cuenta a Leos, que por vaticinio del oráculo ofreció a sus hijas para la salvar el Estado. Está Erecteo que derrotó a los Eleusinos y mató a Imarado hijo de Eumolpo, Está Egeo, que es bien conocido; Eneo bastardo de Pandion, y Acamante uno de los hijos de Teseo.

[3] También he visto estatuas con el mismo rango de Pandion y Cécrope, pero ¿cuál es la de Pandion y cuál Cécrope, y qué querían honrar?, esto no lo puedo decir, porque hubo un Cécrope que reinó en Atenas casado con la hija de Acteo, y otro hijo Cécrope de Erecteo, hijo de Pandion y este hijo de Erictonio que emigró a una colonia en Eubea. Hubo incluso dos Pandion ambos reyes de Atenas, uno hijo de Erictonio, y el otro hijo del segundo Cécrope que, expulsados de su reino con sus hijos por los Metiónidas, se refugió con el rey Pilas de Megara, donde se había casado con la hija y después enfermó y murió, su tumba se encuentra todavía en la orilla del mar en un lugar en la Megáride, y comúnmente conocida como la roca de Atenea Etía.

[4] Sin embargo, sus hijos expulsaron a los Metiónidas, regresando a Atenas, donde Egeo, que era el mayor de todos, recuperó la posesión del reino. Pero Pandion, no crió a las hijas con suerte, y estas no le dejaron varones que podría vengar el insulto hecho a su padre. Este príncipe, para obtener más respeto, hizo una alianza con Tereo rey de Tracia, pero no podemos evitar el destino, porque Tereo que se había casado con una de las hijas de Pandion, violó a Filomela hermana de su esposa y luego le cortó la lengua, esta acción bárbara encolerizó a todas las mujeres del país y las llevó a vengarse. Además de la estatua de la que hablé, Pandion tiene todavía una hermosa estatua en la ciudadela.

[5] Estos son los héroes de la antigüedad, que son aquellos de los que las tribus de los atenienses tomaron su nombre. Hay otras más modernas, como rey de Átalo de Misia, Ptolomeo rey de Egipto, y el emperador Adriano del tiempo en el que escribo, el más religioso príncipe que alguna vez hubo, y de mayor cuidado de hacer a sus súbditos felices. Durante su reinado nunca se llevó a cabo ninguna guerra se ha limitado sólo a castigar la rebelión de los hebreos, en Palestina (132 dc). Cuantos templos construidos, y cuántos más se adornan y enriquecen con sus presentes, con las infinitas bendiciones que han llenado las ciudades griegas, y la misma gracia que le concede a los bárbaros, que se lo piden. Todo ello está escrito en Atenas en el templo que está dedicado a todos los dioses.

 

VI. [1] En lo que respecta a Átalo y Ptolomeo, tan lejos de nuestro tiempo ya, que comienzan a caer en el olvido, que hemos descuidado los escritores que han vivido bajo estos reyes, y que habían tenido el cuidado de transmitir la historia de su reinado a la posteridad. Por eso creo que voy a recoger un montón de sus principales actividades, y especialmente para mostrar cómo estos gobernaron, uno Egipto, otro Misia y las provincias vecinas de su imperio.

[2] Aunque de nombre Ptolomeo era hijo de Lago, los macedonios decían, que en realidad, él era el hijo de Filipo, que Filipo era el hijo de Amintas, porque consideraban que el embarazo de la madre fue la gran causa de que Filipo fuera dada en matrimonio a Lago por el mismo Filipo. Ptolomeo en Asia hizo grandes acciones. Un día en que estaba en gran peligro Alejandro en Oxidracas, lo ayudó, seguro, más rápido y con más valor que cualquiera de sus cortesanos. Pero después de la muerte de Alejandro, estuvo firme contra los que querían llevar la corona a Arideo hijo de Filipo, y fue de la opinión de que esta vasta monarquía en la que Alejandro había realizado sus conquistas se repartiera entre varios.

[3] Llegando a Egipto, y viendo a Cleómenes que era gobernador, como un hombre comprometido con Pérdicas, lo hizo matar. Después de haberse reunido con los macedonios, que, seguían sus órdenes, llevaban el cuerpo de Alejandro a Egea (capital de Macedonia. luego Pela), que los convenció para que lo entregaran, y le dio sepultura en Menfis. Después de eso no le cabía duda de que Pérdicas le declararía la guerra, dispuestos a apoyarla, tenía a Egipto preparado para la defensa. Pero Pérdicas se cubrió a sí mismo ante los ojos del ejército con Arideo hijo de Filipo y el joven Alejandro hijo de Roxana hija de Oxyarte y Alejandro que pretendían conservar su corona, pero de hecho iban a eliminar en Egipto a Ptolomeo, y tomarlo para sí mismos. Sucedió muy diferente, porque después de perder gran parte de la notoriedad en la guerra, expulsado de Egipto y odiado por los macedonios, fue asesinado por los guardias de Alejandro.

[4] Ptolomeo fue más audaz desde la muerte de Pérdicas, tomó de inmediato a Siria y el Fenicia y tendió el brazo a Seleuco, hijo de Antíoco, a quien Antígono derrotó, y tomó la resolución de la vengarse de Antígono. Para tener éxito, insta en su lucha a Casandro, el hijo de Antípatro y Lisímaco rey de Tracia, a quien convencía de que el estado de Seleuco, y el poder de Antígono, gran enemigo, se oponía peligrosamente a sus conveniencias.

[5] Antígono por su parte estaba preparando para la guerra, pero no estaba seguro de su conveniencia, pero al traicionarle los cirenaicos y marchar Ptolomeo sobre Libia, de improviso cayó sobre Siria y los fenicios, dando un golpe maestro, y después entregó el gobierno a su hijo Demetrio, muy joven príncipe, pero de alta probada sensatez, y regresó al Helosponto, pero antes de cruzarlo, se enteró de que Ptolomeo habían golpeado a Demetrio, y dio marcha atrás, pero el daño no fue tan grande como decían, Demetrio no había abandonado el país al enemigo, e incluso había emboscado a los egipcios dando muerte a algunos. Así que Ptolomeo no esperando a Antígono, se retiró a Egipto.

[6] Al año siguiente, Demetrio navegó a Chipre, donde estaba la flota egipcia comandada por Menelao, sátrapa de Ptolomeo y lo venció, y, a continuación al mismo Ptolomeo, que fue en su ayuda, Ptolomeo sólo sin otra parte a donde huir volvió a Egipto, donde llegando Antígono lo sitio por tierra, mientras que Demetrio lo sitiada por el mar. De todas partes no quedó en su favor sino la guarnición que se había puesto en Pelusia y reforzando con trirremes desde el rio. Antígono pronto perdió la esperanza de reducir Egipto, pero envió a Demetrio con un gran ejército y muchos barcos al asedio de Rodas, pensando que si se hacía con la ciudad, la podría usar como base contra los egipcios. Pero los rodios apoyados por su valentía y su industria, hicieron uso del ingenio para defenderse, y de la ayuda que Ptolomeo envió de continuo.

[7] Antígono, después de haber fracasado en Rodas y un poco antes en su expedición a Egipto, todavía tiene la audacia de luchar contra todas las fuerzas de Lisímaco, de Casandro y de Seleuco, pero perdió gran parte de sus tropas; y, de hecho, agotado por la guerra que ya había tenido contra Éumenes (secretario de Alejandro) sucumbió y, finalmente, terminó sus días. De todos los reyes que se declararon en su contra, juzgo que Casandro se distinguen por su ingratitud, por que a pesar de que recuperó su poder en Macedonia por el socorro de Antígono, le fue a hacer una guerra cruel, a quien tenía grandes obligaciones.

[8] Después de la muerte de Antígono, Ptolomeo regreso al poder en Siria y Chipre, pero también utilizó sus armas para poner en la Tesprótide a Pirro de Epiro, y por medio de Magas hijo de Berenice, a quien tuvo de esposa, luego de una rebelión en Cirene a los cinco años se apoderó de esta. Si, como dicen, Ptolomeo fue en realidad el hijo de Filipo, hijo de Amintas, uno puede creer que tenía pasión por las mujeres como su padre. Después de su matrimonio con Eurídice, hija de Antípatros e incluso tener hijos, enamorado de Berenice que acompañó a Egipto a Eurídece, también tuvo hijos con ella. Cerca de la muerte, eligió a Ptolomeo hijo de Berenice, como su sucesor, y no de la hija de quien la segunda de las tribus del Ática tomó su nombre.(Al parecer lo toma de Ptolomeo III, Evergetes)

VII. [1] Ptolomeo II se enamoró de su hermana de padre y madre, Arsinoe, y no encontró problemas para casarse con ella, lo que sí viola las leyes establecidas en Macedonia, aunque no les duele este punto en el país de sus súbditos. Sin embargo, hizo matar a su segundo hermano Argeo acusado se dijo de conspirar contra de él, y este movió el cuerpo de Alejandro que estaba en Menfis, para llevarlo a otro lugar. Y no perdonó a otro hermano que era el hijo de Eurídice, por haber descubierto que movía a rebelión a los Chipriotas, y lo hizo matar. Pero su hermano Magas hijo de Berenice y Filipo, poco culto, abusando de la autoridad que tenía en Cirene en donde la reina madre le había dado el gobierno, los convenció para que se revelaran, y a la cabeza marchó sobre Egipto.

[2] Al primer sonido de su caminar, Ptolomeo fortificó todos los pasajes, y resolvió esperarlo a la entrada. Habiendo Magas sabido que los Marmaridas pueblos de Libia llamados Nómadas, se habían sacudido el yugo, cambiando su primera intención volvió a recuperar Cirene. Ptolomeo entonces hubiera querido ponerse sobre sus talones, pero le fue impedido por lo siguiente que voy a decir. Para defenderse contra Magas tomó sus pocas tropas, y entre otros cuatro mil Gálatas. Llegó a la conclusión de que estos mercenarios querían tomar Egipto. Por lo tanto, para castigarlos los llevó por el Nilo hasta una isla desierta, donde todos ellos perecieron de hambre o bien se mataron los unos a los otros, por esto dejó escapar a Magas.

[3] Magas se casó con Apama la hija de Antíoco y nieta de Seleuco, y esta no tuvo problemas para persuadir a su padre para que alzase sus armas en contra de Egipto y romper el tratado que su padre Seleuco había hecho con Ptolomeo, cuando Antíoco iba a levantar su brazo, Ptolomeo envió bandidós que arrasaron a las gentes más débiles y alos poderosos los atosigaba con el ejército. De este modo, Antíoco perdió el deseo de llegar a atacarlo. Este mismo Ptolomeo, como he dicho, envió una flota para socorro Atenas contra Antígono y en contra de los macedonios, sin embargo, a los atenienses no les dió ventaja. Dejó varios hijos, no de su hermana, sino de otra Arsinoe una de las hijas de Lisímaco, porque su hermana murió pronto sin hijos, por ello que le dió su nombre a una provincia de Egipto, que desde entonces se ha llamado la Arsinoïtes.

 

VIII. [1] También tengo que hablar de la historia y el nombre de Átalo, ya que es uno de quien, las tribus de Ática tomó su nombre. Debemos saber que Dócimo un macedonio que era uno de los generales de Antígono, se entregó a Lisímaco y le llevó una gran riqueza. Había con él un eunuco paflagonio nombrado Filetero. Las aventuras de este Filetero, y lo que hizo después de haber traicionado a Lisímaco, y de qué forma se ganó a Seleuco lo digo todo esto en la historia de Lisímaco. Ahora basta con decir que Átalo era el hijo de Átalo y nieto de Filetero, y que Éumenes tuvo un hijo del mismo nombre, que dio su reino a Átalo su sobrino del que estoy hablando. A lo largo de su reinado que no hizo nada más memorables echar a gálatas de la costa Marítima de Asia, y obligarlos a establecerse en el país que ocupan hoy. Yo ahora regreso a Atenas.

[2] Después de las estatuas de los héroes atenienses epónimos de las tribus que siguen siendo honrados al ser nombrados, se encuentran los otros dioses: Esta la de Anfiarao, e Irene (Diosa de la Paz), elevando al pequeño Plutón niño en sus brazos. Licurgo (obra de Polieucto, la situan en el ágora en el altar de los 12 dioses) hijo de Licofron también de bronce y Calias con él, que, hizo de los atenienses, con Artajerjes hijo de Jerjes muy ventajosa paz (448 adc). También está Demóstenes (orador) al que desterraron a Calauria, una pequeña isla cerca de Trecén, que luego del exilio dejaron volver, y por segunda vez lo desterraron después del desastre de Lamia.

[3] Tras el destierro regresó a Calauria, donde tomó veneno y se suicidó. De todos aquellos evadidos era el único que Archias no entregó a Antípater y los macedonios, Este Archias, de Turios de nacimiento, fue responsable de una barbarie pues conducía a los griegos a manos de Antípater todos lo que pudo tomar, Demóstenes antes de la muerte había querido lucho a los ciudadanos de Atenas. ¿Cuál es la recompensa del amor y el celo que Demóstenes había tenido siempre por su patria?. Por lo tanto, es bastante razón decir que nadie que se tomo demasiado a pecho los intereses del público tuvo un final feliz.

[4] Al lado de la estatua de Demóstenes está un templo dedicado a Ares, donde hay dos estatuas de Afrodita, y una del dios (¿Ares Borguese?), que la hizo Alcámenes, y otra de Atenea, realizadas por Locro que era un escultor de Paros, y una de Enio (diosa de la guerra) de los hijos de Praxiteles. En la Puerta del templo vemos a Hércules, un Teseo, Apolo que tiene su cabello atado con una cinta. Además de estas deidades hay algunos hombres famosos, una de Cálades, que hizo leyes a la ciudad de Atenas, y la de Píndaro, que ha elogiado en Odas hermosas a los atenienses, mereciendo una estatua de ellos y otros beneficios.

[5] Un poco más lejos están dispuestos Harmodius y Aristogiton que mataron a Hiparco (514 adc), el cómo y el porqué, está en los historiadores (Herodoto Libro V-55); Critias tiene algunas de estas estatuas, las más antiguas son de Antenor. Jerjes tomó estas en el botín, después de haber entrado en Atenas abandonada, hasta que Antíoco la regresó a los atenienses.

[6] Si vas al teatro que llaman Odeón (construido por Agripa 21 al 12 adc) están las estatuas de los reyes de Egipto, todos los que llevaban el nombre de Ptolomeo, y se distingue por un seudónimo, uno se llama Filometor, Filadelfo, y otros. El hijo de Lago lo llaman Soter (el salvador) los rodios. El que he mencionado al hablar de las tribus de Atenas es Ptolomeo Filadelfo, y también está su hermana, Arsinoe.

 

IX. [1] El llamado Filometor es el octavo descendiente de Ptolomeo, hijo de Lago, y le dieron este nombre Irónicamente, en contra de la verdad, como príncipe nunca fue odiado por su madre ninguno, como lo fue este de Cleopatra, a pesar de que él era el mayor, no dejó que el rey lo reconociera, e incluso lo hizo desterrar a Chipre durante el período de vigencia de su padre. Entre las razones que podría tener, la más probable es que esperaba que el segundo hijo, Alejandro, lograra someterlo a su voluntad.

[2] Por lo tanto, hizo todo lo que pudo para convencer a los egipcios en sus preferencias y, lo eligieran rey, tomando partido de enviar a Chipre a Alejandro como un teniente general del reino, pero básicamente para inspirar miedo a Ptolomeo. Por último, después de haberlos herido, entre todos los eunucos que parecían más vinculado a sus intereses, los hizo comparecer ante la asamblea de notables, como si Ptolomeo hubiera conspirado contra su madre y maltratado a los eunucos relacionados con la reina, lo que enojó mucho al pueblo de Alejandría. Hubieran matado a Ptolomeo, si no se hubiera embarcado antes.

[3] En tanto su hermano llegó a Chipre, fue proclamado rey, pero la recompensa de Cleopatra fue merecida, porque este mismo hijo que ella elevó al trono la mató, y, a continuación, al ver descubierto su crimen huyó para escapar del castigo, al fin Ptolomeo de vuelta tomó posesión del reino. Apenas era poseedor de este, declaró la guerra a los Tebanos que se habían sublevado y al tercer año quedaron sometidos, y los castigó de tal manera que solo quedó el recuerdo de haber superado la riqueza de las ciudades más poderosas de Grecia, sin excepción ni Orcomenos o Delfos, no dejó ninguna marca de su antiguo esplendor. Poco después murió Ptolomeo, y los atenienses al reconocerse obligados a él, por los muchos testimonios de gratitud, le erigieron una estatua de bronce y a su hija Berenice, la única de su mujer legítima.

[4] Atrás de los reyes de Egipto encontramos en Macedonia a Filipo y su hijo Alejandro. Ambos han realizado grandes hazañas y seria una temeridad querer hablar en un libro que no sea con este fin. Sin embargo a los Ptolomeos les hicieron sus estatuas con el reconocimiento y el amor de los atenienses, en su lugar de las de Filipo y Alejandro fueron solo responsables la ligereza de la gente y la adulación del pueblo. Los atenienses tienen también el mismo honor a Lisímaco pero menos por afecto y más por su utilidad en su momento.

[5] Este Lisímaco, de origen macedonio, fue uno de los guardias personales de Alejandro, un día el rey airado, le arrojó en un hoyo donde había un león. Lisímaco mató al león, y el Rey quedó tan admirado por su valentía, que lo honraba y distinguía como a los más nobles macedonios que tenía en sus tropas. Después de la muerte de Alejandro tomó esta parte de Tracia que limita con Macedonia, que Filipo Alejandro y habían disfrutado ellos mismos, es un país relativamente pequeño en comparación con el resto de Tracia, que está repleta por una prodigiosa cantidad de hombres, excepto el país de los celtas, no existe un punto en el mundo tan poblado como Tracia. Esta es la razón por la cual antes de los romanos nadie había logrado someter completamente a Tracia, pero hoy toda Tracia y muchos de los países Celtas obedecen a los Romanos, excepto los inútiles por esterilidad de la tierra o la gravedad del clima que hace frío, pues se limitan a ejercer su dominación en los que pueden obtener algún beneficio.

[6] Lisímaco, comenzó atacando a sus vecinos más cercanos los odrisias (Bulgaria) y luego lo hizo a los Dromiquetes, y luego atacó a los Getas (Rumanía), pero como no tenían experiencia sus hombres, y por un superior número de tropas, estuvo en extremo peligro para sí mismo y se escapó sólo, y su hijo Agathocles que se estrenaba en batalla cayó prisionero de los getas. Lisímaco intentó varias veces más la suerte de la lucha, siendo derrotado y, por último, considerando la captura de su hijo, hizo la paz con Dromiquetes, y prometió a su hija en matrimonio, y le dio todo el dominio de Tracia, que está más allá del Istro al rey geta. Algunos dicen que fue el mismo Lisímaco quien cayó prisionero, y su hijo lo liberó por el tratado que acabo de mencionar. De todos modos, a la vuelta de Lisímaco Tracia casó a su hijo Agathocles con Lysandra hija de Ptolomeo hijo de Lago y Euridice.

[7] Después con naves pasó a Asia y ayudó a derrotar a Antígono, fundó la actual ciudad de Efesos que llega hasta el borde el mar, y trasladó a los colonos del pueblo de Colofón y Lébedos y que había destruido. El poeta yámbico Fénix lamenta la desgracia de estas dos ciudades, por lo cual Hermesianacte hizo elegías, no creo que haya vivido ese momento, porque no lloró de la ruina de Colofón en ningún lugar de sus obras. Lisímaco también declaró la guerra a Pirro hijo de Eácides aprovechando que estaba ausente el príncipe de los Estados, que a menudo andaba de correrías, que casi destruyó el Epiro de un extremo a otro, llegando a la tumba de sus reyes.

[8] Jerónimo de Cardia dijo, que abrió sus tumbas, y tiró sus huesos, pero yo creo que es el odio que este escritor tenía a los reyes, que inventaba estas calumnias, cualquiera, excepto Antígono a quien elogiaba sin merecimiento. Pero de hecho, escribió que un macedonio se llegó a violar las tumbas de los reyes de Epiro, Lisímaco debía haber sabido que estos reyes eran los antepasados no sólo de Pirro, también de Alejandro; porque Alejandro era Epirota y de la raza de Eácidas por su madre. La alianza que poco después hizo Pirro con Lisímaco es prueba de que durante la guerra, no llegó a pasar nada que pudiera hacer a estos dos, enemigos irreconciliables. Sin duda Jerónimo de Cardia en contra de Lisímaco tenía más de una razón, pero sobre todo porque este príncipe había arrasado Cardia, y construido en su lugar Lisimaquia en el istmo del Quersoneso Tracio.

 

X. [1] Lisímaco fue amistoso con los macedonios, durante el reinado de Arideo, y luego Casandro y sus hijos fueron los capitanes de Macedonia, pero tan pronto como el reino había pasado a manos del hijo de Demetrio el hijo de Antígono. Lisímaco pensó que le haría la guerra, por lo que mejor comenzarla él, conociendo el estado de ánimo de los golpes de este, quien como su padre siempre estaba atento a incrementar su poder. Sabiendo que había llegado a Macedonia, llamado por el hijo de Alejandro, Casandro, Demetrio asesinó al joven príncipe, y ya reinando en Macedonia, decidió luchar contra él.

[2] Y de hecho le dio la batalla en Anfípolis, pero luchando por Macedonia, casi pierde Tracia. Pero afortunadamente, fue rescatado por Pirro, que era partidario de Tracia. Luego anexionó el país de los Nestios y Macedonia. Es más, Pirro llegando de la parte inferior de Epiro, haciendo el negocio a Lisímaco, no olvidó el suyo, y se apropió de gran parte del reino de Alejandro. Pero cuando Demetrio, que había pasado en Asia para hacer la guerra con Seleuco, este pronto vio a Demetrio en las manos de Seleuco, rompiendo la alianza Lisímaco con Pirro. Luego que cayó sobre Pirro y Antígono (hijo de Demetrio) mismo, obtuvo una gran victoria, conquistando toda Macedonia y obligando a regresar a Pirro a Epiro.

[3] Suceden por lo general del amor a los hombres grandes infortunios. Lisímaco ya avanzada en años, con los niños felices, e incluso con hijos de Agathocles y Lysandra, dió en casarse con Arsinoe, hermana de su hijastra Lisandra. Se afirma que la joven Reina que temía despues de la muerte de Lisímaco, que sus hijos quedaran bajo el poder de Agathocles, hizo por deshacerse de él. Otros han escrito de su amor por Agathocles, y que, en represalia por no obtenerle, decidió quitarle la vida. Añaden que Lisímaco cuando tuvo conocimiento de este horrible plan, quedó de tal manera que no tenía placer de degustar el resto de su vida.

[4] Lysandra después de que su marido fue asesinado por Arsinoe, se refugió en la corte de Seleuco, y los hijos y hermanos en la de Ptolomeo (¿?) huyendo los acompañó Alejandro, un hijo del príncipe, pero de otra mujer llamada Odrysias, que se unió a ellos. Cuando llegaron a Babilonia se conjuraron con Seleuco para declarar la guerra a Lisímaco. Al mismo tiempo Filetero, quien era custodio de los tesoros de Lisímaco, viendo en Arsinoe sospechas, no aceptando la muerte de Agathocles, tomó Pérgamo, una ciudad sobre el Caicos, y tratando con Seleuco, se ofreció a entregarle toda su riqueza.

[5] Lisímaco al saberlo pasó a Asia, y atacó a Seleuco, pero su ejército fue cortado en pedazos, y él incluso muerto en combate. Alejandro, el hijo que tenía, como ya he dicho, de Odrysia, habiendo suplicado a Lysandra para dar sepultura al cuerpo de su padre, lo hizo en Quersoneso, donde lo enterró con piedad y señalado por un hermoso monumento, que está entre la ciudad de Cardia y el Monte Pactyas. Estas son las acciones de Lisímaco.

 

XI. [1] Pirro también tiene su estatua en Atenas. Por el lado materno era de la misma raíz que Alejandro Magno, Pirro era hijo de Eácides hijo de Aribas, y Alejandra de Olympíade hija de Neptolemo. Y el padre de Neptolemo y Aribas fue Álcetas hijo de Táripas. Desde Táripas hasta Pirro, hijo de Aquiles, hay quince generaciones. Este fue el primero, que después de tomar Ilión, no regresó a Tesalia, siguiendo las recomendaciones del oráculo de Héleno, luego de arribar al Epiro. Hermione no le dió hijos, y se casó con Andrómaca, con la que tuvo tres, Moloso, Píelo y Pérgamo el más joven.

[2] Andrómaca después de la muerte de Pirro, quien fue asesinado en Delfos, hizo las nupcias con Héleno, con quien tuvo un hijo llamado Cestrino. Héleno al morir dejó el reino a Moloso hijo de Pirro. Cestrino asistido por una grupo de Epirotas buena voluntad, se apoderó de la región que está por encima del río Tiamis. Pérgamo probó fortuna en Asia, y mató a Areo en un solo combate, y dió el nombre a Teutrania que lleva por él, en la que aún ve un heroon (monumento a los héroes) de Andrómaca, que le había seguido en Teutrania. Con respecto a Píelo, vivió en Epiro, y es por Pirro hijo Eácides y a sus padres que relacionan su origen pero no a Moloso.

[3] Epiro siempre ha sido gobernado por un Rey hasta Álcetas hijo de Taripo, por la división entre los hijos de Álcetas, no podían permitirse compartir el reino. Algún tiempo después murió hijo Alejandro hijo de Neoptolemo en la Lucania (Italia), Olímpiade que temía a Antípatro se vio obligado a llegar a Epiro, donde Eácides hijo de Aribas le dio todo tipo de buenos oficios, para la ayuda de sus tropas en la guerra con Arideo y los macedonios, a pesar de que los Epirotas se negaron a caminar bajo su signos.

[4] Sin embargo Olímpiade obtuvo la victoria, pero fue tan cruel y sanguinario, y no sólo en el asesinato de Arideo, sino que indignamente perseguía a los macedonios, que no es de extrañar que poco después Casandro le hiciera pagar la pena de su crueldad. Es cierto que el odio de los Epirotas a esta princesa les impid presentar primero a  Eácides, aunque con el tiempo la perdonaron, en su suave favor. Casandro se opuso otra vez a que regresar al Epiro, cuando la batalla de Filipo, hermano de Casandro, junto a las Eníadas (enfrente de Ítaca, en el 313 adc); Eácides fue herido y murió de sus heridas a los pocos días.

[5] A continuación, los Epirotas reconocieron rey a Álcetas que también era hijo de Aribas hermano mayor de Eácides, pero de carácter tan violento que su padre lo desterró. Desde el comienzo de su reinado, ejerció tanta crueldad en contra de sus súbditos que finalmente se rebelaron y en su palacio, y masacraron a él ya sus hijos. Los Epirotas trajeron a Pirro hijo de Eácides, todavía joven, sin experiencia y poco consolidada en el trono, fue atacado por Casandro. Pirro ya que los macedonios se estaban preparando para invadir su futuro, fue a pedir socorro a a Egipto Ptolomeo hijo de Lago. Este príncipe le dió en matrimonio a una hermana por parte de madre de Antígona Berenice con varios hijos de Filipo y luego le dio una buena flota y las tropas y lo restableció en el poder.

[6] Pirro fortificada la alianza de Ptolomeo, cayó primero sobre Corcira (Corfú), se dio cuenta de que su isla se encuentra frente a la Epiro, podría servir como base de operaciones a sus enemigos. Deseando, por lo tanto, eliminar este servicio a la guerra, y tomó Corcyra. Con diversa fortuna hizo la guerra con Lisímaco, sin embargo, después de expulsar a Demetrio de Macedonia, tomó la Garda y, por último, los hecho más dignos de memoria de Pirro en todo esto ya ha sido escritos en la historia de Lisímaco.

[7] No se sabe de ningún Príncipe de Grecia que hubiera llevado antes de Pirro la guerra contra los romanos, ya que ni siquiera es cierto que Diómedes y los Argivos que le habían seguido, nunca hubieran atacado a Eneas. Teníamos la esperanza de los atenienses en la conquista de Sicilia y de Italia; pero entre otras muchas cosas la derrota en Siracusa (413 adc) se lo impidió. Alejandro hijo de Neptolemo, y de la misma familia que Pirro, pero mayor que él, murió en Lucania, antes de medir sus fuerzas con los romanos.

 

XII. [1] Pirro es el primer griego que se ha atrevido a emprender con las tropas y atravesar el Mar Jónico para venir a atacar a los romanos. Se fue llamado por los Tarentinos. Estas personas, tras haber apoyado durante mucho tiempo la guerra contra Roma, consideraban que no lograrían vencerlos solos, y como ya habían ganado la amistad de Pirro proporcionándole tropas y barcos en su expedición a Corcyra, enviaron embajadores para que le convencieran de que Italia es un país incomparablemente más hermoso que Grecia, y de hecho no era justicia abandonar a sus amigos y aliados en su necesidad. Pirro afectado de estas advertencias llegó incluso a recordar la toma de Troya, y siendo descendiente de Aquiles contaba con que podría tener el mismo éxito contra Roma, ya que era una colonia de troyanos.

[2] Cuando se había tomado su resolución, y con una planificación cuidadosa, se preparó de barcos, barcos de guerra para llevar caballos y Hoplitas, Por algunos historiadores de su tiempo nos queda escrito el título, "Memorias de Pirro": estos historiadores no son muy famosos, pero cuando lo he leído, no puedo evitar admirar la audacia de este príncipe en la batalla, y su visión de estar siempre preparado para cualquier evento. Se dió a la vela antes de que los Romanos conociesen su propósito, y después del desembarque, no se dió a conocer sino ya en medio de combate, en que apareció en medio con las tropas frescas de repente y cayó sobre ellos, y los puso en desorden. Reparando que no podía competir contra los romanos les lanzó sus elefantes por la desigualdad que existía entre la infantería y los suyos.

[3] Alejandro es el primero de todos los príncipes de Europa que tenía elefantes luego de la derrota de Poro y su conquista de la India. Los procuraron fácilmente, después de su muerte varios otros reyes, Antígono sobre todo el que más; Pirro tomó algunos de los combates que se dieron entre él y Demetrio. Fue la primera vez que los vieron los romanos, y huyeron de miedo, no podía creer que estos fueran animales.

[4] De hecho, todo el tiempo se sabía que había trabajadores que trabajaban en el marfil y el marfil no es otra cosa que el diente de elefantes, pero antes de los macedonios de lo ocurrido en Asia, nadie había visto elefantes, excepto los indios, y los libios y las naciones en su vecindario. Tenemos pruebas de Homero, que se refiere a la magnificencia de los reyes, dijo: que adornaban de marfil camas y sus palacios, pero nunca se refiere a los elefantes, si él lo hubiera visto, o hubiera oído, creo que mejor escribir combates de estos seres, que sobre grullas y pigmeos.

[5] A pesar de estos preparativos, Pirro se encontró obligado a pasar a Sicilia. Los cartagineses, que habían desembarcado, y saqueado todas las Ciudades griegas y, a continuación, sitiado Siracusa. Pirro, por lo tanto, informado de la situación de esta isla por embajadores de Siracusa, dejo pendiente Tarento y a los italiotas en toda la costa. No más llegar a Siracusa, los obligó a dejar el sitio, e hinchado por este éxito, aunque los cartagineses fueran unos bárbaros eran los que tenían la mejor marina como originarios de los fenicios de Tiro y, decididos a luchar contra él en su propio elemento con las fuerzas de Epiro. Corresponde a él audacia extrema, durante mucho tiempo, incluso después de la caída de Troya, los Epirotas no tenían conocimiento de navegación, y ni siquiera del uso de la sal; Homero fue testigo cuando dijo acerca de ellos ( Odisea. XI-122-123): Es un pueblo salvaje; Que ignora el uso saludable de la sal, Y no conocen del mar sino el azar.

 

XIII. [1] Pirro luego de vencido quiso regresar a Tarento con los pocos barcos que habían escapado de los enemigos. Regresado a Italia no obstante tuvo la suerte contraria, a fin de pedir la opinión de la situación de sus asuntos, sabiendo que los romanos no le dejarían huir sin luchar. Después de la lucha contra los romanos luego de su regreso de Sicilia, envió mensajeros a todos los príncipes de Asia y a Antígono, con cartas en las que él les pedia dinero, otras tropas, y tropas y dinero a Antígono. Estos correos a la vuelta los reunió en un consejo compuesto por los más distinguidos de Tarento y Epirotas, dando buenas excusas no mostró las respuestas que había recibido, y les aseguró que estaban en camino refuerzos. Una vez que la palabra se extendió hasta en el ejército de los romanos estos se quedaron quietos. Pirro para alivio a la noche siguiente cruzó el mar y navegó Pirro hasta la costa de Epiro, conocida como la Montaña Ceraunias.

[2] Después de haberse recuperado algo de las pérdidas que le había hecho la guerra contra los romanos, que declaró la guerra contra Antígono, con el pretexto de varios descontentos, pero principalmente porque no le había ayudado en sus guerras de Italia. Desde la primera batalla destrozó al ejército del príncipe, no sólo sus tropas, sino al cuerpo de gálatas mercenarios, y persiguió a Antígono hasta las ciudades a lo largo de la costa. obteniendo alta Macedonia y Tesalia, y se puede juzgar la forma de esta gloriosa victoria, por los escudos de los galos que todavía hay en el templo de Atenea Itonia entre Feres y Larisa y la inscripción que está sobre ellas:

[3] "Te ofrendamos estos escudos colgados, Atenea Itonia, por esta magnífica victoria del moloso Pirro que los quitó a los gálatas. Este héroe encadenó a su carro de la victoria al ejército de Antígono, e hizo revivir a sus ilustres antepasados los valientes Eácidas." Otra inscripción está también en el templo de Zeus de Dodona, donde ofrendó los escudos redondos de los macedonios: "Los macedonio tiranos orgullosos de Asia rica en oro, que a Grecia trajeron la esclavitud; Pirro de esta afrenta quiso vengarse, Y estos son los despojos de la victoria de Pirro junto a las columnas del templo de Zeus."

[4] Sea lo que fuera Cleónimo no le dejó conquistar toda la Macedonia, a pesar de que quiso aprovechar las oportunidades que le dieron, sin embargo Cleónimo le persuadió para que llevase sus armas al lado del Peloponeso. Cleónimo siendo Lacedemonio, no impidió que un ejército extranjero entrara en su patria: la razón que debo decir después en su genealogía. Pausanias, quien comandó a los griegos en la batalla de Platea, tuvo un hijo llamado Plistoanax, que fue padre de otro Pausanias quien dejó un hijo llamado Cleómbroto, el mismo que fue asesinado en Leuctra en la lucha (371 adc.) contra el general Epaminondas y los Tebanos. Cleómbroto dejó dos hijo, Agesípolis y Cleómenes.

[5] El primero murió sin hijos, por lo que Cleómenes sucedió a su hermano, este tuvo dos hijos, Acrótato el mayor y Cleónimo el joven. Acrótato murió antes que su padre Cleómenes, pero dejó un hijo llamado Areo y comenzó la guerra por el reino entre Cleónimo y su tío. Este llamó con todas sus fuerzas a Pirro en contra de su patria. Cabe señalar que hasta la batalla Leuctra los Lacedemonios nunca habían perdido una guerra, por lo que se jactaban de no haber sido derrotados, ya que no habían combatido a pie. Debido a que en las Termópilas dirigidos por Leonidas, si bien tuvo la victoria en la mano, no llegaron suficientes contra Persia, si hubieran sido soldados habrían sido suficientes para matar a una prodigiosa cantidad de hombres, y lo que sucedió en la isla de Esfacteria, donde los atenienses mandados por Demóstenes, ganaron por un ardid de guerra, y de no ser así, no les habrían robado la victoria.

[6] Por lo tanto, en Beocia ellos perdieron por primera vez. Su segunda derrota fue mucho más abrumadora, cuando Antípatro y los Macedonios estaban en plena gloria. El tercer momento en que fueron usados por Demetrio, cuando llegó con un ejército a su país inesperadamente. Por lo tanto, ser atacado por cuarta vez por Pirro, unieron sus fuerzas con las de los Mesenios y Argivos, y marcharon contra el enemigo, pero no fueron esta vez mucho más felices que otras; Pirro venció, y estuvo a poco de entrar en Esparta al primer asalto, afortunadamente para ellos se entretuvo en arrasar y saquear el país.; Esto dio tiempo para respirar a los Lacedemonios, y preparar la ciudad para el asedio, ya que antes en la guerra con Demetrio, habían fortificado la ciudad de Esparta con zanjas muy profundas, y buenos muros y otro tipo de construcciones en los lugares más accesibles.

[7] por este tiempo, y durante la guerra contra los Lacedemonios, Antígono ya había incorporado la mayoría de las ciudades Macedonia y llegó el ejército al centro del Peloponeso, dudaba de que Pirro luego haber tomado Esparta y un parte del país, en lugar de volver a Epiro, no dejará de querer entrar en Macedonia. Pero cuando Antígono llevaba el ejército de Argos a Laconia, llegó Pirro. Hubo una gran lucha entre los dos príncipes; Pirro ganó, y persiguió a los fugitivos hasta Argos.

[8] Las tropas estaban en desbandada como ocurre en estas ocasiones, mientras el pueblo lucha por sus dioses y sus hogares, abandonaron a Pirro fatalmente herido en la cabeza y se dijo que fue con una teja que una mujer le había tirado desde su casa. Pero los Argivos aseguran que fue Démeter misma quien había tomado la figura de la mujer, ahora, así lo cuentan estos y Liceas que escribió la historia de estas personas en el versículo, y refiere la misma cosa, entonces advertidos por el oráculo, construyeron un templo a Démeter en Argos en el mismo lugar donde Pirro había muerto, y allí lo enterraron.

[9] Lo que parece raro es que la muerte de la mayoría de los Eácidas estuviera acompañada por circunstancias maravillosas, y algún Dios siendo parte. De Aquiles, Homero dice (Iliada XXII-359), que lo mató Alejandro hijo de Príamo, y Apolo. Pirro (Neptolemo) su hijo también fue asesinado en Delfos ordenado por la primera Pitia, y el hijo de Eácides, que finalmente murió a manos de la Démeter según los Argivos, y que Liceas escribe. Sin embargo Jerónimo de Cardia cuenta su muerte con diferentes circunstancias, pero como el historiador ha sido honrado por la familiaridad de Antígono, pues era apenas capaz de dar por escrito estando su corazón y su cariño. De hecho, si uno perdona a Filisto haber ocultado los crímenes de Dionisio el tirano, ya que esperaba obtener el regreso a Siracusa, mucho menos hay que pedir disculpas a Jerónimo de Cardia si dió a Antígono su apoyo. Esta es la conclusión del poder de los Epirotas.

 

XIV. [1] Cuando se está en Atenas en el lugar que he mencionado y que destinan a la música, se encuentran muchas cosas dignas de curiosidad, hay una hermosa estatua de Dioniso. Cerca hay una fuente que llaman eneacrunos (nueve caños) Pisístrato la decoró como está. Hay pozos en toda la ciudad, pero fuentes, sólo esta. Más arriba hay dos templos, uno de Démeter, y Core y otro de Proserpina, donde hay una estatua de Triptolemo: les voy a decir lo que se dice acerca de Triptolemo sin detenerme en las fábulas que se refieren a Deíope.

[2] Entre los griegos los que más disputan a los atenienses en controversia a la gloria de ser el más antiguo y el más favorecido de los dioses, con los Argivos, como entre los bárbaros, los egipcios compiten con los frigios. Por lo tanto, fue a Démeter es Argos a quien Pelasgo tuvo el honor de la recibir en su casa, y allí se enteró por Crisantide del secuestro de su hija y, a continuación, el hierofante (sumo sacerdote) Tróquilo se vio obligado a abandonar Argos por el odio de Agenor, que se retiró al Ática, donde se casó con una mujer de Eleusis, y tuvo dos hijos, siendo Eubuleuo y Triptolemo, según la tradición de los Argivos. Sin embargo, los atenienses y todas las personas de Ática están convencidos de que al contrario, era el hijo de Céleo, Triptolemo el que fue el primer hombre en aprender a cultivar el arte de la tierra y sembrar el trigo.

[3] Museo tiene unos versos, si son suyos, en los que dice que Triptolemo era hijo de Océano y de Gea, y otros dicen de Orfeo, si podemos creer que tenga algo de Orfeo, dice que Disaules era el padre de Eubuleo y Triptolemo, y que fueron ellos los que le dieron noticias a Démeter del secuestro de su hija, y que en recompensa Démeter les enseñó a sembrar trigo. Por último Querilo el ateniense que compuso Álope, dijo que Cerción y Triptolemo eran hermanos, ambos nacidos de la hija de Anfictión, pero que Raro era el padre de Triptolemo y el padre Cerción Poseidón. Para mí que quería tratar de aclarar y decir todo en detalle de lo que vemos en Atenas en el templo de Démeter, pero un sueño que tuve, me vino como una advertencia de los dioses, me mantiene en revelar estos misterios, pero puedo proporcionar el conocimiento piadoso a todos.

[4] Antes de la puerta del templo, en un lugar donde hay una estatua de Triptolemo está una buey de bronce que es conducida al altar. También hay una estatua de Epiménides de Cnoso sentado, del que dicen que un día paseando por el campo, entró en una cueva donde dormido soñó y abrumado despertó sólo, después de cuarenta años y para su posterior expiación útil, se entregó a purificar muchas ciudades asoladas, pero sobre todo Atenas. Tales por el mismo medio libró de la plaga a los Lacedemonios, pero sin ninguna relación con Epiménides; Polimasto de Colofón que dió razón en sus versos de Tales para los Lacedemonios, dijo que Tales era de Gortina.

[5] Un poco más lejos se encuentra el templo de Euclea, ofrenda del botín de los persas que habían desembarcado en Maratón. De todas las victorias ganadas por los atenienses, veo que hay un punto que gloria en esta última, porque Esquilo estando cercano a su fin, con toda su gloria su talento para la poesía, con lo que hizo antes en Salamina y en la batalla delante del Artemisio, pero simplemente puso en su epitafio su nombre el de su padre el de su ciudad, y por testigos de su valor el bosque de Maratón y los persas que habían desembarcado.

[6] En la parte superior de la Cerámica y el pórtico, conocido como el pórtico del Rey, hay un templo de Hefesto, donde no me sorprende que hayan puesto una estatua de Atenea a su lado, si pendamos en lo que se dice del nacimiento de Erictonio. En cuanto vi a la diosa, con los ojos glaucos, pensé que se habían basado en los mitos libios, porque dicen que Atenea era hija de Poseidón y la laguna Tritonida, una ninfa de marismas y por esa razón dicen que tienen los ojos glaucos como los de Poseidón.

[7] Cerca de allí, el templo de Afrodita Urania (o celestial), los asirios fueron los primeros en honrarla por encima de todos los demás pueblos. Luego el pueblo de Pafos, luego en Chipre dieron el culto a la diosa, y estos lo llevaron a los fenicios y las personas que viven en la ciudad de Ascalón en Palestina, luego lo llevaron a los de Citera. Egeo lo impuso en Atenas. Como veía que no le nacían hijos, que atribuyó esta desgracia a la ira de Afrodita Urania, así como la desgracia de sus hermanas y la estatua está hoy en día en el templo. La diosa es de mármol de Paros, y es una obra de Fidias. Hay un demo Atmonia que conforman uno de Municipios de Ática, también fue un templo de la Afrodita Urania, construido, dicen, que por Porfirion que, si hemos de creer, era la reina en Ática Ley, estos municipios o pueblos tienen sus tradiciones, y tienen diferentes opiniones que las recogidas en Atenas.

 

XV. [1] Yendo a Pecile hay un portal así llamado debido a la variedad de sus pinturas, donde hay un Hermes de bronce con el título de Agoreo o deidad que preside los mercados. Al lado hay un pórtico, o más bien una especie Arco de Triunfo, los atenienses lo construyeron para servir como un trofeo para los que vencieron en combate de caballería (¿? no hay noticicias que lo contrasten, por eliminación proponen el 318 adc.), al hermano de Casandro, Plistarco, ya que este le dió el mando sobre la caballería y los mercenarios. Cuando estás en el Pecile la primera imagen es la lucha de los atenienses con los Lacedemonios en Énoe (¿? tampoco hay noticias), un pueblo Argivo. El objetivo del pintor no ha sido la imagen de una batalla en el momento más culminante, y donde cada uno de los combatientes pone todas sus fuerzas y coraje para ganar, sino que es el momento en que los dos ejércitos se encuentran en presencia y comienzan a llegar a las manos.

[2] En el centro de la pared está Teseo, que conduce la lucha de los atenienses contra las Amazonas, que son las únicas mujeres que el fracaso nunca les quitó el gusto por la guerra, porque después de que Hércules tomara Temiscira y el ejército que habían enviado contra Atenas había sido derrotado, no dejaron de ir a la ayuda de Troya, para luchar contra los atenienses y en contra del Ejército Griego. El siguiente cuadro representa a los griegos destruyendo Troya, y sus dirigentes deliberando sobre el ultraje de Ájax a Casandra; a un lado Ájax se distingue a sí mismo, y en un grupo cautivo la desafortunada Casandra.

[3] La última imagen en la pintura es la batalla de Maratón, se puede ver por un lado con los atenienses a los de Platea pueblo de Beocia y fieles aliados de Atenas, en el otro lado los Persas comenzando la batalla, parece que unos y otros están igualados en ambos lados, pero en el centro de la batalla ya están huyendo y empujándose los bárbaros, tratando de pasar un pantano; y en los extremos de la pintura tabla están los barcos fenicios y los bárbaros tratando de volver, pero los griegos, que los siguen hacen una terrible masacre. En este mismo lugar está el retrato de Maratón, el héroe que dio su nombre al campo de batalla. El pintor no olvida que Teseo está saliendo de debajo del suelo, Atenea y Heracles, porque los de Maratón fueron los primeros que veneraron a Hércules como un dios por encima de todos los demás griegos. Entre los combatientes, que parecen sobresalir está Calímaco, elegido de los atenienses y honrado con la dignidad de polemarca, Milcíades uno de los líderes del ejército de los atenienses y el héroe Equetlo al que me referiré luego.

[4] Además de estos cuadros, vemos escudos en la pared con una inscripción que dice que era un escudo de Escioneos (ciudad de Tracia) y los aliados, y algunos que tenían con ellos, que aún hay que están frotados con pez para defenderlos de la herrumbre y que el tiempo que no los estropee, dicen que fueron tomados a los Lacedemonios en la isla de Esfacteria.

 

XVI. [1] La parte frontal de este pórtico está decorado con estatuas. Recuerdo haber visto la de Solón, que dió leyes (594 adc.) a los atenienses, y un poco más abajo, la de Seleuco, quien tuvo señales claras de esperanza de su futura grandeza, porque el día que estaba a punto de salir de Macedonia con Alejandro, y sacrificando a Zeus en la ciudad de Pella, los maderos en el altar parecían acercarse a la estatua del dios y penderse por sí mismos. Después de la muerte de Alejandro, Seleuco temiendo a Antígono que llegó a Babilonia con un ejército, se refugió cerca de Ptolomeo hijo de Lago, pero a su regresó a Babilonia, venció al ejército de Antígono, y lo mató a este con sus propias manos. Y derrotó y apresó a Demetrio su hijo.

[2] Tras estos éxitos, y después de la catástrofe y la caída de Lisímaco, le dio el imperio de Asia a su hijo Antíoco, y tomó el camino a Macedonia con un ejército de griegos y bárbaros. Ptolomeo detuvo el curso de tanta prosperidad. Este príncipe hermano de Lysandra se vio obligado poco antes, para implorar la ayuda de Seleuco contra Lisímaco, pero dispuesto a tener acciones por sí mismo, llamado Cerauno (el rayo), se armó contra él. Y cuando Seleuco se acercó a Lisimaquia con su ejército, y tan pronto como Ptolomeo fue a darle noticias lo mató a traición (281 adc.). Por la muerte de este príncipe Ptolomeo dejo a los reyes tomar sus riquezas que le ayudaron a tender la trampa a Seleuco, y para él se reservó Macedonia que no gozó mucho, habiendo tenido la audacia de luchar en batalla contra los Gálatas lo que ningún otro rey que sabemos lo había hecho antes que él, murió, e inmediatamente el hijo de Demetrio, Antígono entró en posesión de la Macedonia.

[3] De Seleuco creo superó a todos los demás reyes en justicia y piedad con los dioses. Retornó el bronce de Apolo a Milesia, que se había llevado Jerjes a Ecbatana, Seleuco lo envió de vuelta al santuario de los Bráquidas, y después de haber construido Seleucia sobre el Tigris, con colonos babilonios, pero no derribó los muros de Babilonia, ni el templo de Belus, e incluso permitió a los caldeos que vivieran cerca de este templo.

 

XVII. [1] En el ágora de Atenas hay muchos monumentos que no son conocidos por todos como el altar de Eleo (la Piedad), la divinidad a la que solo los atenienses entre los griegos, le dan culto, y en efecto esta divinidad es de gran ayuda en las desgracias y vicisitudes a las que estamos expuestos diariamente. Según estos, recomiendan a la humanidad, que tengan cuidado para no romper su celo a los dioses, a Aidos, Feme, y Horme (Pudor, Fama, y Arrojo) que tienen sus altares en el ágora, en un palabra, la piedad es recompensada por lo general, se puede juzgar porque los atenienses eran más religiosos que otros pueblos, de esta prosperidad que ellos disfrutan.

[2] Cerca de la plaza hay un gimnasio, con el nombre de su fundador, Ptolomeo, y se ven hermas (pilastras cuadradas con un busto) de piedra o mármol de figura cuadrada, que son de gran belleza. hay un Ptolomeo de bronce, así como Juba de Libia, Crisipo de Solos. El Templo de Teseo no está lejos de allí, donde se encuentran muy hermosas pinturas, la primera batalla de los atenienses contra las Amazonas, esta lucha sigue estando grabada en el escudo de Atenea, y en el pedestal de la estatua de Zeus Olímpico, y en segundo lugar, la batalla de los Centauros con los Lapitas, donde Teseo está representado matando a un centauro, mientras que los otros parecen parejos de fuerzas en el combate.

[3] El tercer cuadro es un misterio para los que no saben lo que dicen los atenienses, que el tiempo ha borrado una parte, y Micon que es el pintor (mediados del V) no completó toda la historia que hace el tema. Por lo tanto, ser conscientes de que Minos, habiéndose llevado con Teseo a Creta a esos jóvenes que había exigido a los atenienses, se enamoró de Peribea. Teseo se opuso a que cumpliese su pasión; Minos enojado por el desprecio de sus palabras, dijo que no era el hijo de Poseidón, que no era capaz de encontrar su anillo en el mar, Al mismo tiempo, arrojó su anillo en el mar, que Teseo, se dice: que encontró el anillo y apareció con una corona de oro que Anfitrite le puso en la cabeza.

[4] Los sentimientos están muy divididos sobre la muerte de Teseo, dicen que estuvo en prisión, por Plutón hasta que Hércules lo liberó. Lo que me parece más probable se reduce a esto; que Teseo entró en la Tesprótide (En el Epiro) junto con Pirítoo para raptar a la esposa del rey de Tesprotios; de hecho Pirítoo estaba apasionado y deseoso de casarse con ella, aunque llevaron un ejército, habrían perdido gran parte de sus tropas, y fueron apresados por el Rey de los Tesprotios en la isla de Ciquiro.

[5] En Tesprótide, quiero decir de paso, que tiene sus encantos, entre los que hay que salvar el templo de Zeus en Dodona y el roble dedicado a él. Cercano a Ciquiro está el pantano Aquerusia y el río Aqueronte, y, hay otro río el Cocito del que también se consideran las aguas de un sabor muy desagradable, pudiera ser que Homero hubiera visitado estos lugares, y eso le diera la idea de usarlo para la descripción del infierno, de donde recoge los nombres de estos ríos. Mientras que Teseo estaba en la cárcel, los hijos de Tindareo llegaron a Afidna, y y devolvieron al trono a Menesteo, Menesteo no congenió con los hijos de Teseo, que inmediatamente se retiraron a Eubea en Elefenor.

[6] Sin embargo, pensado que sería un peligroso enemigo, si alguna vez Teseo volviese de la Tesprótide, pensaba en como ganarse a los atenienses con todo tipo regalos y conseguir que Teseo no fuera recibido en Atenas. Esa es la razón por la que Teseo después de su prisión, tuvo que partir para refugiarse en Creta con Deucalión, pero una tormenta le arrojó en la isla de Esciros, donde la gente llena de respeto por un hombre tan distinguido por nacimiento y por la magnitud de sus acciones, lo trataron espléndidamente en todas las formas imaginables. Como esto disgustaba a Licómedes Rey de esta isla, es probable que lo mandara matar y lo ocultase. Los atenienses hicieron un templo dedicado a él poco después de que los Persas desembarcaran en Maratón, luego que Cimón hijo de Milcíades arrasara a los Esciros para vengar la muerte de Teseo, y llevara sus huesos a Atenas.

 

XVIII. [1] El templo de los Dióscuros (sureste del Ágora) es antiguo, Castor y Polus están de pie, y sus hijos a caballo. Sus aventuras están pintadas por Polignoto, incluido el secuestro y el matrimonio de la hija de Leucipo. El cuadro de los argonautas que navegaron a la Cólquide con Jasón es de Micon, que puso la atención de la pintura en Acasto (hijo de Pelias) y sus caballos.

[2] En la parte superior del templo de los Dioscuros está una capilla dedicada a Aglauro: se dice a este respecto que un día Atenea le confió a ella y sus hermanas Pándroso y Herse, un cofre donde había escondido al pequeño Erictonio, y con muchas de sus recomendaciones para que no lo abriesen Pándroso había obedecido, pero que sus hermanas no pudieron aguantar la curiosidad de abrir el cofre y llegar a encontrar a Erictonio. Inmediatamente agitadas por las Furias, se arrojaron desde la cima de la ciudadela por la parte más escarpada, por donde los persas escalaron y masacraron la ciudad. Creyendo que interpretaban mejor a Temístocles y el significado de los oráculos, fueron a defender con vallas de madera y palos la Acrópolis.

[3] Al lado se encuentra el Pritaneo ( se guarda fuego sagrado), donde mantenemos las leyes de Solón por escrito. Hay imágenes con diosas, como Irene y Hesta (la Paz y el Hogar), y varios hombres famosos, uno de los cuales es Autólico, un famoso pancratista (IX-32-8); porque en los bustos de Milcíades y Temístocles, han eliminado la inscripción, ahora son un Tracio y un romano.

[4] Yendo desde allí a la parte baja de la ciudad, el primer monumento que se encuentra es el templo de Serapis, Ptolomeo fue quien trajo su culto a Atenas. En Egipto hay varios templos dedicados a este dios, el más famoso de todos está en Alejandría, y el más antiguo en Menfis. Donde no se permite entrar a extranjeros, y ni sus propios sacerdotes tienen derecho a pasar hasta que el buey Apis es enterrado. Un poco más bajo, te muestran el lugar donde Teseo y Pirítoo se comprometieron a ir juntos a Lacedemonia, y desde allí a Tesprótide.

[5] Casi al lado está el templo de Ilitía: se dice que esta diosa llegó desde el país de los Hiperbóreos a Delos, para Ayudar a Leto en los dolores del parto, desde donde su nombre y su culto se propagado a otros lugares, lo cierto es que los habitantes de Delos a sacrificar Ilitía, y todavía hoy cantar en su honor un himno del poeta Olén (poeta mítico). Los Cretenses que viven en la ciudad de Cnoso dicen que esta diosa era de Amniso, e hija de Hera. Los atenienses son los únicos que cubren las xóanas (estatuas de madera) hasta los dedos del pie. y tienen tres, que dicen que dos eran de Creta, y fueron consagradas por Fedra; y la tercera la más antigua, las mujeres de Atenas me aseguraron que había sido traída de Delos por Erisictión.

[6] Antes de entrar en el templo de Zeus Olímpico, es correcto decir que el emperador romano Adriano, ha dedicado esta bella estatua que atrae a los ojos de todos, no por su tamaño, porque son mayores las de Rodas y Roma, sino por su riqueza, porque es de oro y marfil, y proporcionado en todas sus partes, lo que es especialmente difícil dada su dimensión. Verá en este templo estatuas del emperador Adriano, de mármol de Tasos, y dos de mármol de Egipto. En las columnas del templo están representadas ciudades coloniales (estátuas) de bronce que los atenienses llaman. El recinto del Templo es, de al menos cuatro estadios, en su circuito no se puede encontrar un lugar que esté vacío de estatuas, porque cada ciudad ha dedicado una a Adriano, pero los atenienses se han distinguido particularmente por su hermoso coloso dedicado a este príncipe, que se encuentra detrás del templo.

[7] La cámara también contiene varias antigüedades: un bronce de Zeus, un antiguo templo de Crono y Rea, un recinto sagrado de Gea, que llaman Olímpica. Hay una apertura de ancho alrededor de un codo, a través del cual, dicen, salió el agua después de la inundación de Deucalión (inundación mítica tras la era del bronce), y cada año lanzan allí una especie de pasta hecha con harina de trigo y miel.

[8] Entre estas antigüedades hay una columna con una estatua de Isocrates, un hombre digno de memoria, que dejó tres ejemplos para posteridad, el primero de la coherencia en su trabajo, a la edad de noventa y ocho años no había dejado de enseñar ni tener discípulos, la segunda en una rara modestia, que siempre le mantuvo alejado de los asuntos públicos y las intrigas del gobierno, el tercero de una gran amor por la libertad, la que quería más que a la vida, porque tras las noticias de la derrota de los atenienses en Queronea (388 adc.), terminó sus días voluntariamente. Están unos persas en mármol Frigio, que sujetan un trípode de bronce, obra digna de ver ellos y el trípode. El templo de Zeus Olímpico es muy antiguo, se afirma que lo construyó Deucalión, lo que prueba que Deucalión vivió en Atenas es su tumba, suficientemente cerca del templo.

[9] Sin embargo, el emperador Adriano había decorado la ciudad con muchos otros monumentos: construyó el templo de Hera y Zeus Panhelenio y otro que es común a todos los dioses. En este último especialmente se admira las cien columnas de mármol Frigio, y cuyas paredes y pórticos son del mismo material, los nichos de mármol están decorados con pinturas y estatuas, en las habitaciones el techo brilla con el oro y el alabastro. Cerca del templo hay una biblioteca, y un gimnasio que lleva el nombre de Adriano, con cien hermosas columnas de mármol de Libia.

 

XIX. [1] Después del templo de Zeus Olímpico, en su camino hay una estatua de Apolo Pitio y, a continuación, hay un templo del mismo dios, pero apodado Delfíneo. Se dice que cuando este templo se estaba terminando, quedando el tejado, mientras trabajaban, apareció en la ciudad un joven desconocido vestido hasta los pies y con su hermoso cabello trenzado cayendo sobre sus hombros. Era Teseo, que estando cerca del templo, escuchó a los trabajadores que se reían cuando le preguntaron "que hacía una muchacha en edad de casarse sola": este no respondió a la broma nada, sino que después de desuncir los dos bueyes, al carro, los lanzó más alto aun sobre los trabajadores que afanaban en la cubierta del templo. (R.Graves,"mitos griegos" pag. 380, lo cree un error de interpretación, pero no lo sujeta)

[2] En la parte de la ciudad conocida como los jardines (¿?), donde veremos un templo de Afrodita, con una estatua cerca de la diosa, cuadrada como las hermas, no me dieron noticias ni había registro ni siquiera de la celestial Afrodita, aunque la inscripción sería las más antiguas diosas, Afrodita Urania, llamada de las Moiras (destino), La estatua de Afrodita de los Jardines es de Alcámenes y es de las mejores que hay en Atenas.

[3] También hay un templo a Hércules Cinosarges, leyendo en lo que consiste el oráculo se sabe de la causa de una perra blanca. En este templo verás varios altares, uno dedicado a Hércules, y otro a Hebe la que se dice, la hija de Zeus y la esposa de Hércules, uno a Alcmena (madre de Hércules), por último, otro a Yolao, que fue el compañero de Hércules en la mayoría de sus trabajos. El Liceo es un lugar que tomó su nombre de Lico el hijo de Pandion. Siempre fue y todavía se cree que se trata de un templo de Apolo, una vez que fue apodado Licio. Se dice que los termilas cambiaron su nombre al de Licios (Herodoto libro-I-173, VII-92) porque Lico huyendo de Egeo, buscó refugio en sus hogares.

[4] Detrás del Liceo podemos ver la tumba del rey Niso de Megara, quien fue asesinado por Minos, y que los atenienses llevaron su cuerpo a Atenas donde le dieron enterramiento. Si hemos de creer la fábula, Niso tenía el pelo de color púrpura y al punto moriría si se lo cortaban, y sucedió que los cretenses devastaban el país y sitiaron sus ciudades, los de Nisea se había refugiado en Niso, y esta fue sitiada. Una hija tuvo una fuerte pasión por Minos y cortó el pelo a su padre que murió, así lo cuentan.

[5] Los atenienses tienen dos ríos, uno es Iliso, y el que se llama como el Eridano, que tiene el mismo nombre que el río de las aguas del país de los Celtas y que vierte al Iliso. Por lo tanto, se dice, que a orillas del Iliso mientra Oritias jugaba, fue secuestrada por Boreas que luego la desposó, y más tarde de esta alianza con los atenienses se hundieron las trirremes de los Bárbaros. Los atenienses quieren que Iliso sea dedicados a otras deidades, especialmente a las Musas, y en su orilla hay un altar llamado de las Musas Ilisíades. Verá También a orillas del río donde los peloponesios mataron a Codro hijo de Melanto rey de Atenas.

[6] Al pasar el Iliso, encontrará un lugar llamado Agras, y un templo de Artemisa Agrótera (cazadora), y luego de venir de Delos por primera vez tuvo la diversión de la caza, y es por esta razón, que se representa con un arco. Hay monumento que no es tan divertido de oír, que causa sorpresa y admiración al verlo, me refiero al estadio de mármol blanco, que se puede comprender mejor la grandeza si comienzo diciendo que la colina que está por encima de la Iliso, y que llega al río en forma de media luna y se extiende recto a ambos lados. Herodes Atico ha construido este magnífico estadio, y agotó casi toda la cantera del Monte Pentélico.

 

XX. [1] De Pritaneo baja una calle llamada trípodes, notoriamente conocida porque a lo largo de esta calle hay muchos templos considerables en los que hay muchos trípodes de bronce, y que mantienen obras de gran valor, entre otras de Praxiteles un Sátiro del que estaba muy orgulloso, Frine su amante le pidió la más bella de sus obras, y accedió a dársela, pero no le dijo cual de ellas era la mejor. Por lo que dicen, urdió una estratagema para saberlo. Un día, cuando estaba en casa Praxiteles, un siervo a quien ella instruyó, viene con gran estruendo gritando y diciéndole a Praxiteles que se había incendiado su casa, y que gran parte de sus obras se estaban quemando, y sólo quedaban muy pocas que no se hubieran dañado.

[2] Praxiteles mientras salía decía, si se ha perdido mi Sátiro y mi Eros nada me queda; Frine le aseguró luego, que la desgracia no había sucedido, ella sólo quería saber de él mismo cuales eran sus mejores obras, y ante el testimonio de Praxiteles eligió a Eros. En la misma zona hay un templo de Dioniso, donde vemos un Sátiro que presenta una taza a este dios, el eros en pie y Dioniso; son de Timilo (¿?).

[3] Cerca del teatro está el más antiguo templo de Dioniso en el recinto, En el santuario hay dos capillas con dos estatuas del dios, el Dioniso Eleuterio, y el de oro y marfil de Alcámenes; también hay algunas pinturas, en especial la historia cuando Dioniso conduce a Hefesto al cielo, lo que los griegos dicen de esta fábula, es que nació Hefesto, y Hera lo arrojó desde el cielo a la tierra, como resultado Hefesto que no habían olvidado el agravio de Hera, le envió una silla de oro con unos vínculos invisibles, y que Hera al sentarse quedó atrapada en estos vínculos, y que Hefesto ya no se fiaba de ninguno de los dioses, excepto de Dioniso, y que este lo emborrachó para llevarlo de vuelta al cielo. Un segundo cuadro, muestra como Licurgo y Penteo son castigados por Dioniso, dada su insolencia, en una tercera, Ariadna está durmiendo, vemos a un lado a Teseo, que se hace a la mar, y a Dioniso que llega para raptar a Ariadna.

[4] Poco distante del templo de Dioniso y del teatro, verá un edificio que imita el pabellón (tienda de campaña) de Jerjes, el edificio es moderno, ya que el primero fue quemado por Sila cuando tomó Atenas (86 adc.). La causa de la guerra fue la siguiente: Mitrídates celebraba el imperio de los bárbaros que viven cerca del Ponto Euxino, por qué hizo la guerra a los romanos, luego de invadir toda Asia, extendió su dominio sobre un número infinito de ciudades, tomándolas por la fuerza y formando alianzas con otras, es fácil de aprender más detalles de la historia de este príncipe, porque sus hechos tienen que ver con la captura de Atenas.

[5] Mitrídates tenia un ateniense llamado Aristión, embajador con las ciudades griegas, que hizo todo lo que pudo para llevar a sus compatriotas a preferir la amistad del Rey antes que los romanos, pero no logró convencer a todos los que ocupaban un asiento honorífico en la ciudad que preferían a los romanos, sino al pueblo y los agitadores. Luego de la lucha entre los dos ejércitos, los romanos tenían la victoria, y aprovechando la ventaja de sus tropas divididas en dos alas, una perseguía a Aristión y sus seguidores a las puertas de la ciudad, y el otro siguió a Arquelao y los bárbaros hasta el Pireo. Este Arquelao fue, un general de Mitrídates, que algún tiempo antes había hecho una irrupción en las tierras de los vecinos magnetes de Monte Sípilo, pero había fracasado en su empresa, y se retiró con muchas pérdidas y heridos. Así que Atenas quedó en estado de sitio.

[6] por este tiempo Taxila, otro general de Mitrídates, después de haber puesto cerco a Elatea en la Fócide llegando mensajero levantando el ejercito entró en Ática. A la primera noticia de su caminar el General romano dejó parte del su ejército , y salió al encuentro de Taxila en Beocia. A los tres días los correos enviados a los campamento de los romanos informan, a Sila, de que la ciudad de Atenas fue tomada y que Taxila había sido derrotado en Queronea. Sila regresó a Atenas, y en la cerámica encerró a todos los que hablaron en su contra, y a suertes mandó ejecutar a uno de cada diez.

[7] Como cada vez era más agria la ira de Sila contra los atenienses, algunos escaparon a consultar el oráculo de Delfos, y si el destino de Atenas es que perezca, a lo que la Pitia respondió algo sobre el odre (encomendarse a la nueva generaración). Algún tiempo después, Sila enfermó según he oído, de lo mismo de que murió Ferécides de Siro antes que él, Este hizo en contra de los atenienses miles de crueldades indignas de un romano, sino que hizo una acción que merecía más la ira de Hicesio (protector de los suplicantes), saco a Aristión, de donde se había refugiado en un templo de Atenea, Sila ordenó que lo sacaran por la fuerza y lo hicieran morir. La ciudad de Atenas, después de sufrir este desastre durante la guerra contra los romano, finalmente de nuevo empezó otra vez a brillar bajo el emperador Adriano.


XXI. [1] El teatro, está decorado con un gran número de estatuas de poetas, ya sean trágicos o cómicos, muy pocos son conocidos para la mayoría. Excepto Menandro, no he visto un poeta cómico que se celebre. Entre los trágicos, están en primera fila con razón Eurípides y Sófocles. Cuando murió este último, los Lacedemonios invadieron Ática, su comandante había tenido un sueño donde veía a Dioniso que le advertía de que honrase a la nueva Sirena con todos honores que se acostumbre a los muertos, El General Lacedemonio interpretó Sófocles y sus tragedias, en efecto, la comparación todavía se da como canto de sirenas, pero no sólo de los poemas sino de los persuasivos y elocuentes discursos.

[2] En el caso del busto de Esquilo es muy posterior a su muerte y al cuadro donde está haciendo prodigios de valor en Maratón, pero una cosa singular de este poeta, siendo muy joven, se quedó dormido en el campo donde guardaba las uvas, y le vino en un sueño Dioniso que le ordenó hacer una tragedia, y en la obediencia al Dios, cuando fue de día, comenzó el trabajo, y llegó al final sin muchos problemas.

[3] Sobre la muralla del Noto, que va desde la acrópolis al teatro de la ciudad, se ve la cabeza de la Gorgona Medusa, y una égida grabada alrededor. A la altura del teatro en la pared hay una cueva a los pies de la Acrópolis, Encima de la cueva se puede ver un trípode que representa a Apolo y Artemisa que matan a los hijos de Niobe. Yo la vi de cerca subiendo al monte Sípilo. Lo cierto es que, mirada de cerca no tiene la figura de una mujer, y mucho menos una mujer llorando, pero si lo ves desde lejos, te parece ver a una mujer en lágrimas y abrumada por el dolor.

[4] En el camino del teatro a la Acrópolis está la tumba de Calo que fue asesinado por Dédalo (artista mítico), este aprendiz suyo era hijo de su hermana, así que después del asesinato huyó a Creta, y después se retiró a Sicilia con Cócalo que reinaba allí. Un lugar que merece la atención, es el templo de Asclepio, tanto por las estatuas del dios y sus hijas, y por las hermosas pinturas de allí. En este templo hay una fuente cerca de la cual dicen que el hijo de Poseidón, Halirrotio, murió a manos de Ares por haber violado a su hija Alcipe, y que a causa de este asesinato se celebró por primera vez un juicio (de Ares Areópago).

[5] Entre otras cosas de interés debo hablar de la coraza de los Sármatas (norte del mar negro) que está en este templo, y si la observa usted, estará de acuerdo en que los bárbaros no son menos cualificados que los griegos, ni menos adecuados para cultivar las artes. Los Sármatas no tienen hierro ni lo importan, porque de todos los pueblos que habitaban las regiones del norte, son los que tienen menos comercio con los extranjeros. La escasez de este metal les ha hecho imaginativos, en sus picas tienen puntas de hueso, que tienen el arte de hacer tan duro como el hierro, y sus arcos y sus flechas son de madera de cornejo, y puntas de huesos en las flechas. Además de que tienen grandes cuerdas de mimbre que usan para la guerra y que utilizan envolviéndolo al enemigo en el combate, derriban a los cogidos en las cuerdas tirándoles su caballo encima, o haciéndoles retroceder.

[6] Para sus corazas, lo hacen así. Tienen una gran cantidad de caballos, porque el hogar es la tierra en común, y es fértil en pastos y bosques, por lo que en rigor son nómadas que se encuentran vagando por aquí y por allá. Además de los servicios que se derivan de los caballos para la guerra, que inmolan a sus dioses, y los matan para su propios alimentos, y de los que recoger cuidadosamente los cascos, que limpian y cortan como las escamas de los dragones. Si usted nunca ha visto las escamas de un dragón, te lo puedes imaginas como una piña de pino que aún está verde, con la misma estructura estos bárbaros con los cascos de los caballos logran este aspecto de una piña de pino; ya que todas estas piezas de cascos, están agujereadas y, a continuación, cosidas con nervios de buey o caballo, y, finalmente, llegar a hacer pectorales que son tan limpios, como los griegos, y no peores, ya que son, con mucho, a prueba de hierro de cerca y lejos.

[7] Las corazas de lino no son tan buenas para la guerra, un golpe de espada las atraviesa, pero son excelentes para la caza, porque los dientes de leopardos y de los leones se rompen. Se puede ver estas corazas ofrecidas en varios templos, como en el de Apolo Grineo (En la región de Pérgamo), que tiene un hermoso bosque de madera sagrada, árboles que no dan frutas, son árboles sólo para oler y para los ojos.

XXII. [1] Después del templo de Asclepio en el camino hacia la Acrópolis, está el templo de Temis, y la tumba del desafortunado Hipólito cuya trágica muerte que se dice fue por el efecto de las maldiciones de su padre. No hay hombre, que sepa de letras griegas, que no tenga conocimiento del amor de Fedra, y de la audacia de su nodriza. De Hipólito aún se encuentra una tumba en Trecén, donde se dice que:

[2] Cuando quería casarse Teseo con Fedra, por temor a que de los niños nacidos de su matrimonio Hipólito no fuera subdito, tomó la resolución de enviar al príncipe con Piteo tanto para que lo criara y reinara en Trecén. Teseo mató a los hijos de Palante porque estaban tramando una conspiración contra él, y marchó a Trecén para purificar de este asesinato y fue donde Fedra vió a Hipólito por primera vez, y habiendo tomado una violenta pasión por el joven príncipe, avergonzarse de sí misma, resolvió acometer el suicidio. Todavía se muestra un mirto en Trecén cuyas hojas están agujereadas en su totalidad y aseguran que el mirto no estaba así, sino por Fedra y la aguja que llevaba prendida del pelo.

[3] Teseo que persuadió entonces a todos los pueblos del Ática a reunirse en una ciudad, e introdujo el culto de la diosa Peito (La Persuasión), y la de Afrodita, bajo un nombre De esta diosa que iba a ser el vínculo común a todos estos pueblos. Las estatuas que vi de estas dos diosas, no son antigüedades, estan son de época moderna. Por último hay aquí un templo dedicado a Gea Curotrófaga (la tierra que nutre), y otro dedicado a Démeter Cloe (la que verdea), de sus sacerdotes se puede aprender la razón de los apodos, si usted es curioso.



Libro I - [Atenas - Acrópolis]

 


[4] Sólo hay una manera de entrar en la ciudadela, por cualquier otro lado está cerrada de un muro de roca. Los propileos están cubiertos de mármol blanco, su grandiosidad y esplendor, aún lucen hermosos en mi tiempo. No puedo saber que queríamos representar con la estatuas ecuestres que se dejaron en estos vestíbulos, si son los hijos de Jenofonte, o si se pusieron allí sólo para la decoración. A la derecha de los propileos esta una capilla de la nike Áptera, (sin alas, ¿Atena Nike?), que está al lado del mar, y desde allí, dicen que Egeo se arrojó.

[5] El barco que llevaba el homenaje a Creta de los atenienses se hizo a la mar con velas negras, y Teseo, que estaba lleno de coraje de combatir al Minotauro, había prometido a su padre que si lograba la victoria, volvería con velas blancas, pero aún de la alegría de haber vencido le hizo olvidar Ariadna, para anunciar su victoria con la señal, de modo que cuando Egeo vió las velas negras creyó que su hijo había perecido, y la desesperación le hizo lanzarse al mar. Entonces los atenienses le erigieron un santuario para el héroe.

[6] A la izquierda se encuentra una sala donde hay pinturas, no se sabe nada de muchas porque el tiempo las ha borrado, pero se pueden distinguir a Diómedes y Ulises en Lemnos, que aún le quita a Filoctetes el arco y las flechas y Ulises, que quita la Atenea de la ciudadela de Troya. En otro el cuadro se Orestes y Pílades, el primero mata a Egisto a puñaladas y el segundo mata a los hijos de Nauplio que vinieron al rescate de Egisto. En otro Polixena que iban a sacrificarla en la tumba de Aquiles, la acción bárbara que Homero pasó de largo dejando el silencio, de la misma manera que informó que Aquiles había destruido Esciros, pero tuvo la precaución de no decir que este guerrero había pasado algún tiempo en esta isla viviendo con las mujeres, hecho que otros poetas no han olvidado, y que ha pintado Polignoto en los cuadros que hablo, así como cuando Ulises está presentándose en el momento en que lo descubrieron Nausicaa, y las mujeres que habían llegado a lavar al río con la princesa, tal como dice Homero.

[7] Hay otras pinturas, que están entre los principales temas, la victoria Alcibíades de cuando ganó en Nemea en una carrera de caballos, y Perseo, que da a la cabeza de Medusa a Polidectes rey de Serifo: dejo la historia de Medusa ya que no es de este capítulo. Entre estos cuadros, además de un niño que está llevando las hidrias (pellejas de agua) y el púgil pintado por Timéneto,(¿?) me di cuenta de un retrato de Museo que me recuerda a la poesía antigua, cuando leí que Boreas le había dado el don de volar, aunque creo que eran de Onomácrito (Herodoto 7-6) Debido a que no tienen nada que no esté en duda de Museo, excepto un himno en honor de Démeter, que hizo para los Licómidas.(família o tribu Ática)

[8] Al entrar a la ciudadela, está el Hermes y las tres Gracias, que se atribuye a Sócrates hijo de Sofronisco. De este filósofo el oráculo de Delfos dijo que era el más sabio de todos los hombres. Ni la guadaña de Anakarsis, (uno de los 7 sabios, hacia el siglo VI adc.) yendo a Delfos, llegó a ganar el mismo testimonio, a la Pitia no le encajó otorgarle este honor.

 

XXIII.[1] Los griegos se enorgullecen de muchas cosas, pero sobre todo, de sus siete sabios, entre los que ponen al tirano de Lesbos y Periandro hijo de Cípselo. Pero debo admitir que Pisístrato y su hijo Hipias eran más humanos, incluso en el Gobierno militar y civil, es más loable, sobre todo antes de que el espíritu de Hipias, amargado por el asesinato de su hermano Hiparco, se centrase de manera cruel en castigar a todos aquellos que fueron cómplices, especialmente la cortesana Leena.

[2] Para lo que digo aquí es algo que repiten por costumbre los atenienses, a pesar de que no está escrito en ninguna parte, pero después de la muerte de Hiparco, a Leena, Hipias con el pretexto de ser amante de Aristogiton, y según todas las apariencias conocía su secreto, la hizo sufrir a esta mujer todo tipo de crueldad, hasta que expiró del tormento, de modo que cuando los atenienses se vieron finalmente liberados de la tiranía de los hijos de Pisístrato, se erigió la estatua de la cortesana con la figura de una leona (Plinio libro 34-72, la estima de Amphicrates), y a su lado ofrenda de Cálias, una Afrodita que se cree de Cálamis.

[3] También se encuentra en la ciudadela un bronce de Diítrefes traspasado con flechas. Por no hablar de otras muchas acciones que hizo, esta cuando llegaron los tracios a Atenas luego que Demóstenes, había salido a Siracusa cuando llegaron tarde. Pero Diítrefes los regresó desembarcando en Golfo de Calcis sus tropas y, a continuación, se dirigió a la sede de Micaleso que está delante en la tierra de Beocia, y habiendo tenido que encajar toda la gente que fue pasada por la espada, sin distinción de edad o el sexo. Qué demuestra que todas estas ciudades muertas de Beocia, son las que asolaron los Tebanos entonces, fuí abastecidos por estas mismas personas que habían escapado a esta desolación todavía hoy, el mismo diría que Micaleso, no había sido plenamente destruida.

[4] Volviendo a la estatua de Diítrefes, me sorprendí al verlo herido de las flechas, porque lo cierto es que solo los griegos cretenses, disparan flechas. Sabemos que los hoplitas, Locrios de Opuntia, que informa Homero (Iliada 13-701), llegando a Troya con arcos y hondas, pero este tipo de armas no se usó ni en tiempo de guerra de los persas, ni los Malios (Tesalia) mismos han cumplido con el uso de flechas, que no sabían en mi opinión antes de Filoctetes, y luego lo dejaron. Con esta estatua está la de Higiea que se dice que es la hija de Asclepio y Atenea llamada Higiea.(Saludable)

[5] No me refiero a otros menos famosos, también me di cuenta en este lugar de un pequeño banco de piedra donde, si usted cree que los atenienses, Sileno paró a descansar cuando Dioniso llegó por primera vez a Ática, Le dan el nombre de Silenos a los Sátiros que son mayores de edad. Como estaba haciendo muchas preguntas acerca de los Sátiros, para tratar de aprender algo más de lo que comúnmente se dice, un Cario llamado Eufemo, me dijo que: después de haber embarcado para ir a Italia, había sido lanzado por la tormenta a los extremos del océano, donde aún no se navega,

[6] Él describió, que hay islas abandonadas, e islas habitadas por salvajes, nuestros no quieren desembarcar, porque ya las conocían, pero, forzado por los vientos, se vieron obligados a tomar la tierra en la que era la más cercana. Ellos llaman a estas islas Satiridas; y los habitantes son de color rojo y tienen una cola detrás casi tan grande como los caballos. Una vez que estos salvajes supieron que estábamos en su isla, acudieron a la nave, sin proferir una sola palabra se lanzaron sobre la primera mujer que vieron, nuestros marineros, para salvar el honor de estas mujeres, abandonaron sus barbarie a una que se encontraba en la tripulación, y de inmediato estas Sátiros en calmar su brutalidad, no sólo en la forma en que los hombres usan las mujeres, sino por todo tipo de lascivias.

[7] Hay muchas otras en la antigua Acrópolis de Atenas, me acuerdo especialmente de una niña que lleva un vaso sagrado a Licio, que era del hijo de Mirón y es de bronce , y Mirón mismo ha hecho, la estatua de Perseo en la actitud luego de haber acabado con Medusa. Pero no debemos olvidar una capilla de Artemisa Brauronia, cuya estatua es de Praxiteles: Esta diosa es llamada así por el nombre un pueblo de Ática en Braurón, donde se muestra una antigua xoana que llaman Artemisa Taurica.

[8] No voy a olvidar un caballo de bronce, realizados a imagen del famoso caballo de madera, que fue sin duda una máquina de Epeo inventado para la guerra y destinado a derribar las paredes, no deben creer que los troyanos son estúpidos y tontos y que no tenían ni sombra de razón. Pero como se dice en general, que los más valientes del ejército de los griegos se escondieron en el vientre de este caballo, la forma del caballo de bronce del que hablo es coherente con lo que se dice del caballo de Troya, porque vemos a Menesteo, Teucro, y los hijos de Teseo en el momento de descender.

[9] Detrás de esta, hay varias estatuas de caballos, presté atención a Epicarino hecho por Critias (y Nesiotes), un hombre de esa época que disputa mientras va armado. Enobio también tiene su recompensa por una bella acción, fue él quien ganó la votación para que Tucídides hijo de Oloro (Historiador de la gerra del Peloponeso) volviera desde el exilio, pero al poco tiempo allí, Tucídides fue asesinado por una gran traición: su tumba etá cerca de la puerta Melítide. El pancratista Hermólico y Formión hijo de Asópico también tienen un bronce.

[10] No es necesario repetir lo que otros han dicho, voy a decir sólo que a Formión se le asigna como a ningún otro virtud en Atenas, de nacimiento ilustre, al sentirse abrumado por las deudas, tuvo que retirarse al demo en la ciudad de Peania, que no impidió a los Atenienses darle el mando de su construcción naval militar, pero Formión se negó, diciendo que hasta que sus deudas no fueran pagados, no tendría autoridad sobre los soldado: los atenienses que lo querían como general, pagaron sus deudas, y Formión tomó el mando de la flota.


XXIV. [1] También está Atenea que castiga al Sileno Marsías, por haber cogido una flauta que había arrojado lejos ella no quería que tocase. A todos estos monumentos, añado una tabla que representa la lucha de Teseo contra el Minotauro, ya se tratase de un hombre o un monstruo, como mejor queramos creer y a decir la verdad, vemos a las mujeres parir en nuestros dias monstruos aún más extraordinarios.

[2] Podemos ver a Frixo hijo de Atamante, que sacrificó el carnero que le había llevado a la Cólquide; no está claro a quien lo está ofreciendo, pero podemos especular que este es el dios que los Orcomenios llaman Lafistio. Frixo que, usa la manera de los griegos en el sacrificio, acaba de cortar el vientre de la víctima, viendo algunos muslos asados en las brasas. Todavía recuerdo un Hércules estrangulando a las serpientes con sus manos, como la fábula, y una Atenea que sale de la cabeza de Zeus, y un toro que fue consagrado en un solo lugar por el senado del Areópago.

[3] La razón de esta consagración permíte múltiples conjeturas. Ya he dicho que los atenienses son los más religiosos de todos los pueblos, son los primeros en dar el honor a Atenea como Ergane (Obrera), y Hermas en la forma de estas bustos que tienen la cabeza y el tronco, los primeros también, que dedicaron en sus templos una estatua al espíritu divino que prefiere la belleza del arte a las simples antigüedades, también puede ver, un guerrero desconocido que tiene en la cabeza un casco, con las uñas de plata, es una obra de Cleetas. Una estatua de Gea suplicante que pide la lluvia a Zeus, quizás porque los atenienses previamente carecieron de agua, o que Grecia se había visto afectada con la sequía. Y una estatua de Timoteo hijo de Conón, y Conón mismo, otra de Procne que medita para matar a su hijo Itys (le sirvió su carne a Tereo por ultrajar a Filomena su hermana), que es de Alcámenes. Usted todavía verá a Atenea haciendo brotar el olivo a los Atenienses, y un Poseidón que, les hace brotar una fuente de agua del suelo a su favor, y una estatua de Zeus Polieo (el de la ciudad), de Leócares.

[4], les voy a decir cómo los atenienses sacrifican a Zeus Polieo, pero no puedo decir la causa de su religión. Ponen en el altar la mezcla de cebada con el trigo y no dejan a nadie con el buey, que debe servir como víctima, este se acerca al altar para comer, el sacerdote para el sacrificio que llaman matador de bueyes, lo mata, arroja el hacha, y luego huye, y los asistentes que no han visto esta acción enjuician al hacha: esto es lo que sucede en la ceremonia.

[5] En el Partenón. En el frontón de la fachada que ve todo lo que se refiere al nacimiento de Atenea, y detrás de la fachada está la representación de la disputa entre Poseidón y Atenea sobre Ática. La estatua de la diosa es de oro y marfil, (complemento de detalles en Plinio Libro 36 4-7) en su casco hay una esfinge, hablo de la Esfinge en la descripción de Beocia. Y a los lados del yelmo están esculpidos grifos en relieve.

[6] Aristeas de Proconeso (Herodoto IV-13) habla de grifos en sus poemas, dijo que están constantemente en guerra con los Arimaspos por el oro que produce el país, que es cuidadosamente vigilado por los grifos; los Arimaspos son hombres que tienen un solo ojo, y viven en la parte superior de los Isedones; los grifos son unos animales muy similares al león, con la diferencia de que tienen un pico y alas de águila, es lo que dice.

[7] Volviendo a la estatua de Atenea, que está de pie con una túnica que cae hasta el final de los pies y en el pecho está la cabeza de Medusa de marfil, y con la diosa hay una Nike de cuatro codos. Atenea tiene una lanza en la mano, y un escudo a sus pies y cerca de la lanza está una serpiente, símbolo de Erictonio. En el pedestal hay un bajorrelieve que representa a Pandora y lo que se dice acerca de su nacimiento, ya que, según Hesíodo y otros poetas, Pandora fue la primera mujer, y antes de que aquí no estaban en el mundo. En este templo he visto sólo un busto de hombre es la del emperador Adriano, pero a la entrada, vi a Ifícrates, general ateniense que es conocido por muchas bellas acciones.

[8] Fuera del templo hay un Apolo de bronce que se dice de Fidias, que se conoce como Apolo Parnopio (sig. Langosta. El louvre lo supone copia del original el Apolo Cassel ), porque el país estaba infestado de saltamontes y el Dios prometió solventar tema, y se dice que realmente así fue, aunque no como. Yo sé que en el Monte Sípilo los saltamontes fueron exterminados hasta tres veces, de las siguientes maneras, la primera vez que un gran viento se las llevó, la segunda, un exceso de calor y luego continuas lluvias las hizo morir, y la tercera que perecieron por un violento frío que llegó de repente.

 

XXV. [1] se encuentra todavía en la Acrópolis de Atenas, una estatua de Pericles hijo de Jantipo, y una de Jantipo mismo, que en una batalla naval derrotó a los persas en Micale (479 adc.). La estatua de Pericles está aislada, y junto a ella está Anacreonte de Teos (#, los daneses la dan como original pero parece copia romana), luego de la primera lesbia Safo que se dedicó a los poemas eróticos, y figura como un hombre borracho y cantando. Cercanas hay estatuas de mujeres. Io la hija de Ínaco, Calixto la hija de Lycaon, sus estatuas son una obra de Dinómenes, de parecido planteamiento, con la pasión de Zeus y la cólera de Hera, y la transformación, de una vaca y la otra en oso.

[2] La muralla de la ciudadela en el lado sur está decorada con diversas pinturas, Átalo que ofrendó el tema de la guerra contra los dioses cuando habitaban entonces los Gigantes en Tracia, y en el Istmo de Pelene, la lucha de los atenienses contra las Amazonas, su victoria sobre los persas en Maratón y la derrota de los Gálatas en Misia, cada cuadro es de unos dos codos. De Olimpiodoro también hay una estatua y, desde luego, bien merecida, no sólo por sus grandes hazañas, sino por arengar valientemente a los atenienses, en momentos en que las continuas desgracias no permitían abordar el presente, ni dejaban esperanza para el futuro.

[3] Por la desgracia de que vino en Queronea (338 adc.) que resultó fatal para todos los griegos. Quedando esclavos no querían tomar parte en la causa común, y los que traicionan a su patria estando de parte de los macedonios, todos fueron esclavizados. Filipo se apoderó de muchas ciudades, mientras que los atenienses andaban con las propuestas de paz, se debilitaban cada vez más, perdiendo las islas que poseía, y perdiendo el imperio del mar, de modo que a lo largo de su reinado y el de su hijo, los atenienses durante su reinado no iniciaron ninguna empresa. Luego después de la muerte de Alejandro, la corona y pasó a Arideo y el mando a Antípatro, sufriendo que Grecia se mantenía en el tiempo en la opresión de los macedonios y, por tanto, se lanzaron a la guerra e incitaron a otros a seguir su ejemplo.

[4] Las ciudades que hicieron alianza con los atenienses fueron los primeros en el Peloponeso, Argos, Epidauro, Sición, Trecén, los Eleos, los Fliasios y Mesenia, y en el segundo lugar fuera del istmo de Corinto: los Locrios, los focidios los tesalios, Caristo, y los acarnanios que eran parte de la liga Etolia. Para los beocios, ya que habían arrasado Tebas y estaba vacío el territorio, por temor a que los atenienses restauraran esta ciudad y fuera utilizada en su contra más tarde, no sólo no se aliaron con Atenas, sino que se sumaron a los Macedonios con todas sus fuerzas.

[5] Después de que cada una de las ciudades hubieran prestado sus tropas estos nombraron a un comandante en particular, y de acuerdo juntos con recibir las ordenes de Leóstenes ateniense como general, tanto por la importancia de la ciudad, de donde era, como por su persona y su amplia experiencia en la profesión de la guerra, entre todos los de Grecia, condenó el que a los griegos y sus capitanes que habían servido bajo Darío, Alejandro les ordenara que permanecieran en Persia, Leóstenes anticipándose los trajo de regreso en Europa. Pero a pesar de sus servicios, y las expectativas que había diseñado su valor, pronto se disiparon por su muerte que fue llorada en general por todos sus ciudadanos, y que, en su caso, después de muchos infortunios los desanimó. Es más poco después una guarnición macedonia entró en Atenas y ocupó en primer lugar Muniquia (322 adc.) y luego el Pireo y los Muros de Largas paredes.

[6] Antípatro murió por este tiempo y Olimpiade vino de Epiro a quitarle el reino a Arideo la vida, pero no disfrutó largo tiempo de los frutos de su crimen; Casandro asediando su capital, y se apoderó, y la dió a la población, luego de tomarla el reino (dejo todo lo que es ajeno a los atenienses), llegó a la fortaleza Panacto en Ática y Salamina y forzó que los Atenienses a reconocieran el hijo del rey Demterio, Fenóstrato, hombre reconocido como sabio. Otro hijo de Demetrio, Antígono, príncipe, y un gran joven fue sensible a la gloria de ser como los griegos, que pronto llevó el nuevo tirano.

[7] Sin embargo, Casandro, que odiaba a los atenienses, se ganó a Lácares, y lo convenció para ser rey de Atenas. Este siempre había sido partidario del pueblo, y de todos los tiranos conocidos fue la más cruel de todos con los hombres, e impío con lo sagrado. El hijo de Antígono Demetrio, poco después acordó con los atenienses, destruir la tiranía de Lácares que ya viendo el enemigo en las puertas, huyo de la ciudadela con los escudos de oro, y todas las riquezas que pudo llevarse, sin respetar los dedicados a Atenea, y se refugió entre los beocios.

[8] Sin embargo, la opinión que tenía riqueza fue precisamente la causa de su pérdida, los habitantes de Coroneo lo mataron por sus tesoros. Demetrio, que había liberado a los atenienses de sus tiranos, sin razón no les devolvió el Pireo por el contrario introdujo una guarnición en la ciudad y fortificó el Museo, esto es una colina que está dentro de la ciudad antigua frente a la ciudadela, donde se dice que el poeta Museo cantaba, y donde luego de morir de viejo fue enterrado, pero ya se plantó una tumba de un Sirio en el mismo lugar (Antíoco Filopapo, hijo de Antioco IV). Demetrio, por lo tanto, tomó el puesto y lo fortificó.

 

XXVI. [1] Después de unos pocos años todos los atenienses valientes, por la memoria de sus antepasados se despertó el recuerdo de su honor. Teniendo en cuenta la forma en que fueron privados de su antigua gloria, les dió vergüenza de sí mismos y dieron la orden a sus tropas de obedecer a Olimpiodoro. Inmediatamente se alistaron al general, sin distinción de edad, mientras que hubiera personas capaces de portar armas, y con más que la buena voluntad de sus soldados y sus propias fuerzas, caminó contra el enemigo. Al mismo tiempo, los macedonios salieron de su sitio; Olimpiodoro los atacó y venció, y cuando regresaban al museo, los atenienses que los perseguían, tomaron esta posición, siendo liberada.

[2] Esta es la forma en Atenas, en que finalmente se sacudieron el yugo de los macedonios. En esta ocasión todos los atenienses cumplieron perfectamente con su deber, pero Leócrito hijo de Protarco se destacó entre todos los demás porque fue el primero que escaló la pared y el primero que espada en mano entró en el museo donde murió peleando, y sus ciudadanos le dieron gran honor, sobre todo por dedicar su escudo a Zeus libertador, grabando su nombre y la historia de este maravilloso logro.

[3] Olimpiodoro, dio muchas muestras de su valentía, porque no sólo recuperó Muniquia y El Pireo, pero viendo que el Macedonios marcharon a las puertas de Eleusis, luego de posicionarse con estos, fue a buscar a los enemigos y los venció. Cuando Casandro comenzó a participar en las hostilidades en Ática, Olimpiodoro embarcó y pidió a los Etolios socorro, y como la había obtenido, esta fue la salvación de Atenas, en vísperas de una guerra como la que amenazaba. Por lo tanto, es Justicia que los atenienses le erigieran monumentos a la gloria de este gran hombre, en la acrópolis, y en Pritaneo y los Eleusinos conservar su memoria de sus grandes obras, con cuadros que los representan. Entre los focidios los de Elatea a los que ayudó cuando Casandro, también le honraron con el reconocimiento ofreciéndole una estatua de bronce en el templo de Delfos.

[4] Cercana a la estatua de Olimpiodoro, hay otra de bronce en honor a Artemisa Leucofriene, y que ofrendaron los hijos de Temístocles , ya que su padre, por concesión del rey de Persia, reinando en Magnetes. No debo extenderme más, con un plan tan grande como el de describir la totalidad de Grecia. Hubo un discípulo de Dédalo llamado Endeo que era ateniense de origen, y siguió a Dédalo a Creta, cuando se vio obligado a huir por la muerte de Calo, la fundación de Atenea sentada que vemos en la Acrópolis de Atenas tiene inscrito Calias la ofrenda y Endeo quien la hace (Endeo siglo VI adc. la estatua es muy anterior).

[5] Todavía se puede ver el templo de Erecteo, en la plaza hay un altar dedicado a Zeus Hípato (el grandísimo), que en este altar no sacrifican nada vivo para hacer ofrendas, y ni siquiera sirven libaciones de vino. Al entrar se encuentran tres altares, el primero está dedicada a Poseidón, y tras un oráculo también hacen sacrificios a Erecteo; un segundo al héroe Butes (Mito, hermano de Erecteo), y el tercero a Hefesto, en las paredes fueron pintadas al fresco la historia de los héroes y de todas las aventuras que tienen alguna relación con ellos o la familia. Este templo es doble, tiene un pozo de agua salada, que no es cosa de maravillarse, porque yo sé de otros lugares tierra adentro, donde hay pozos similares. En Afrodisias en Caria tienen uno. Pero lo que me parece más notable en él, es que cuando sopla el viento del mar se oyen las aguas ruidosas, y que en la piedra que lo cubre, está la huella con la figura de un tridente, que los atenienses consideran como una marca de la vieja reivindicación de Poseidón en Ática.

[6] No es la única ciudad que está bajo la protección de Atenea, en todo el país, porque aunque las personas de cada estado tienen sus dioses individuales, todos tienen el honor, sin embargo, de darle culto común a la diosa. La más venerable de todas las estatuas, es aún más de vieja, antes de que los atenienses hubieran dejado sus pueblos para reunirse y hacer algo más que solo las personas, bajo un consentimiento unánime, consagrando en el distrito que ahora está en la ciudadela, que entonces comprendía toda la ciudad de Atenas. La fama que dicen de esta estatua es que había caído del cielo, yo no lo voy a negar o afirmar.

[7] La lámpara de oro que quema de la diosa es una obra de Calímaco (siglo V) se llena de aceite al inicio de cada año, sin tener necesidad de llenarla más, a pesar de que está iluminada día y noche, y esto es porque la mecha de esta luz está hecha de lino de Karpasia (amianto de Carpasia, en Chipre), el único lino que el fuego no puede consumir. Por encima hay una gran palmera de bronce que va hasta la bóveda, que disipa el humo fácilmente. Calímaco que hizo esta lámpara no estaba entre los principales artistas, pero de todos fue el primero que encontró el secreto para horadar el mármol, él mismo se llamó katatëxítechnos, o si otros lo usaron, lo tomó para sí mismo.

 

XXVII. [1] En el Templo de Atenea Poliade (el de la ciudad), están las antigüedades que se pueden ver: en primer lugar una estatua de Hermes sólo de madera, y se dice que lo dió Cécrope. Está compuesto de varias ramas de mirto unidas de una maravillosa manera; en segundo lugar, una especie de asiento plegable ideado por Dédalo, y finalmente varias corazas de los persas, como la coraza de Masistio quien comandó la caballería del enemigo en la lucha en Platea, y una espada que dicen ser el de Mardonio. Con respecto a Masistio, sabemos que murió luchando contra los atenienses (Herodoto IX-22), y Mardonio, combatiendo contra los Lacedemonios, y fue asesinado por un soldado espartano (Herodoto IX-64), y no hubieran consentido los lacedomonios que la espada la tomaran los atenienses.

[2] Le mostrarán un olivo que es como un monumento a Atenea es la discusión con Poseidón, se afirma que los Persas, cuando incendiaron la ciudad de Atenas, tambien quemaron el olivo, y que el mismo día retoño dos codos. El Templo de Pándroso está al lado del de Atenea: Ya he dicho que Atenea les confió un día a ella y las hermanas de Pándroso un depósito, y que esta fue la única que se mantuvo fiel a la diosa.

[3] Ahora voy a decirles unas cuantas peculiaridades que no son conocidas por todos. En el templo de Atenea Poliade, es un casa habitada por dos vírgenes llamadas arréforas (portadoras de lo secreto, ¿algún objeto de culto?) por los atenienses. Estas, vestidas de blanco pasan algún tiempo en el servicio de la diosa, y el día de la fiesta, llegan por la noche al templo, donde reciben a la sacerdotisa de Atenea y ponen cestos sobre sus cabezas, pero ni ellas saben lo que la sacerdotisa ha puesto dentro, ni quién se lo da. Hay un sitio en la ciudad llamado de la Afrodita de los Jardines, y hay una cueva que parece haberse tallado naturalmente, y que es por donde estas dos, con sus canastas, bajan y dejan estas cosas, y a continuación, toman otras también cubiertas, que llevan al templo en la cabeza con el mismo misterio, luego las liberan, y ponen otras dos en su lugar en la ciudadela.

[4] Cerca del templo hay una estatua, alta sólo un codo, de nombre Sueris, que es un viejo: que dicen que fue el siervo de Lisímaco. También podrá ver dos grandes estatuas de bronce en la actitud de dos hombres que luchan, se cree que uno es Erecteo, el otro Eumolpo, pero aquellos que tienen algún conocimiento de las antigüedades saben que este último es más bien Imarado el hijo de Eumolpo, quien fue asesinado por Erecteo.

[5] En el pedestal está representado Teéneto, o cualquier persona que era el adivino de Tólmides a quien consulta, y Tólmides mismo. Se trata de un General de Ejército Naval atenienses, que, llevó el terror a muchos lugares, pero especialmente en las costas de Peloponeso, y quemó el arsenal y los barcos de los Lacedemonios en Gitio, y luego cayó sobre sus vecinos y conquistó Beas, ciudad de los periecos, y de la isla de Citera, desembarco en el país de Sición, derrotó al ejército que se oponía a su curso, y los empujó hasta los muros de Sición y luego de vuelta a los puertos de Atenas, llevó atenienses a las colonias que dieron lugar a Eubea y Naxos. Para recordar el pasado irrumpió en Beocia, asolando el campo, sometió a asedio Queronea, y luego avanzando en el país hasta Haliarto, pero su ejército fue cortado en pedazos y él mismo murió en la batalla: es todo lo que he conocido relacionadas Tólmides.

[6] Hay otras estatuas muy antiguas de Atenea, que están intactas, pero muy ennegrecidas y dañadas aunque no golpeadas, el fuego las ha tocado, cuando Jerjes llegó a Atenas se la encontró casi abandonada, porque la mayor parte de los residentes habían subido a los barcos. También verá una hermosa caza del jabalí, del que todavía no pude saber nada cierto, porque no se si es el jabalí Calidón y Cicno luchando con Hércules que parece olvidada. (Cicno ofrecía un premio a quien pudiera derrotarle en un combate singular, y fue muerto por Hércules en el río Pene según la fuente)

[7] En Trecén me gustaría decir las aventuras de Teseo, Hércules llegando a ver Piteo dejó su piel de león para sentarse a la mesa, y que varios niños de la ciudad, entre otros Teseo, que tenía sólo siete años, atraídos por la curiosidad se había llegado a casa de Piteo, pero que todos tenían un gran temor a la piel del león, y salieron huyendo pero Teseo le quitó un hacha de las manos a un esclavo y se fué contra el león y lo atacó, esta es la primera aventura de Teseo dicen.

[8] Añaden que Egeo antes de salir de Trecén, puso su calzado y su espada bajo una gran roca, de manera que estas fueran señal un día para su hijo, luego se trasladó a Atenas, Teseo apenas hubo alcanzado la edad de dieciséis años, movió la gran roca y se llevó lo que había depositado. Esta segunda leyenda de la vida de Teseo, está grabada toda en bronce, menos la roca, en la Acrópolis de Atenas.

[9] También se conserva un monumento histórico de otro héroe de esta aventura, que debe ser recordado. Un toro enorme devastaba toda Creta, y, en particular, sobre todo la zona del río Tetris, Se dice que en los primeros tiempos hubo animales mucho más ferozes y terribles que hay ahora, el león del bosque de Nemea, y el del Monte Parnaso, y esos dragones que se han visto en varios sitios en Grecia, hay testimonio del jabalí de Calidón, el de Erimanto y el de Cromion cerca de Corinto. La tierra produce estos monstruos, algunos de ellos fueron incluso, enviados por los dioses, para castigar a la raza humana. De hecho, los cretenses así estaban convencidos de que Poseidón en su ira les había enviado este animal, Porque Minos, no le ofrendaba por el imperio del mar que rodeaba Grecia, honor al dios de los mares, de una forma más particular que a los otros dioses.

[10] Se cuenta que el toro fue llevado a Creta desde el Peloponeso, y que dió lugar a uno de los doce trabajos de Hércules. Otros dicen que estando suelto en el país de Argos, que penetró a través del istmo de Corinto en el Ática, hasta Maratón, donde mató a todos los que encontraba, y a Androgeo, el hijo de Minos. Minos quiso atribuir la muerte de su hijo a la maldad de los atenienses, y envió de inmediato una flota equipada para sitiar Atenas, y no dejando de hacerles la guerra a los atenienses, mientras no consintieran en enviarle cada año, siete jóvenes varones y siete doncellas para ser entregados al Minotauro, que fue encarcelado en el laberinto de Cnoso. La tradición dice, que Teseo finalmente empujó el enorme toro hasta la Acrópolis de Atenas, y que allí lo sacrificó a la diosa. Es cierto que el pueblo de Maratón ha dedicado en este lugar, una hermosa imagen que representa esto.

 

XXVIII. [1] Pero, ¿qué razón tenemos para erigirle una estatua de bronce a Cilón?, y, ¿sobre qué base fue encontrado digno, que yo lo pueda saber?. Porque es un hecho que Cilón quería ser tirano de su patria: Creo para mí, que fue por ser el más hermoso de su tiempo y que había adquirido muchos gloria olímpica al ganar en la doble carrera, además se había casado con la hija de Teágenes tirano de Megara.

[2] Antes de salir de la ciudadela, me hablan de dos antiguos monumentos que son el resultado del diezmo de los botines de guerra que los atenienses tenían con sus enemigos. La primera es un bronce de Atenea (¿ La llamada Prómaco, "que combate"?), que se pagó el precio por haber ganado a los persas el día de Maratón, que es una obra de Fidias. Mis, excelente grabador, representó en el escudo de la diosa la batalla de los Centauros y los Lapitas, y varias otras historias de los dibujos de Parrasio hijo de Evenor. Esta estatua es tan alta que el penacho del casco y la punta de la pica puede verse navegando desde Sunium. El segundo es un carro, monumento de bronce usando el diezmo del botín de los beocios y los habitantes de Calcis en Eubea. Terminaré con dos estatuas que atraigan más los ojos, Pericles hijo de Jantipo, y la obra maestra de Fidias (puede coincidir con la referencia de Plinio el viejo libro-34 19-5), la Atenea Lemania porque son los habitantes de Lemnos quienes la dedicaron.

[3] En cuanto a la Acrópolis, excepto lo construido por Cimon hijo de Milcíades, estaba rodeada de murallas y se dice que fueron los Pelasgos que vivían en esta parte; se dice que fueron Agrolas e Hiperbio quiens las construyeron: he intentado saber alguna otra cosa, y salvo que ambos eran oriundos de Sicilia, que fueron emigrados a Acarnania, y desde allí habían pasado a Atenas.

[4] Cuando estás bajando, no a la ciudad, sino un poco más allá de las puertas de la Acrópolis, usted verá una fuente (¿la clepsidra, o reloj de agua?) y un templo de Apolo y el dios Pan. También hay una cueva donde se dice que Apolo se unió a Creusa la hija de Erecteo. El dios Pan, se dice que es del tiempo de la llegada de los persas al Ática, Filípides había enviado dar la noticia a los Lacedemonios, y que aún no había ninguna respuesta de ellos pero que deberían enviar ayuda de manera pronta, a Atenas, ya que se retrasaban debido a que su religión no permite la guerra antes de la luna llena, pero est les dijo que Pan se le apareció al monte y había dado instrucciones junto al monte Partenio a los atenienses de los que era su amigo, de luchar por ellos en el Maratón, se dice que es el origen del culto de los atenienses para con este Dios.

[5] También se ve una colina que se llama Areópago, porque el primero en ser juzgado allí fue Ares. Ya he explicado lo de la muerte de Halirroto, y por qué luego Orestes fue juzgado del asesinato de su madre. Todavía hay un altar de Atenea Area dedicado a esta creencia, por Orestes, cuando fue exonerado. En la sala de audiencia existe dos piedras donde sentarse el acusador y el acusado, una llamada Hibris (injuria) y la otra Anedea (resentido).

[6] Cerca, está del templo de las diosas que los atenienses califican como venerables, y en su Teogonía, Hesíodo las llamó el nombre de Erinias. Esquilo fue el primero que las definió con serpientes entrelazadas en el pelo, aunque ni ellas ni las demás deidades infernales que están allí, dan ningún miedo. Me refiero a Plutón, Hermes y la diosa Gea. Todos los que son absueltos en el Areópago hacen sacrificio a estos dioses, y también, ciudadanos y extranjeros.

[7] En el Areópago está la tumba de Edipo. Después me informé de que, tenemos que creer, que encontraron sus huesos y fueron traídos de Tebas, a este lugar, porque lo que Sófocles escribe de la muerte de Edipo parece poco creíble, en comparación con lo que dice Homero (Iliada 23-678), que indica que Mecisteo llegó a Tebas a competir en los juegos fúnebres.

[8] Los atenienses, en la ciudad tienen varios tribunales, pero mucho menos famosos. En primer lugar, el Parabistón , y otro el el Trígono, que tomó su nombre, una de un lugar muy retirado en el que determina que las pequeñas causas, y el otro por su figura triangular, los llaman también verde y rojo, y siempre han mantenido estos nombres desde su institución, a causa de los colores de las salas; El más grande de todos los tribunales y más popular, se llama Heliea, (expuesto al sol). Los procesos penales, por asesinatos, también otros juicios, pero estos en particular en el Paladio, nadie duda de que el primero que fue juzgado aquí fue Demofonte (Hijo de Teseo y Fedra), pero por qué delito, hay distintas versiones al respecto.

[9] Se dice que Diómedes regresó a su país después de la caída de Troya, siendo una noche oscura, llegando a Falero; y que los Argivos que había creían estar en país enemigo, y fueron a saquear, y Demofonte no conociéndolos para evitar el robo, mató a varios Argivos, y se apoderó del paladio (estatua), y se marchó, Por desgracia, su caballo sin verlo pateó a un ateniense, y murió. Algunos dicen que los padres del muerto llamaron a Demofonte a la corte, y otros que había sido la gente de Argos.

[10] En el Delfinio se juzga a los que declaran que han dado muerte en legítima defensa, como es el caso de Teseo, que, después de matar a Palante por haberse sublevado contra él, fue absuelto. Antes de que Teseo fuera declarado inocente, era costumbre que el asesino huyera o que, si se quedaba, muriera de la misma manera. Los atenienses también tienen el Pritaneo, una jurisdicción establecida para juzgar al hierro y otras cosas inanimadas, que han causado la muerte de un hombre. Aquí, en mi opinión, este fue el origen: Cuando Erecteo era rey de Atenas, el sacerdote "asesino del buey" abatió por primera vez a un buey en el altar de Zeus Polieo, y, tras dejar allí el hacha, salió del país huyendo al exilio; a continuación, juzgada el hacha, fue absuelta, y todavía se sigue celebrando este juicio cada año.

[11] Y, de hecho, se dice que varias cosas inanimadas supusieron la justa sanción a los hombres, el testigo la cimitarra de Cambises, que al surgir de su sable era hermosa y gloriosa (Herodoto III-64). Hacia el Mar de Pireo hay un lugar conocido como Freatis donde los desterrados que regresan son acusados de cualquier nuevo delito, se defienden desde una nave ante los que les escuchan en tierra. La leyenda dice que Teucro fue el primero en defenderse de este modo ante Telamón de no haber tomado parte en la muerte de Áyax. Esto es lo dicho de los diversos tribunales de Atenas, para los que tienen curiosidad de saber de ellos.

XXIX. [1] Muy cerca del Areópago verá un barco que se hizo para su uso en la procesión de las Panatenaicas. Esta nave no tiene nada extraordinario por el tamaño, la de Delos, la más grande que conozco tiene nueve filas de remeros bajo cubierta.

[2] Fuera de la ciudad en los demos, y en los caminos, tienen templos dedicados a dioses y una infinidad de monumentos erigidos en honor de todos los héroes y grandes hombres entre los atenienses. Fuera de la ciudad y cerca de la las murallas se encuentra la primera Academia (donde enseñaba Platón), que fue una vez terrenos particulares, y hoy es gimnasio. Al entrar se una espacio dedicado a Artemisa y se ven xoanas de Ariste y Caliste adornadas que llevan esta inscripción: A la muy buena y hermosa diosa. Creo que estos son los atributos de Artemisa, podemos juzgar por los poemas de Safo y de varios autores que han tratado este asunto otra explicación, pero no hablaré más de ello. Dioniso Eleuterio también tiene un templo no muy grande, donde llevan la estatua del dios cada año en unos días determinados. Esto es en cuanto a los dioses

[3] En cuanto a las tumbas, la primera es de Trasibulo hijo de Lico, y es que con justicia ocupa el primer rango, porque de todos los atenienses nadie hizo tanto a la república, sin duda el mejor servicio y por ello el más digno de memoria, Trasibulo, este excelente ciudadano llegó a su patria en virtud de la tiranía de los treinta tiranos (403 adc.), desde Tebas llegó con sesenta hombres, a quien se fueron uniendo los atenienses, y por último pactó y les llevó la paz a la ciudad de Atenas, terminando con las guerras internas: Esta tumba es la primera, luego la de Pericles, Cabrias y Formión.

[4] A continuación, los cenotafios de todos los valientes atenienses que murieron en los combates, ya sean terrestres o marítimos, excepto el grupo de los que fueron muertos en Maratón, porque en honor a su memoria, está en el mismo lugar a causa de su valor. Los otros están sepultados en el camino que conduce a la Academia, y en sus tumbas hay columnas donde están marcados el nombre y lugar de nacimiento de cada uno. En primer lugar aquellos que después de haber empujado sus conquistas en Tracia hasta Drabesco, de repente rodeados por los Edonos fueron masacrados (465 adc.), aunque también se dice, que fueron muertos por un rayo que cayó del cielo.

[5] Los atenienses tenían más de un líder, Leagro era el principal, y después de él, Sófanes de Decelia que mató a Euríbates de Argos, famoso por la victoria en el pentatlón de los juegos Nemeos (Herodoto 9-75 y 6-92) porque acudía en socorro de los Eginetas. Era la tercera vez que Atenas había enviado un ejército fuera de Grecia. Es cierto que todos los pueblos de Grecia y de un espacio común, se unieron para la guerra a Príamo y los troyanos, pero los atenienses, en particular, movieron sus propias armas en primer lugar en Cerdeña con Yolao, y luego en Jonia, y en tercer lugar en Tracia.

[6] En la parte frontal de una tumba, verá que está representada en un estela dos jinetes con armas en la mano. Uno es Melanopo y el otro Macártato, que lucharon en la batalla contra los Lacedemonios y Beocios entre Eleusis y Tanagra, terminando su glorioso destino. Hay un monumento erigido en honor a los valientes tesalios que, de acuerdo a los tratados de alianza con los atenienses, vinieron a su rescate en el tiempo que los pueblos del Peloponeso, dirigidos por Arquidamo, quisieron invadir Ática (431 adc.). Y unos arqueros Cretenses que estos tesalios habían traído consigo. A continuación, está la tumba de varios atenienses, Clístenes que estableció las tribus que siguen siendo hoy en día, compartiendo el Ática. No quiero dejar de señalar, un monumento a los de la caballería ateniense que compartieron el riesgo con estos tesalios que he mencionado.

[7] También está representado Cleonas que vino al rescate de Atenas con los Argivos (475 adc.): Yo diré lo que sucedió especialmente donde los argivos. Debajo están las tumbas de los atenienses de antes de la guerra contra los persas lucharon con los Eginetas. Deben ser relacionados en este momento por decreto del pueblo, tan lleno de sabiduría y equidad, por el que se ordenó que se diera a los esclavos los honores de la sepultura a cargo de la ciudad, y que sus nombres se grabaran en columnas para que se sepa el generoso servicio que se había prestado a sus amos en el combate. Yo no termine aún, yo quería hacer una información exacta de todos los monumentos erigidos en honor de los atenienses, y no cada uno por un lado, de todos los que han muerto luchando por su patria. Aquellos que murieron en Olinto (349 adc.) no son pocos ni menos distinguidos. Pero sobre todo se observa la tumba de Melesandro que remonta el Meandro (430 adc.) con sus barcos para entrar en la alta Caria.

[8] Todavía hay honrando la memoria de aquellos que murieron en la guerra contra Casandro, y los Argivos que lucharon aliados anteriormente con Atenas: Esto es la razón de esta liga. La ciudad de Esparta había sido destruida por un terremoto, todos Hilotas huyeron y se refugiaron Itome; Los Lacedemonios se vieron obligados a solicitar ayuda a los Atenienses, estos les enviaron tropas elegidas bajo el mando del hijo de Milcíades, Cimon, pero luego los Lacedemonios sin confianza en las tropas, los pidieron regresar.

[9] Cuando volvieron, a los atenienses, le pareció intolerable este insulto, e hicieron una liga con Argivos, que eran enemigos de los Lacedemonios. Algún tiempo después, los atenienses estaban a punto de entrar en guerra con los Lacedemonios y beocios, llegó el alivio de Argos (457 adc.), parecían tomar ventaja, pero la noche llegó, y no se distinguia cuál de las dos partes tenía la ventaja, y al día siguiente por la traición de los tesalios los atenienses fueron derrotados.

[10] Unas pocas palabras de los generales que están enterrados en este lugar. Uno de los más importantes es Apolodoro, ateniense que mandó un cuerpo de tropas mercenarias, cuando fue enviado por Arsites sátrapa de la Frigia del Helesponto, para evitar que la ciudad de Perintia fuera tomada por Filipo cuando la invasión. Eubulo es hijo de Espintaro también enterrado con otros muchos, cuyo valor no fue asistido por la fortuna. Los que atacaron contra el tirano Lácares, otros que querían atacar a los macedonios en la guarnición que se encontraba en el Pireo, y que murieron por la traición de sus confidentes.

[11] Todavía hay quienes perdieron la vida frente a Corinto (394 adc.), y de nuevo en Leuctra los dioses recordaron a los mortales, que lo que los griegos llaman valor, no es nada sin la ayuda de la fortuna; Los Lacedemonios que habían derrotado a los Corintios, a los Beocios y los Argivos, y a los Atenienses, fueron completamente derrotados en Leuctra sólo por los Beocios. Después de los que murieron en la columna corintia está la inscripción y verso elegíaco, que establece que este monumento se erigió a honor de un gran número de atenienses que murieron en diferentes batallas, unos en Eubea, y otros en Quíos, en los extremos de Asia, y Sicilia.

[12] Todos los estrategos están escritos excepto Nicias, y hay también una mención honorífica de los Platenses y sus milicias. En lo que respecta a Nicias, que se ha omitido, creo que es por la razón dada en Filisto: que dijo que el historiador Demóstenes firmó la paz para los demás, excepto para sí mismo, y luego de ser aprsado de los enemigos se había querido matar, pero Nicias al contrario se había rendido voluntariamente, y que por eso su nombre no se encuentra en la columna de la que estoy hablando, porque sólo tenía un deber siendo general, no un hombre indigno.

[13] En otra columna se inscriben con elogios los que lucharon en Tracia y Megara, y también los que siguieron a Alcibíades, Arcadios de Mantinea y los Eleos para ofender a los Lacedemonios, incluso los que antes de la llegada de Demóstenes a Sicilia, lograron la victoria sobre el los de Siracusa. También se ven enterrados los que fueron señalados, es en la batalla naval que se dio en la Helesponto, o en lucha en Queronea contra los macedonios, o los que fueron con Cléon a Amfípolis, Los que murieron en Delio cerca de Tanagra, los que llevó Leóstenes a Tesalia, y Otros en Chipre, donde había navegado bajo la dirección de Cimón. Especialmente se distinguieron también trece valientes hombres a la cabeza de Olimpiodoro que expulsaron a los macedonios de la guarnición en el puesto ocupado.

[14] Los atenienses se jactan de haber enviado ayuda a los romanos en una guerra de fronteras, dicen en batalla naval donde los romanos vencieron a los cartagineses, con cinco trirremes de Atenas compartieron la gloria y el peligro de la acción; los que perecieron en estos dos casos, también tienen aquí sus tumbas y sus alabanzas en el lugar, del que hablo. Ya dije de Tólmides sus expediciones y sus soldados, también dije del desastre, quien tenga curiosidad por ver sus monumentos, los encontrara en la misma ruta, con los valientes soldados bajo el mando de Cimon que obtuvo dos victorias en un mismo día. (Una a orillas del Eurimedonte 468 adc. La otra en el mismo río)

[15] A continuación, se muestra la tumba de Conón y Timoteo, segundos luego de Milcíades y Cimon, y que habían dado el mayor ejemplo. Después están las tumbas de Zénon hijo de Mnáseas, de Crisipo nativo de Solos (filósofos estoicos), de Nicias, hijo de Nicodemo el mejor de los pintores de su tiempo, quien mejor logró pintar animales, están los de Harmodius y Aristogiton que mataron a Hiparco hijo de Pisístrato, y, por último, las de dos famosos oradores, uno Esfialtes que trabajaron más que otros para derrocar las leyes y privilegios del Areópago

[16]El otro es Licurgo el hijo de Licofron que reunió para el tesoro público más de seis mil quinientos talentos, mucho más de lo que había acumulado Pericles, hijo de Jantipo. Este hizo, incluso la procesión solemne de la diosa mucho más suntuosa y magnífica, enriquecida su Templo de nikes de oro, y un fondo utilizado para vestir un centenar de vírgenes, para la guerra dejó una gran cantidad de armas ofensivas y defensivas, y amplió las fuerzas navales de Atenas hasta el punto de que la República tenía cuatrocientas trirremes en el mar También completó el teatro que otros habían comenzado, y durante su administración se construyó en el Pireo un arsenal de los barcos, y un gimnasio en el Liceo. El tirano Lácares robó todos los monumentos de oro y plata durante su paso, ya sea en el templo de Atenea, o en cualquier otro lugar, pero los edificios siguen existiendo en nuestro tiempo.


XXX. [1] En la entrada a la Academia está el altar de Eros con una inscripción que dice que Carmo fue el primer ateniense que le dedica un altar a esta deidad. Porque el que está en la parte superior de la ciudad llamado altar de Anteros (venganza de amor), dicen que es una ofrenda de unos metecos (extranjeros en Atenas), que una vez lo erigieron, y aquí está la razón. El ateniense Meles despreció a un extranjero llamado Timagoras que le amaba. Un dia le ordenó que subiese a lo más alto de una roca y se lanzara desde lo alto de la ciudadela; Timagoras consideraba su deber dar testimonio de Eros a expensas de su vida, como él estaba acostumbrado a hacer toda la voluntad de este joven se arrojó. Corrió Meles y viendo a Timagoras muerto fue tan grande el remordimiento que él subió a la cima del acantilado, y se lanzó hacia abajo y pereciendo de la misma manera. Los extranjeros en Atenas, vieron la oportunidad de plantear un altar para el genio Anteros como el vengador de Timagoras.

[2] En la Academia hay un altar de Prometeo, del que un día determinado del año todavía es común ir corriendo hasta la ciudad con Antorchas encendidas. Para ganar, debe mantener su antorcha encendida y uno que corre el primero, si la llama se apaga, pasa al segundo lugar, el segundo al tercero, y así de los demás. ¿Qué pasa si todas las antorchas se extinguen?, que nadie gana, y el premio es reservado para otro momento. Luego vemos el altar de las Musas, otro de Hermes, y otro dedicado a Atenea dentro, y uno a Hércules. Te mostraran un olivo que se dice que es el segunda que apareció en Ática.

[3] Pero lo más digno de curiosidad, es la tumba de Platón que no está lejos de la Academia. El mérito y la excelencia este filósofo se anunció mediante un signo que solo podía venir del cielo, y este presagio, aquí está. Cuando a Sócrates le llegó Platón como otro de sus discípulos la noche antes tuvo un sueño en el que cree que vió a un cisne volando hasta él y que vino a descansar en su seno. Es una opinión establecida que el cisne es un ave que tiene una voz muy melodiosa, también Cicno fue rey de los Ligures en esta parte del Eridano, más allá del Po y que fue un gran músico, y que después de su muerte lo transformó Apolo en un cisne. Yo no tengo problemas para creer que hubo un rey de los Ligures estudioso de la música, pero que se transformase en un pájaro, quien quiera que lo crea.

[4] En el mismo lado está la torre de Timón, el famoso misántropo convencido de que no sería feliz, hasta que hubiera huido de todo el contacto con los hombres. También se ve una colina conocida como Colono Hipio (Cerro del Caballo), y en este lugar fue donde dió su grito Edipo, Lamentablemente, difiere con el punto de vista de Homero, aunque es una tradición. Hay dos altares, uno dedicado a Poseidón, el otro Atenea, y estas dos deidades se representan a caballo. También podrá ver el monumento heroico de Pirítoo, Teseo, y otro de Edipo y de Adrasto. El templo sagrado de Poseidón y el bosque, lo quemó Antígono, cuando llegó a Ática con su ejército, y le hizo tanto mal a los atenienses.

 

XXXI. [1] Ahora tenemos que ir a las ciudades de Ática, para decir también lo que tienen de curioso e inusual. En Halimunte se ve un templo dedicado a Démeter Tesmófora (o legisladora), y de Proserpina en Zoster (con cinturón) en el la orilla del mar. También Atenea, Apolo, Artemisa y Latona son honrados y tienen sus altares, y no se cree que Leto, diera allí a luz a sus hijos, sino que soltó su cinturón para el parto, y que este lugar toma su nombre. En Prospalta hay también un templo de Démeter y Proserpina. En Anagiro hay uno dedicado a la madre de los dioses. En Céfale son ofrendados los Dioscuros, e incluso los ponen entre los grandes dioses.

[2] En Prasias tienen un templo de Apolo, donde se dice que los Hiperbóreos cuidaron de enviar el fruto, al pueblo de Arimaspos, estos, Arimaspos a los Isedones y de estos a los escitas que los recibieron y los enviaron a Sinope, donde son transportados por los griegos a Prasias, a continuación, a Delos por los atenienses (Herodoto IV-33). Estas primicias están cubiertas con paja de trigo, y no es admisible para nadie verlas. En la misma ciudad de Prasias se ve la tumba de Erisictión, quien regresando de Delos, donde había llevado el culto y la religión su país, murió en la navegación.

[3] Ya he dicho que Cranao rey de Atenas había sido derrocado por su suegro Anfiction; y escapó junto a los sediciosos y algunas tropas al demo de Lamptras donde murió y fue enterrado: lo cierto es que aún en mi tiempo muestran su tumba en Lamptras. Ión el polemarco, que era el hijo de Jutu, está enterrado en Potamos, otra ciudad, ya que Ión vivió en Atenas, y hasta mandó a los atenienses en la guerra que hicieron contra los Eleusinos Esto es lo que se cuenta en estos pueblos.

[4] En Flia y Mirrinunte hay un templo donde se ven varios altares dedicados a Apolo Dionisódoto uno, el otro a Artemisa selásfora (la portadora de luz), otro de Dioniso Antio (el de las flores), otro para las ninfas Isménides, y otra a Gea a quien ellos llaman la gran diosa. Así como un altar en honor de Démeter Anesidora, de Zeus Ctesio, de Atenea Titrone, y de Core Protogone, diosas que llaman venerables. La xoana que hay en el templo de Mirrinunte es de la diosa Colénide. En Atmonia se ve una de Artemisa Amarisia.

[5] Esto es lo que pienso de estos nombres de los que no supieron darme razones. Amarinto es una ciudad de Eubea, donde rendimos homenaje a Artemisa Amarisia, e incluso los atenienses celebran su fiesta solemne tanto como estos pueblos de Eubea, tengo la impresión de que el nombre de Amarisia lo tomó en Atmonia. Y, que la llaman Colénide en Mirrinunte por Coleno. He dicho que en estas aldeas de Ática muchos creen que hubo reyes en los demos antes de Cécrope: los de Mirrinunte dicen que fue Coleno uno de los reyes.

[6] En el demo de Acarnas dan culto a Apolo Agieo (¿trazador? de calles), y Hércules y hay un altar tambien de Atenea Higiea (de la salud), podemos ver una estatua ecuestre de Atenea, y Dioniso Melpómeno (del canto), y a Ciso (Hiedra), porque es el primer cantón de Ática donde vimos la hiedra.

 

XXXII. [1] Las montañas de Ática son el Pentélico, famoso por sus canteras de mármol, el Parnes donde los cazadores obtienen grandes cantidad de osos y jabalíes, y el Monte Himeto que es el lugar mejor del mundo para la alimentación de las abejas, si exceptuamos el país de los Alazones (pueblo escita, en la actual Ucrania), porque la miel de estas abejas son tan suaves y tan familiares que están con los campos con los hombres, y no en las colmenas que están trabajando aquí y allá en los pastos, como les gusta, y lo que producen es tan denso que tienen dificultades para separar la cera de la miel.

[2] En las montañas de Ática también se encuentran varias estatuas de los dioses; en el Pentélico una de Atenea, y una en el Monte Himeto de Zeus Himetio, con dos altares dedicados a Zeus Ombrío (húmedo, lluvioso) y otro para el Apolo Proopsio (previsor). En el Monte Parnes vemos un Zeus Parnetio de bronce, con un altar de Zeus Semaleo, y otro altar donde la gente sacrifica a Zeus a veces Ombrio, a veces Zeus Apemio (benevolente). En el monte Aquesmo, no es una gran montaña, hay estatua de Zeus llamado Zeus Anqesmio.

[3] Antes de hablar de las islas que pertenecen a los atenienses, quiero terminar todo lo que se ve en los distintos pueblos de Ática. Maratón está a igual distancia de Atenas y Caristo ciudad de Eubea. Fue en Maratón (490 adc.) que los persas desembarcaron, después de una gran batalla en el que fueron derrotados, perdieron varios de los barcos más en la retirada. Aquí en la llanura está la sepultura de los valientes atenienses que murieron en la batalla; en sus tumbas están altas columnas donde tienen grabados los nombres, según las tribus, y las proezas de los muertos ilustres. Y una tumba para los de Platea pueblos de Beocia, también hay un monumento, para los esclavos porque en esta vez los esclavos lucharon por primera vez.

[4] Tiene Milcíades hijo de Cimon una tumba individual, este fracasó en Paros, y fue exiliado por el pueblo de Atenas y murió poco tiempo después. En la campaña de Maratón se oye todas las noches el relincho de los caballos y ruido de los combates y todos los que les atrae la curiosidad y poner la oreja no lo consiguen, pero los que van por el camino sin ofender a los espíritus, sin que nada malo suceda se oyen. Los habitantes del lugar llaman héroes a los que murieron luchando contra los persas, y respetan su memoria, y más aún que la de Maratón, que dio su nombre a este pueblo. Pero hacen el honor a Hércules como un dios, y dicen ser incluso los primeros griegos que pusieron su altares.

[5] Por otra parte, si uno quiere creerlo, que hubo un caso bastante singular. Un extranjero que tenía el aire y el vestido de un campesino vino a salvar la cara de los atenienses en el cuerpo a cuerpo, matando a muchos bárbaros con el mango de su arado, y desapareció poco después. Los atenienses luego de haber consultado el oráculo sobre quién era este extraño, no tuvo respuesta, si no que honrara al héroe Equetlo (astil del arado). Después de la lucha se erigió en el lugar, un trofeo de mármol blanco. Los atenienses, en su honor dieron sepultura a todos los persas que murieron en la batalla, y, de hecho, siempre han considerado como un acto de piedad el enterrar a los muertos, pero no he visto en ningún lugar de la llanura de Maratón, tumba, o altura, o nada de lo que finalmente pareciera un monumento, lo cual me hace pensar que arrojaron sus cuerpos en algun hoyo todos juntos.

[6] Hay una fuente en Maratón, que es llamada Macaria por lo que voy a decir: Hércules se vio obligado a abandonar a Tirinte eludiendo la persecución de Euristeo, y se retiró con Céix, Rey de Traquis (en Tesalia) y su amigo. Después de la muerte de Hércules, Euristeo reclamó los hijos de este héroe; Céix que no estaba en estado para apoyar una guerra contra él, envió los hijos a Teseo para que él los tuviera bajo su protección. Llegaron a Atenas como suplicantes, Teseo dió la negativa a los peloponesos, de entregar a estos a Euristeo, y este declaró la guerra a los atenienses. Se consultó al oráculo, y les respondió que uno de esos niños debía morir voluntariamente, o, los atenienses no podrían salir victoriosos sin este precio. Entonces Macaria hija de Hércules y Deyanira sabiendo de la respuesta del oráculo, se dió muerte. Los atenienses obtuvieron la victoria y para mantener viva la memoria por esta acción generosa, llamaron Macaria a la fuente de Maratón.

[7] En el llano hay un lago muy fangoso y dicen que los persas, por error de no saber las caminos, en su retirada se tiraron a través de él, y murió allí en gran número. Sobre el lago todavía los pesebres, construidos de piedra de Artafernes y marcas de sus pabellones en la roca. Desde este lago parte un río cuya agua es muy buena para el ganado, pero es hacia su boca se vuelve salado y lleno de peces de la mar. Un poco más allá de la llanura de Maratón hay una cueva en el monte de Pan, la entrada es estrecha, pero cuando estás dentro, encontrará las habitaciones, baños, y piedras talladas con figura de cabras llamadas el rebaño de Pan.


XXXIII. [1] Braurón no está muy lejos de Maratón (20 Km al s.e.), y este lugar es famoso por Ifigenia, hija de Agamenón, cuando huye de los Tauros llevando la estatua de Artemisa. Se dice que después de haber dejado la estatua en Brauron, luego se fue a Atenas y de Atenas a Argos. A decir verdad, la estatua de Artemisa que muestran en Brauron es bastante antigua, pero creo que la Artemisa Tauros está en otros lugares como Argos, y me atrevo en mi conjetura en otro lugar en este libro.

[2] A unos sesenta estadios (10,5 Km al N.) de Maratón, yendo a lo largo de la costa, por el camino que conduce a Oropo, se encuentra Ramnunte; Los residentes tienen sus casas al borde del mar. Némesis y su templo está en una colina. Que de todos los dioses es la que más se irrita con la mayoría de la insolencia de los hombres, dicen que se convirtió en ira, cuando consideró que los persas desembarcaron en Maratón. Estos bárbaros orgullosos de su poder, despreciando las fuerzas de Atenas y creyendo a un paso en una victoria cierta, ya traían mármol de Paros para levantar un trofeo en el campo de batalla, pero este mármol se utilizó de una manera muy diferente.

[3] Fidias lo empleó en una estatua de Némesis (Plinio el viejo libro 36-4-6; Un trozo en el British) que se encuentra todavía en Ramnunte. La diosa tiene en su cabeza una corona con ciervos y pequeñas nikes, y en su mano izquierda sostiene una rama de manzano, y una copa en la derecha, donde están representados los etíopes: porqué lo hizo no se la razón, ni las razones que otros dan me parecen válidas. Afirman que esos etíopes están ahí para servir a Océano como río que creen que es el padre de Némesis.

[4] Sin embargo, el océano no es un río, sino el mar extremo, alrededor del cual viven los iberos y los celtas, y donde está la isla británica. Al otro lado del Mar Rojo, más allá de Siene (Actual Asuán, en la 1ª catarata del Nilo), las personas más remotas son los Ictiófagos y todos los países del Golfo en torno a los cuales se extienden, se llama el Golfo Ictiófago. En la ciudad de Meroe y los llanos Etiopicos, están habitadas justamente por estos pueblos de la tierra pero en su lugar, estos son los que muestran la mesa del sol (frase comodín, tal que: "hasta ahí alcanza su saber"), y no tienen en su país mar, ni otro río que el Nilo.

[5] Hay otros etíopes que son vecinos de los moros, y casi llegando a Nasamones; Herodoto (IV-172 , II-32) cree que los Nasamones mismos son Atlantes, pero los que dicen saber la geografía sostienen que los Nasamones son los Lixitas que viven alrededor de Monte Atlas al final de Libia, pueblos salvajes que no siembran lo que sea necesario para la vida, y se alimentan de vid silvestre. Sin embargo, ni ellos ni los etíopes tienen un río.

[6] A pesar de que el agua que sale del monte Atlas parece dividirse en tres grupos, ninguno de estos canales, sin embargo parece formar un río, El agua está turbia. Por ello se deduce entonces que ni el uno ni el otro son los etíopes. El agua que cae en el monte Atlas, sin dejar nada que decir ya, es muy limosa y en las orillas de estos canales que he mencionado los cocodrilos se crian de un codo de altura, que fluyen en el agua sin el más mínimo ruido. Como se verá también en Egipto, algunos tienen la sospecha de que el Nilo toma su fuente de estas mismas aguas, y que, después de volverse subterráneo, sale impetuosamente como el gran río. El monte Atlas, que es tan alto que su nivel máximo parece tocar el cielo, los árboles lo ocupan y torrentes de agua, que se inunda, por lo que es inaccesible, se conoce lo que da al lado de los Nasamones, pero del lado del mar hasta la fecha ningún barco lo ha costeado.

[7] Pero volviendo al tema, y a la estatua de la que hablo, ni ninguna otra antigua xoana de Némesis tiene alas, ni he visto algunas en Esmirna que son de gran veneración que tenga alas. Ya que ahora le dan alas como a amor, y estas le hemos dado a Némesis, porque está todo su imperio sobre los amantes, por lo menos esa es la razón por la que me imagino que se las dieron. Quiero hablar de los bajorrelieves que están en el pedestal de la estatua, pero antes se debe saber que, en opinión de los griegos, Némesis es la madre de Helena y que Leda le dió de mamar, su padre, se acordó que es Zeus, no Tindareo.

[8] Fidias es consciente de esta historia, y figura a Leda que lleva a Helena junto a Némesis: esto es para el primer bajorrelieve. En el segundo se ve a Tindareo y los hijos, con un hombre a caballo que no tiene otro nombre que el Caballero. En el tercero se reconoce a Agamenón, Menelao y Pirro, hijo de Aquiles, que es el primer marido de Hermione, hija de Helena. No trata a Orestes a causa de la horrible crueldad que hizo contra su madre, aunque todavía no había dejado a Hermione, que incluso le había dado un hijo. El cuarto bajorrelieve representa Époco con otro hombre joven: no he podido saber nada de ellos, salvo que eran hermanos de Énoe, que tomó su nombre de una ciudad de Ática.


XXXIV. [1] La llanura de Oropo entre Ática y Tanagra y que pertenecía antes a Beocia, que ahora los atenienses la poseen, que después de varias guerras no lograron obtenerla, finalmente lograron que Filipo se la entregara, cuando tomó Tebas. La ciudad de Oropo está a la orilla del mar, y el resto no merece la pena reseñar.

[2] Cerca a doce estadios de la ciudad está el templo de Anfiarao, en el mismo lugar donde se dice que, huyendo de Tebas, se lo tragó con su carro, pues se había abierto la tierra bajo sus pies, otros dicen que ocurrió en el camino de Tebas a Calcis, en un lugar llamado Harma (carro). Pero estamos de acuerdo en que los de Oropo son los primeros que pusieron a Anfiarao entre los dioses, y de esta forma luego fueron seguidos por todos los griegos. Este no es el único mortal que los griegos han elevado a dioses, que podría citar varios otros que tuvieron el honor divino después de su muerte, y que incluso tienen dedicadas ciudades: Eleunte en el Queroseno, ya que es la primera que está dedicada a Protésilas (muerto por Héctor en guerra de Troya) y la segunda es Lebadea en Beocia a Trofonio. Así, los de Oropo a Anfiarao tienen un templo con una estatua de mármol blanco.

[3] El altar se divide en cinco partes: la primera está dedicada a Hércules, a Zeus y Apolo Peón (el que sana), la segunda a los diversos héroes y sus esposas, la tercera a Hesta, Hermes, Anfiarao, y a los hijos de Anfíloco, porque Alcméon (hijo de Anfiaro) que era el otro, no recibe honor en el templo de Anfiarao con Anfíloco, por el asesinato de Erifila, y el cuarto a Afrodita, a Panacea, Yaso, Higiea y Atenea Peonia; el quinto a las Ninfas finalmente Pan y dos ríos, el Cefiso y Aqueloo. Anfíloco también tiene un altar en Atenas, y en Malo ciudad de Cilicia, donde de todos los oráculos que se mantienen hasta mi tiempo, es el más fiable.

[4] En el templo de Anfiarao hay una fuente que lleva su nombre, fuente de agua que no usan para sacrificios, ni para depuración, ni siquiera se lavan las manos. Los que se curan de una enfermedad por la ayuda de Dios, sólo están obligados a arrojar oro o plata en la fuente, y la razón por la que se dan, es que Anfiarao ya convertido en dios en la tierra subió allí. Yofonte de Cnoso, uno de los intérpretes, puso muchas profecías de Anfiarao escritas en verso hexámetros, y entre ellos la respuesta que había hecho Anfiarao a los Argivos cuando iban a sitiar Tebas. Yo no tengo fe, pero todo esto atrae a la gente que no puede reclamar, y lo hacen con el castigo, porque quedan desilusionados con la excepción de oráculos de Apolo, que están respaldado por todos los antiguos, creo que estos no los ha habido. Estos implicados si son intérpretes de sueños, o la gente que interpreta el vuelo de las aves o las entrañas de las víctimas.

[5] Por lo tanto, parece que Anfiarao destacó en la interpretación de los sueños, y los que están todavía honrandole como un dios, dan sus respuestas de los sueños, aquellos que vienen a consultar antes tienen que purificarse, dando sacrificio no sólo Anfiarao, también a otras deidades en nombre de las cuales se dedica el altar, después de que se inmolan en su nombre un carnero, terminada la ceremonia, estiran la piel del carnero en el piso de arriba durmiendo sobre ella con la esperanza de tener algún sueño, que luego les de seguido una explicación favorable.


XXXV. [1] Las islas pertenecientes a los atenienses en Ática no están alejadas del continente. Una es la isla de Patroclo; ya he dicho todo antes. Hay otra más allá de Sunium, costeando a la izquierda cuando se va por mar a Atenas, y es la isla de Helena (Makris o Makronisi), llamada así porque allí desembarcó Helena después de la toma de Troya.

[2] Salamina está situada frente a Eleusis y se extiende hasta el territorio de Megara. Se dice que a esta isla le dió el nombre Cicreo por su madre Salamina que era la hija de Asopo; Telamon condujo llevó allí una colonia de los Eginetas, luego se la dio a los atenienses Fileo, hijo de Eurisaces nieto de Ájax; cuando a Fileo lo hicieron ciudadano de Atenas, mucho tiempo después los atenienses expulsaron a los Salaminos porque no habían hecho su deber durante la guerra que tenían con Casandro, y habían abierto sus puertas a los macedonios por voluntad mayoritaria, y condenar a Ascétades comandante de la ciudad a muerte, por lo que los atenienses juraron solemnemente nunca olvidar la traición de esta gente.

[3] se encuentra todavía en las ruinas de Salamina el ágora, y un templo del Ájax con una estatua de ébano. En cuanto a los honores Atenienses conceden a Ájax y Eurisaces hijo, todavía hoy Eurisaces tiene su altar en Atenas. En Salamina muestran en el puerto, una piedra donde se dice que Telamon miraba irse a sus hijos, para unirse a la flota de los griegos en Áulide.

[4] Las personas de Salamina dicen que después de la muerte de Ájax surgió en el país por primera vez una flor blanca y roja, muy similar los lirios, pero mucho más pequeñas, y están marcadas con las mismas letras que nuestros jacintos (ai). Con respecto a las armas de Aquiles, y el juicio por ellas que adjudicaron a Ulises, oí de estas a los Eolios cuyos antepasados se asentaron en Troya, después de la caída de Troya, que la misma tormenta que provocó el naufragio de Ulises, portó las armas de Aquiles a la tumba de Ájax.

[5] Un paisano Misio me habló de la apertura de esta tumba, muy grande frente al mar, donde las olas, y el agua la erosionaron para facilitar la entrada del sepulcro, y para juzgar la grandeza de Ájax, me dijo que la rótula de su rodilla era como estos discos que sirven a los jóvenes atletas de los Juegos Olímpicos. Para mí, que vi a los celtas, que son vecinos en los confines donde hace demasiado frío y está desierta, a los que llaman cabares (¿cavares? Plinio el viejo libro-3, 5-4), y algo de su estatura, y no lo he encontrado nada sorprendente, ni mayores que algunas momias que vemos en Egipto.

[6] Pero esto es lo que me pareció más extraordinaria de contar. En Magnetes entre los que se encuentran en las orillas del río Leteo había un cierto Protognes que ganó en un solo día el pankration y la lucha en Olimpia. Los ladrones atraídos por la esperanza de ganar, buscado en su tumba, y luego varias personas por curiosidad entraron entonces, vieron que las costillas de este famoso deportista no eran como las de los demás hombres, y en lugar de costillas estaban unidas desde el hombro a las costillas más pequeñas que los médicos llaman falsas. Frente Mileto está la isla de Lade y otras dos pequeñas islas, una de las cuales lleva el nombre de Asterius, que Astérius se debe a su tumba, este era hijo de Anax de quien se dice que era el hijo de Gea: el cuerpo de Asterius no tiene menos de diez codos de largo.

[7] Pero lo que me sorprendió aún más es lo que vi en una pequeña ciudad en la Lydia superior, que no tiene otro nombre que las Puertas de Témeno. Tras una tempestad una colina se derrumbo dejando a la vista los huesos de un tamaño prodigioso, y por su forma parecían huesos de cuerpo humano, pero que nunca se daría tal crecimiento. Inmediatamente el rumor corrió en todo el país de que se había encontrado el cuerpo del Geriones, hijo de Crisaor, en una montaña cerca de una gran roca que le sirvió como un trono, y la población local, dio el nombre de Océano a un río que corre sus aguas cerca de aquí, y la gente del campo dijeron que habían encontrado a menudo cuernos arando la tierra, porque dicen de Geriones, criaba novillos de una gran belleza.

[8] Me enfrenté a su opinión, diciendo que Geriones vivió en Cadiz, y que su tumba se encuentra en cualquier lugar, y en este lugar permanecía un árbol que tenía varias formas. Unos Lidios más eruditos en las antigüedades de su país me dijeron que este prodigioso esqueleto es el órgano de Hilo, que se trataba de un hijo de la tierra que le dio su nombre a este río, añadieron que Hércules, en la memoria de la estancia que había hecho en Ónfale, quiso que su hijo llevase el nombre de Hilo por aquel Río.

 

XXXVI. [1] Volviendo al tema, se puede ver un templo en Salamina de Artemisa, y un trofeo que se hizo para preservar la memoria de las famosa victoria de Temístocles, hijo de Neocles, ganó para los griegos (480 adc.). También hay un templo construido en honor de Cicreo, oportuno, porque durante la batalla que se dio cerca de Salamina, apareció un dragón en el centro de la flota de los Atenienses, y tras consultar al oráculo de este milagro tan extraordinario, se dijo que este dragón era el héroe Cicreo.

[2] Antes de Salamina está una isla llamada Psitalia (¿Lipsokoutali, Hagios G.?), les diré que los persas desembarcaron allí cuatrocientos hombres, y que después de la batalla naval donde su flota fue derrotada, fueron los griegos a la isla y dieron muerte a los cuatrocientos hombres. En la isla no hay una estatua con los cánones del arte, se ven algunas xoanas dedicados a Pan, pero son muy bastas.

[3] En el camino que conduce de Atenas a Eleusis, y que los atenienses llaman la via sagrada, se encuentra la tumba de Antemócrito (Pausanias está iniciando desde Atenas en la puerta de Dipilón); los Megarenses con gran impiedad lo mataron, Antemócrito fue en calidad de heraldo para advertir que las tierras de este municipio, eran sagradas y estaban dedicadas a Démeter y Proserpina, y aún sienten la ira de estas diosas, siendo de todos los griegos, aún de los beneficios del emperador Adriano, los únicos que no logran prosperar.

[4] Después de la tumba de Antemócrito está la de Moloso, a quien los atenienses dieron el mando de sus tropas, en la travesía a Eubea, acudiendo al rescate de Plutarco. Por eso llegará atravesando Sciros y le digo la razón. A los Eleusinos durante la guerra con Erecteo, les llegó de Dodona un profeta de nombre Esciros, fue quien dedicó el antiguo Templo de Atenea Esciriada en Falero; después de haber sido muerto en la batalla, fue enterrado al lado de un arroyo, y desde ese momento el nombre del arroyo y la ciudad tienen el nombre del héroe.

[5] A pocos pasos se encuentra la tumba de Cefisodoro, durante el tiempo que fue arconte, resistió valientemente a Filipo, hijo de Demetrio, consiguiendo conciertos y una liga con los atenienses, del rey Átalo de Misia, Ptolomeo rey de Egipto, los Etolios de los pueblos libres, y los rodios y Cretenses de los isleños.

[6] Sin embargo, como las actividades de socorro no llegaban a tiempo de Misia, Egipto y Creta, y como el ejército de los rodios era de barcos y no podían defenderle contra la infantería de los macedonios, Cefisodoro navegó a Italia con algunos de Atenas. De Roma y obtuvo un poderoso alivio. De hecho, los romanos, enviaron un ejército bajo un buen general, y ganó tantas ventajas frente a los macedonios, que poco después Perseo el hijo de Filipo perdió el reino, y fue llevado cautivo a Roma. Este Filipo del que hablo era el hijo de Demetrio, que fue el primero de esta carrera que tomó el imperio de Macedonia, Demetrio fue, quien mató a Alejandro, hijo de Casandro, como ya dije.

XXXVII. [1] Después de la tumba de Cefisodoro, vemos la de Heliodorus de Halis (¿?), y también se ve su retrato en una pintura en el gran templo Atenea. Está enterrado en el mismo lugar, Temístocles el hijo de Poliarco, hijo y nieto del gran Temístocles, quien derrotó a la flota de Jerjes en batalla naval. Dejó otros descendientes pero solo hablaré de Acestio hija de Jenocles, hijo de Sófocles y nieto de León. Esta ilustre persona se sentía muy contenta de ver a toda su familia llevar la antorcha de la dignidad, desde Léon su bisabuelo hasta la cuarta generación, después de la muerte de su padre, vio a su hermano Sófocles, Temístocles, su marido y Teofrasto, su hijo, disfrutar de las mismas prerrogativas. Tal era su felicidad.

[2] Andando un poco más se encuentra el templo sagrado de héroe Lacio, y la ciudad de Laciadas que llamaron por el nombre de este héroe, y aquí está la tumba de Nicocles de Tarento, el más famoso de todos los citarista. También vemos en este lugar un altar dedicado a Céfiro (viento del Oeste), y un templo de Démeter y su hija (Proserpina), también, Atenea y Poseidón son honrados juntos. Los habitantes del lugar dicen que Démeter había visitado anteriormente a Fítalo, y este la recibió en su casa, y la diosa por su reconocimiento le dió la higuera con higos y este hecho se pone de manifiesto en un epitafio en verso que todavía se puede leer en la tumba de Fítalo: Démeter satisfecha con divino celo por que un día Fítalo la reconoció, Y a este héroe, de la mesa de los dioses, una deliciosa fruta le otorgó, El fruto de otoño, que relumbra la gloria del héroe, y con la que había sido bendecida su memoria, es el higo sagrado.

[3] Antes de pasar el Cefiso, se puede ver la tumba de Teodoro (IV adc.), que fue el más grande actor de su tiempo en la tragedia. Cercano al río hay dos estatuas, una de Mnesímaque (¿?), la otra una ofrenda de su hijo, en actitud de un hombre joven que se corta el pelo para dedicársela al Cefiso, porque sabemos que es costumbre de los griegos, el dedicar su pelo al viento, y es principalmente por obra de Homero, donde dice que Peleo ofreció a Esperqueo cortarle el cabello a Aquiles (Iliada 23-144), si felizmente regresaba a su patria tras el asedio de Troya.

[4] Cruzando el río se encuentra un antiguo altar de Zeus Miliquio (en la expiación), en este altar fue Teseo purificado por los descendientes de Fítalo, ya que sus manos estaban sucias de la sangre de tantos otros bandidos y Sinis, entre sus propios parientes del lado de Piteo. Aquí están las tumbas de Teodectes de Fasélide (discípulo de Aristóteles), la de Mnesiteo, del cual dicen que fue un famoso médico, que dedicó varias estatuas a varios dioses, y en particular a Dioniso. En el camino se encuentra un templo no es muy grande, y conocido como el templo de Ciamites. No puedo saber si se honra a aquellos que han aprendido de los primeros hombres a sembrar frijoles, como la palabra de Cyamite parece decir, o si se dió el nombre de un héroe, después de haber construido este templo, porque es Ciertamente, la invención de los frijoles no puede atribuirse a Démeter. Los que asistieron a los misterios de Démeter en Eleusis, o que hayan leído lo que llamamos los misterios de Orfeo, estarán de acuerdo en lo que digo (en ellos se prohibe comer habas).

[5] Sin embargo, se darán cuenta de dos tumbas que superan todas las demás en tamaño y belleza, la primera es la de un rodio que vivió en Atenas y la otra es la de Hárpalo el macedonio, que temiendo la ira de Alejandro en Asia, pasó con sus naves a Europa, y llegó a Atenas. Allí los atenienses lo hicieron prisionero y puesto bajo custodia, pero por sus prácticas y su dinero y por tener corruptos, especialmente a los amigos de Alejandro, logró huir. Pero antes de su detención, se casó con Pitonice, de quien ni la familia ni el país se conocen, todo lo que sé es que fue hetera (Cortesana) en Atenas y Corinto. Sin embargo Hárpalo la amó tan locamente, que cuando esta mujer murió, le levantó el hermoso monumento que se encuentra en Grecia.

[6] Además, se ven aquí un templo donde hay estatuas de Démeter, Proserpina, Atenea y Apolo. Este templo fue en su origen dedicado a Apolo, porque se dice que Céfalo, el hijo de Deyón fue desterrado de Atenas a causa de la muerte de Procris su esposa se retiró a Tebas y, luego ayudó a Anfitrion en su expedición contra los Teleboas, y se estableció en esta isla, llamada Cefalenia. Añadir que después de diez generaciones Calcinus y Deto sus descendientes embarcaron a Delfos a pedir que les dejaran regresar a Atenas.

[7] Y, que habían consultado el oráculo para saber cuándo se les permitiría regresar a su patria, el oráculo respondió: que tan pronto como llegaran a Ática, que sacrificaran a Apolo en el mismo lugar donde vieran una trirreme, navegar en la tierra. Llegango a Monte Pecilo, vieron una serpiente que huía a su madriguera. Entonces sacrificaron a Apolo en este mismo lugar, y después los atenienses al llegar les concedieron el derecho de ciudadanos en Atenas. Así fue el origen de este templo. Un poco más allá hay una Afrodita en frente de las cuales hay una pared de piedra blanca de gran belleza.

XXXVIII. [1] Hay que mencionar también los reitos (corrientes de agua) que de ríos, sólo tienen el curso, para el resto el agua es salada, lo que da razones para creer que vienen desde el Euripo de Calcis, y cae en el mar que es inferior a la tierra. Los habitantes de la vecindad dicen que estos reitos están dedicados a Démeter y Proserpina, y que sólo los sacerdotes de estos dioses tienen derecho a los peces. Dicen que estos son los límites antiguos entre atenienses y Eleusinos.

[2] Más allá de los reitos, se cree que por primera vez reinó Crocon en esa tierra, y todavía este lugar es llamado el Palacio de Crocon. Argumentan los atenienses que Crocon se casó con Sesara, hija de Céleo, por lo menos esa es la opinión en el demo de Escambonidas: no logré dar con la tumba de Crocon, pero he visto la de Eumolpo que lo mostraban los atenienses y, los Eleusinos. Ambas partes acuerdan que este Eumolpo de Tracia, que era el hijo de Poseidón y Quíone, y que esta era hija de Boreas (viento del Norte) y Oritia, no se hace ninguna mención del linaje en Homero, pero llama hombre de gran coraje a Eumolpo en sus versos. (Los expertos en griego piensan que Pausanias tenía este pasaje del "himno a Démeter" de Homero, distinto del que se conserva en nuestros dias, pues tiene cambiados nombres y adjetivos)

[3] Se dice que en una batalla entre atenienses y Eleusinos, el Rey Erecteo, e Imarado hijo de Eumolpo fueron muertos cada uno a la cabeza de sus tropas, y que la paz se hizo entonces con las siguientes condiciones; Los Eleusinos en el futuro estarían bajo los Atenienses, sin embargo, permanecerían en posesión de los misterios de la diosa, y que el sacerdocio de Démeter y de Proserpina quedara en poder de Eumolpo y las hijas de Céleo. Panfo las llama como Homero y las hijas de Diogenea, Pamérope y Sésara. El hijo menor de Eumolpo es el único que sobrevivió a su padre, llamado Cérix, de quien dicen los Cérices, que no era de Eumolpo, sino de Hermes y Aglauro, la hija de Cécrope.

[4] Se ve en el mismo lugar un monumento heroico de Hipotoonte que dio su nombre a una tribu de Atenas, y cerca la tumba de Zárex que se dice que aprendió la música de Apolo. Creo que para mí, Zárex era un extranjero Lacedemonio de nacimiento, y que la ciudad costera Zárex, en Laconia, tiene su nombre por él, si hay un ateniense Zárex, no lo sé.

[5] Corre rápido cerca de Eleusis el Cefiso más que en cualquier otro lugar. En su costa está un lugar que llamamos la higuera silvestre, donde Plutón dicen que abrió el suelo después de la raptar a Proserpina. También está cerca de aquí donde Teseo mató al famoso bandido Polipémon apodado Procruste.

[6] Los Eleusinos tienen varios templos, uno dedicado a Triptólemo (¿#?), otro a Artemisa propilea, y otro al padre Poseidón. Vemos el hogar (tambien traducen "Pozo") que ellos llaman el Calicore, alrededor del cual las mujeres de Eleusis hacen las danzas y la música coral en honor de la diosa, y aseguran que se encontraba en las llanuras de Rario la primera siembra y donde se recogió el trigo por primera vez. Esto es para mantener en la memoria una bendición tan grande, que este tipo de torta que utiliza en sus sacrificios, todavía se hace con cebada tostada de esta tierra. Allí se muestra la misma zona que ellos llaman la era de Triptolemo, con un altar dedicado a él.

[7] En cuanto a las otras cosas que se mantienen en el interior del templo, un sueño me advirtió, como he mencionado, que no puedo revelar de ellos, como sabemos por otra parte, que aquellos no iniciados en estos misterios no deben ser conscientes ni tienen la libertad de informar curiosamente. La ciudad de Eleusis tomó su nombre del héroe de Eleusis, que algunos creen que fue el hijo de Hermes y Daera, la hija de Océano, mientras otros dicen, que era el hijo de Ógigo. Debido a que estos ancianos no pueden relacionar su origen a ningún momento en algún poema, seguramente mucho es debido a fábulas en varias cuestiones, pero en particular sobre la filiación de sus héroes.

[8] A final de Eleusis se encuentran dos caminos, uno conduce a Platea, que en ese lado separa Beocia de Ática, que anteriormente estaba en la ciudad de Eleuterio la separación de estos dos estados, pero cuando quedó sujeta a Atenas, Ática es limitada en ese lado en el Monte Citerón. Los de Eleuteras quedan a las ordenes y virtud de las leyes de la República de Atenas, no por la fuerza sino por su propio deseo, de ser ciudadanos de Atenas, y su fatal odio a los Tebanos. Tienen un templo dedicado a Dioniso, desde donde fue llevada la xoana a Atenas, ya que la que está ahora en Eleuteras es una copia de otra.

[9] Más allá del templo hay una cueva no muy grande, con una fuente de agua fría. Se dice que Antíope dejó allí a sus hijos después de parirlos, y que un pastor los encontró y les lavó los pañales en la fuente. En las ruinas de Eleuteras queda algo de las murallas y ruinas de casas, por estas es fácil juzgar que la ciudad estaba al empezar el monte Citerón.


XXXIX. [1] El otro camino va de Megara a Eleusis, en este camino encontrará un pozo llamado Antio (en flor). Panfo tiene un escrito en verso, por el que nos enteramos de que Démeter después del secuestro de Proserpina se sentó allí con la figura de una vieja, mientras que las hijas de Céleo la tomaron como mujer de Argos, y que la llevaron con su madre, y que Metarina la puso de ama de cria de su hijo.

[2] Cerca del pozo hay un santuario de la Metanina y las tumbas de aquellos que perecieron luchando contra Tebas. Ya que mientras Creonte mandaba en Tebas siendo tutor de Laodamante, hijo de Eteocles, no permitió a los Argivos, que enterraran a sus muertos, Adrasto imploró la ayuda de Teseo. Hubo una gran batalla entre los atenienses y Tebanos; Teseo ganó, y como vencedor de la batalla, hizo llevar a los muertos a los llanos de Eleusis, donde fueron enterrados. Pero, los Tebanos niegan los hechos y que la sepultura de los muertos no se negó, y que nunca hubo ninguna lucha entre ellos y los atenienses por este tema.

[3] Después de la tumba de los Argivos se encuentra la tumba de Álope hija de Cerción, que fue asesinada por su propio padre en este lugar, después de haber parido a Hipotoonte engendrado de Poseidón. Se dice que Cerción fue muy cruel con los extranjeros, especialmente con quienes se negaron a luchar contra el. Vi un lugar que no está lejos de la tumba de Álope, y que se conoce todavía como palestra de Cerción. Se dice que fueron sacrificados sin piedad muchos que lucharon contra él, pero Teseo le derroto, desde entonces se atribuye la invención de la lucha a Teseo. Fue él, quien empezó a enseñar la lucha, en lugar de antes de que solo el tamaño y la fuerza del cuerpo decidia la victoria. Esto es lo que parece más interesado en Ática, en la historia y monumentos. Desde el comienzo de mi libro he omitido muchas cosas que no me parecen dignas de ser informadas.

[4] El territorio de Eleusis está limitada por Megara, una ciudad que en los primeros tiempos de Atenas, el rey de Pilas se la cedió a Pandion. Una prueba de lo que estoy diciendo es que todavía vemos la tumba de Pandion en Megara, y que Egeo y el mayor de su hijos reinó en Atenas, mientras que Niso hijo menor era sólo rey de Megara y el país que se extiende desde la ciudad de Corinto. todabía en Megara hay un puerto con el nombre de Nisea que lo puso Niso. Durante el reinado de Codro los pueblos del Peloponeso habian declarado la guerra a los atenienses, y viendo que no tuvo éxito, regresaron a casa, y tomaron la ciudad de Megara, la cual poblaron los Corintios y otros extranjeros que han servido en su ejército, y como muchos se instalaron allí, los Megarenses tomaron sus modales y lenguaje de estos extranjeros, y se convirtieron en Dorios imperceptiblemente.

[5] Dicen que la ciudad tomó el nombre de Megara durante el reinado de Car hijo de Foroneo, y comenzaron a construir luego los templos de Démeter que llamaron Mégara. Pero la afirmación de los beocios Megarenses de que Megareo era el hijo de Poseidón que vivía en Onquesto; que se llevó un ejército de beocios, yendo al rescate de Niso que estaba asediado por Minos en su capital, pero muerto en la batalla fue enterrado en la ciudad, y con el nombre de este príncipe la que llamaban Nisa, la llamaron Mégara.

[6] los Megarenses añaden que después de doce generaciones desde Car, hijo de Foroneo, Lélege llegó a Egipto a este país y mientras reinó, los habitantes tomaron el nombre de Léleges; Clesón, hijo de Lélege, tuvo a Pilas hijo, y de Pilas nació Escirón, que se casó con una hija de Pandion. Luego Escirón disputó el reino de Megara a Niso, que era hijo de Pandion, y ambos llegaron a un juez con su conflicto, Éaco, que asignó el reino a Niso y sus descendientes, pero el mando de las tropas lo dió a Escirón. Los Megarenses dicen que Megareo, el de hijo de Poseidón, se casó con Ifinoe, hija de Niso, heredando el trono de Niso, pero de la Guerra con Creta y la toma de su ciudad durante el reinado de Niso, fingen no saber nada.


XL. [1] Hay en Megara un hermoso acueducto construido por Teágenes, a quien me he referido cuando dije, que su hija se la dió al ateniense Cilón en matrimonio. Durante la tiranía de este Teágenes, se construyó el acueducto, que es digno de verse tanto por su tamaño como por su belleza y el número de columnas. Hacia este punto de esta bella fuente, corre el agua de las ninfas Sítnides, que creen los megarenses, que son de este país como ellos mismos. Dicen, que de una de estas ninfas se convirtió en amante Zeus, y que de este nació Mégarus, que huyó del diluvio de Deucalión ganando la cumbre del Monte Gerania que entonces tenía otro nombre. Pero creen, que Mégarus guiados por los gritos de un montón de grullas que volaba por allí, se guió nadando a la cima de esta montaña, y a partir de este caso se llamó Monte Gerania.

[2] Cercano a este bello acueducto está un antiguo templo donde se ven algunos retratos de emperadores romanos, con una estatua de bronce de Artemisa Soteira (protectora). Vamos a decir algo al respecto. Cuentan que los hombres que Mardonio había traído, después de haber asolado Megara, quisieron unirse a su líder que estaba en Tebas, pero por el poder Artemisa se encontraron los bárbaros, de repente envueltos por la oscuridad, sin saber los caminos se equivocaron llegando al lado de las montañas. Creyendo que el ejército enemigo estaba detrás de ellos, dispararon un número infinito de flechas a las rocas que les rodeaban, y estas flechas parecían lograr una especie de lamentos, los persas creían herir a muchos enemigos disparando flechas.

[3] Muy pronto se agotaron sus dardos, y al amanecer del día siguiente, los Megarenses descendieron sobre los persas, y no encontrando resistencia mataron a muchos. Y por esto dicen que perpetuaron la memoria con la estatua dedicada a Artemisa Soteira. Se ve en el mismo templo las estatuas de los doce dioses, que se dice que están hechas por Praxiteles: pero la Artemisa, la hizo Strongilión (escultor del siglo V adc).

[4] Si entramos en el recinto sagrado que está en el bosque de Zeus olímpico con un templo que merece ser visto, la estatua del dios no se ha completado a causa de la guerra del Peloponeso que interrumpió este trabajo, porque durante la guerra, los atenienses, ya fuera por mar o por tierra, causaban cada año infinito dolor al pueblo de Megara, de modo que el Estado y los individuos quedaron reducido en la última miseria. La cara de Zeus es de oro y marfil, pero el cuerpo es de yeso y arcilla, dicen que la hizo Teocosmo uno de sus ciudadanos, hasta donde está terminada, y también le ayudó Fidias. Sobre la cabeza del dios están las horas y las Moiras, no hay que decir, porque todo el mundo sabe, que el destino obedece a Zeus, y las estaciones y el tiempo.

[5] Detrás del templo hay varias piezas de madera que están a medio terminar, y que Teocosmo las trabajaría con oro y marfil para enriquecer al completo la estatua del dios. Allí mismo hay un espolón de un trirreme, que es de bronce, si les hemos de creer se trata de barco que apresaron a los Atenienses en una batalla naval que se dio cerca de Salamina, que ambas partes disputaban. Los atenienses no niegan que Salamina la abandonaron a los Megarenses, pero afirman que Solón luego de haber hecho una elegía señalándoles que Salamina les pertenecía a ellos, como alegaron los primeros, y que la denegación de justicia les pedía que tomaran las armas, apoderándose de Salamina. Los Megarenses por su lado dicen otra cosa, cuentan que los exiliados que llaman Doricleos, y los Clerucos que llegaron de colonos a Salamina, habían entregado la ciudad a los atenienses.

[6] Pasando el Sacro Bosque de Zeus, subiendo a la Acrópolis conocida todavía como Caria, llamado así por Car hijo de Foroneo. Entá un templo de Dioniso Nictelio (el de las orgías), y otro de Afrodita Epistrofia (simpática), una capilla de Nix (la noche) en la que nos dicen que hacen sus oráculos, y un templo descubierto dedicado a Zeus Conio (aún no le han encontrado significado los traductores), por último, dos estatuas, una de Asclepio, y otra de Higiea, ambas realizadas por Briaxis. Cerca hay un templo de Démeter que ellos llaman el Mégaron, siguiendo la tradición del país, dicen que Car, hijo de Foroneo, lo construyó durante la su reinado.

 

XLI. [1] Frente a la Acrópolis en la parte que mira al norte, junto al templo de Zeus Olímpico se encuentra la tumba de Alcmena, de quien dicen que partiendo de Argos para ir a Tebas, murió en el camino cerca de Megara, después de su muerte hubo una gran debate entre los hijos de Hércules, unos que fuera enterrado en Megara, los otros que fuera llevado a Tebas, alegaron que todos los hijos que había tenido Hércules Megara tenían tumba en Tebas, e incluso tenía Anfitrion su tumba en Tebas. Ambas partes habían ido a consultar el oráculo, y este respondió que debían enterrar a Alcmena en Megara.

[2] Un sabio del país me llevó a un lugar que llaman el Rus, me dijo, que este lugar fue inundado por un torrente que cayó de las cercanías de las montañas, y añadió que el tirano Teágenes desvió este torrente, y dedicó un altar a Aqueloo, en el mismo lugar del río donde se había desviado las aguas.

[3] Cerca está la tumba de Hilo hijo de Hércules, que luchó contra el Arcadio Équemo hijo de Aérope: Yo diré en otra parte de este este libro quien fue Équemo (8-5-1), que mató a Hilo, Se puede ver el caso como resultado de la primera campaña de los Heráclidas contra el Peloponeso en el reinado de Orestes. Un poco más allá está el templo de Isis, y un templo de Apolo y Artemisa. Los Megarenses dicen que fue consagrado por Alcátoo, después de haber matado al león de la montaña Citerón que tanto asolaba el país, y entre otros mató al joven Evipo hijo del rey de los Megarenses y el primogénito, Timalco que se dirigió en campaña contra Afidna con Castor y Pollux, fue muerto por Teseo, de modo que el rey de los Megarenses que perdieron a su hijo prometió su reino y su hija a cualquier persona que librara el país de los terribles animales que he mencionado. Inmediatamente Alcátoo hijo de Pélope apareció, luchó contra el león, y lo mató, se convirtió en poseedor de la princesa y el reino, y en acción de gracias, construyó un templo a Artemisa Agrótera, y Apolo Agreo: así cuentan la historia.

[4] Para mí, aunque no me gusta alejarse de la tradición de estos pueblos, pero no puedo conciliar todos estos hechos. Creo apenas que Alcátoo mató al león de la montaña Citerón, pero ¿cuándo nunca un historiador dijo que Timalco hijo de Megareo había llegado a Afidna con Castor y Pólux? Cuando llegó, ¿Cómo podría haberlo matado Teseo? Alcman el poeta dice explícitamente en su oda sobre los Dioscuros, después de tomar Atenas tomaron a la madre de Teseo en cautividad, pero Teseo estuvo ausente.

[5] De acuerdo con Alcman, Píndaro dice que Teseo hizo alianza con los Dioscuros, inmediatamente antes de ir a la Tesprótide con Pirítoo para el matrimonio que él aspiraba. Cualquier persona que ha estudiado las antiguas genealogías ve claramente cómo los Megarenses están equivocados, ya que Teseo era un descendiente de Pélope, y no su hijo, ni su nieto. Pero estas personas son conscientes y están tratando de ocultar la verdad, porque no están de acuerdo que su ciudad fue tomada durante el reinado de Niso, y para cubrir este caso con una sucesión de reyes que les gusta, olvidan los Megarenses, que heredó un yerno de Niso, Megareo, y luego Alcátoo yerno de Megareo.

[6] De hecho, es cierto que Alcátoo de Elide llegó después de la muerte de Niso y después de la toma de Megara. Esto sin duda se demuestra porque las murallas las reconstruyó desde los cimientos, ya que los cretenses habían demolido las antiguas murallas, pero es hablar mucho de Alcátoo del león de si lo mató, en Citerón o en otro lado, ya que depues construyó el templo dedicado a Apolo y Artemisa. Cuando se baja de allí, se encuentra el heroico monumento de Pandion. Ya he dicho que tiene Pandion su enterramiento en un lugar cerca de Atenas, llamado Atenea Etía (gaviota), que es honrado también por los de Megara.

[7] Cerca está la tumba de Hipólita, y aquí está lo que los Megarenses dicen de esta ilustre persona. Dicen que las Amazonas hicieron la guerra a los atenienses por Antíope, ellas fueron derrotadas por Teseo, muchas de ellas murieron en la batalla, Hipólita era la hermana de Antíope y tenía el mando del ejército, huyó a Megara con algunas Amazonas, tras el estrepitoso fracaso, estaban desesperadas por regresar a su patria Temiscira, murió de pena y fue enterrada en el lugar donde muestran que la tumba fue hecho con la figura de un escudo de las Amazonas.

[8] Está cerca la tumba de Tereo que se había casado con Procne, la hija de Pandion. Tereo, según dicen estas personas, reinó donde se llaman pagas de las Megarides, pero en mi opinión, y a juzgar por algunos restos de los monumentos que todavía existen, reinó en Dáulide más allá de Queronea, porque los bárbaros habitaban casi toda Grecia. Aunque Tereo con violencia atroz mató a Filomela, y el asesinato de Itis, no pudo nunca reducir a estos bárbaros.

[9] Poco después de su propia mano contra sí mismo, se dio muerte en Megara; las personas le hicieron una tumba en la que siguen haciendo sacrificios cada año, en lugar de cebada ponen pequeñas piedras en este lugar, dicen, que allí se vió por primera vez el pájaro que se llama abubilla. En cuanto a estas desafortunadas mujeres, Procne Y Filomela, se llegaron a Atenas, donde ocupando sus infortunios se consumieron con la tristeza, lo que dio lugar a un decir que se habían transmutado en golondrina y la otra en ruiseñor con ese canto de las aves triste y quejumbroso.

 

XLII. [1] Hay todavía otra Acrópolis en Megara que tiene el nombre de Alcátoo. Al subir, se encuentra a su derecha la tumba de Megareo que durante la guerra llegó a Creta para ayudar desde Onquesto. Te muestran la casa sagrada de los dioses llamado Prodomeos (fundadores), se dice que el primero de los Megarenses que les hizo sacrificios fue Alcatoo antes de poner los cimientos de los nuevos muros que rodeaban la ciudad.

[2] Cerca de este lugar hay una gran piedra, donde me aseguran que Apolo se deshizo de su lira, cuando quiso echar una mano en el trabajo de Alcátoo, para ayudarlo a construir estos muros. Esto parece probar que los Megarenses se encontraban entre los pueblos del Ática que pagaban tributo, Alcátoo envía con Teseo a su hija Peribea, como una parte del impuesto que los atenienses enviaban para pagar anualmente a los Cretenses. Y los Megarenses, por lo tanto, dicen que Alcátoo fue ayudado por Apolo, incluso en la construcción de sus murallas, y ponen de testigo la piedra que habla, y, de hecho, si se golpea con una piedra pequeña hace un sonido similar a todo lo que hacen las cuerdas de un instrumento cuando las pinzan, esto me sorprendió a mí mismo.

[3] Sin embargo, aún más me admiró el coloso que se encuentra en Tebas, en Egipto más allá del Nilo y cerca de un lugar llamado Siringes, es una estatua de un gran hombre sentado, que en general lo llaman monumento a Memnón, porque se dice que Memnón llegó de Etiopía a Egipto, y que penetró incluso hasta Susa. Los Tebanos, creo que la llaman estatua de Famenofes un originario del país, y he oído que otros dicen que era de Sesostris. Sin embargo, Cambises la hizo romper, y hoy, la parte superior desde el medio cuerpo a la cabeza, está en el suelo, y el resto sigue siendo como antes, y todos los días a la salida del sol hace un sonido como un instrumento de cuerda, cuando se rompe esta. (#, Septimio Severo lo arregló)

[4] Tienen un Beleuterio los Megarenses que, según dicen ellos, fue una vez la tumba de este Timalco que antes he mencionado, y que creen que fue injustamente asesinados por Teseo. En la parte superior de la ciudadela hay un templo de Atenea, y, en este templo una estatua de la diosa que es toda de oro, excepto la cara manos y pies que son de marfil. Todavía hay un templo de la diosa con el nombre de Atenea Nike (Victoriosa), y una estatua de Atenea llamada Ájax, los sabios no son capaces de decirme sobre este nombre: pero yo voy a hacer conjeturas. Telamon hijo de Éaco se casó con Peribea hija de Alcátoo; y Ájax que heredó el poder de Alcátoo, al tomar posesión del reino dedicó, según parece, la estatua de Atenea.

[5] Hubo una vez un antiguo templo de Apolo, construido de ladrillo, derrumbado por desuso, el Emperador Adriano tuvo que reconstruirlo de mármol blanco, y hay dos estatuas, una de Apolo Pítio, y otra de Apolo Decatéforo, ambas similares a las estatuas egipcias que son de madera de ébano que llaman Arquégetes. Un conocido de Chipre me aseguró que el ébano no da hojas ni fruta, que son raices que no ven el sol, y cuando han crecido lo suficiente en la tierra, los etíopes extraen estas raíces con el fin de utilizarlas, y que tienen personas expertas en poder encontrarlas.

[6] Después del templo de Apolo está el de Démeter Tesmófora. Bajando se ve la tumba de Calípolis hijo de Alcátoo, quien tuvo otro mayor que se llamaba Isquépolis y que su padre envió a a ayudar a Meleagro en la Aetolia, a luchar con el jabalí de Calydon. El joven príncipe fue muerto por este terrible animal. Calípolis su hermano sabiendo el primero las nuevas corrió inmediatamente a la ciudad para decirlo a su padre a quien encontró sacrificando a Apolo, y que deseoso de acercarse al altar, derribó las maderas que había preparado para el sacrificio. Alcátoo no sabía de la muerte de su hijo mayor, y vio en la acción, la impiedad del joven, y a tal llevó la ira que arrojándole un madero lo golpeó la cabeza. Así es como su padre perdió a su hijo como dos lamentable a la vez.

[7] En el camino que conduce a Pritaneo he visto la tumba de Ino, (Juno la volvió loca por acoger a Dioniso) con una cerca de piedra y una gran cantidad de olivos que la roban la vista. Los Megarenses solamente dicen de Ino, como una tradición especial, que su cadáver fue depositado en sus costas, y que Cleso y Tauropolis las hijas de Clesón, este hijo de Lélege, le dieron sepultura, y presumen de darle primeramente este nombre a Ino de Leucótea, y celebran sacrificios anuales en su honor.

XLIII. [1] También afirman tener entre ellas, la tumba de Ifigenia, pues dicen que murió en Megara. Pero yo he oído de los Arcadios otra cosa diferente, ya que Hesíodo en su famoso catálogo de las mujeres dijo que Ifigenia iba a ser sacrificada, pero que la protección de Artemisa la convirtió en Hécate; baste lo que refiere Herodoto (IV-103) que escribió que el pueblo de los Tauros en Scythia inmolan a una virgen a los extranjeros que han naufragado en sus costas, y ellos llaman a esta virgen Ifigenia hija de Agamenón. Adrasto también tiene su tumba en Megara. Se dice que al regreso a casa después de la expedición a Tebas terminó sus días en esta ciudad, donde murió de vejez y disgusto por la muerte de su hijo Egialeo. Allí todavía tienen un templo construido a Artemisa, y creen que lo hizo Agamenón, cuando vino a Megara para ver a Calcante, y comprometerlo para el sitio de Troya.

[2] Se asegura de que Evipo hijo de Megarenses y Isquépolis hijo de Alcátoo están enterrados en su Pritaneo. Muy cerca se encuentra una piedra que muestran donde, si usted lo quiere creer, Démeter, cuando buscaba a su hija, descansó, mientras la llamaba. Las mujeres del país todavía practican cada año una ceremonia que refieren a esta tradición.

[3] Se ven en la ciudad tumbas en honor de aquellos que murieron luchando contra la Persas, pero el monumento a Esimno es especialmente notable, y esto es lo que dicen del héroe. Hyperion hijo del rey Agamenón y último rey de Megara, al que Sandión mató por causa de su arrogancia y la codicia. Después de su muerte los Megarenses no estaban de humor para aguantar más la autoridad de un solo hombre, y decidieron elegir todos los años los jueces en los que residirían el poder soberano. Fue en este momento que Esimno con gran prestigio de todos sus ciudadanos fue a Delfos al oráculo para saber cómo podía su país prosperar. El dios respondió, entre otras cosas, que los Megarenses sería felices en la medida en que se rigieran por mayoría. Ellos, en la creencia de que este oráculo estaba diciendo de los muertos que no de los vivos, hizo construir en el Beleuterio el monumento con las tumbas de sus héroes.

[4] La tumba de Alcátoo la encontramos después de la Esimno, que es también el lugar donde los Megarenses mantienen sus archivos en este tiempo. Entonces allí está el monumento de Pirgo que fue la primera mujer de Alcátoo antes de que se casara con Evecme hija de Megareo. Está también la de su hija Ifinoe, que murió virgen, por lo que las chicas del país, antes del matrimonio honran su tumba con libaciones, y ofrecen su primer pelo, como las hijas en Delos, en otro tiempo daban el suyo por Hecaerge y Opis. (Herodoto IV-34)

[5] Antes de entrar en el templo de Dioniso, está la tumba de Asticratea y Manto, hijas de Poliído, que era el hijo de Cérano hijo de Abas y este hijo de Melampo. Se dice que mandó a Poliído a Megara para la purificación Alcátoo por el asesinato de su hijo Calípolis y que fue él quien, después hizo construir el templo dedicado al dios Dioniso, la estatua que todavía existe, toda cubierta, pero puede verse el rostro, y está acompañada de un sátiro en mármol de Paros, que es una obra de Praxiteles, y uno y el otro es honrado con el nombre de Dioniso, con la diferencia de que uno es apodado Patroo, el otro Dasilio, y afirman que Euquenor hijo de Cérano y nieto de Poliído, fue quien hizo la dedicación de la estatua.

[6] Después del Templo de Dioniso hay un templo de Afrodita Praxis (acción), y su estatua de imarfil, es el monumento más antiguo que he visto en este templo. Encendido también consideran a la diosa Peito (Persuasión), y la diosa Parégore (consuelo, consejera) que son obras de Praxiteles. El Eros, La Pasión y el deseo son estatuas hechas por Scopas. Este excelente trabajador ha representado de manera diversa sus propiedades y con nombres diferentes. A continuación se encuentra el templo de Tique (la Fortuna), la estatua de la diosa de Praxiteles. Además, en un viejo templo se ven las Musas y un bronce de Zeus que son estatuas de Lisipo.

[7] La tumba de Corebo es una de las curiosidades de Megara. Informo de lo que dijeron los poetas de este héroe, con términos parecidos entre los Argivos. Bajo el reinado del rey de Argos, Crotopo, Psámate su hija dio a luz a un hijo de Apolo y por temor quiso ocultar la culpa de su padre a quien temía, abandonando al niño. La manada de perros del rey, lamentable encontró al niño y lo devoró. Apolo enfadado envió a los Argivos a Poine, monstruo vengativo que arrebata los niños a sus madres y los devoraba. Se dice que Corebo afligido por la desgracia de este monstruo fue a ayudar a los Argivos y lo mató, pero la ira de Dios aumentó, y una cruel plaga no abandonaba la ciudad de Argos, Corebo viajó a Delfos para expiar el crimen que cometió al matar al monstruo.

[8] La Pitia le prohibió regresar a Argos, y le dijo que tomara en el templo un trípode, y que el lugar en el que el trípode en el exterior cayera de las manos, tendría que construir un templo a Apolo, y establecer su propia casa. Corebo caminó y se estableció donde el Monte Gerania, lugar considerado de la caída del trípode, y allí construyeron un templo a Apolo con un pueblo que se llama Tripodisco. Su tumba se encuentra en el plaza pública de Megara; donde se escribieron versos en elegía a Psámate y las aventuras de Corebo: para él está representado una escultura matando al monstruo Poine, y de todas las estatuas de piedra que he visto en Grecia, creo que esta tumba es la más antigua.


XLIV. [1] Cercano al monumento de Corebo está la tumba de Orsipo, que entonces se luchaba con taparrabos en los Juegos Olímpicos según la costumbre, pero él se presentó desnudo en el estadio en Olimpia en la carrera, y fue coronado. Se dice que siendo general del ejército, estiró los límites de los Megarenses. Creo que para mí se dejó caer el cinturón porque sabía que es mucho mejor para correr cuanto más desnudo.

[2] Al salir del lugar, si usted baja por el camino llamado Eutea (que va directamente) apartado a la derecha del Prostaterio se encuentra el templo de Apolo, dentro se ve un Apolo digno de verse, una Artemisa, una Leto y otras estatuas, que son todas muy bellas de Praxiteles: Leto está representada con sus hijos. En las puertas de las Ninfas hay un gimnasio muy antiguo y en el centro una pirámide no muy alta, lo llaman Apolo Carino. Luego vemos un templo de Ilitía: y esto son todos los lugares de interés de la ciudad de Megara.

[3] Por el lado del puerto que ellos llaman Nisea incluso ahora, hay un templo de Démeter Malófora (la que lleva los carneros), apodo por varias razones, y que se cree que se lo han dado a la diosa por los primeros que tenían rebaños de ovejas en el país, este templo es tan viejo que se está cayendo a pedazos y ya no hay hogar. Al mismo lado se encuentra una Acrópolis que se llama también la Nisea; abajo se encuentra la Tumba de Lélege casi al borde del mar, del que los Megarenses dicen que había llegado a Egipto y que reinó en Megara, y que era el hijo de Poseidón y Libia, hija de Epafo. Esta Acrópolis está cerca de una pequeña isla donde se dice que Minos desembarcó sus tropas cuando se fue a la guerra contra Niso.

[4] El territorio de Megara por el lado de las montañas limita con Beocia, en ese lado hay dos ciudades la una es Pagas (Atcual Alepochori) y la otra Egostena (Porto Germano). Yendo a Pagas si se aleja un poco del camino, puede ver la gran roca que está plagada de flechas, que aseguran que fue el pánico de los persas, en la creencia de ser perseguidos por los Megarenses, dispararon un número infinito de flechas durante la noche. En Pagas hay una muy hermosa estatua de Artemisa Soteira de bronce y no es diferente de la de Megara, ni en tamaño ni en la forma. También verá el santuario de Egialeo, hijo de Adrasto, la tradición del país dice que los Argivos llegar aquí por segunda vez contra Tebas, hubo una gran batalla entre dos ejércitos; donde Egialeo fue muerto desde el principio por Glisante, y su familia trajo a su cuerpo a Pagas donde fue enterrado. Lo cierto es el heroon todavía se llama de Egialeo.

[5] En Egostena es famoso el templo de Melampo, hijo de Amitaón. En este templo podemos ver una columna de una estatua que representa un hombre de poco tamaño. Los habitantes del lugar sacrifican a Melampo, y celebran su festividad cada año, Dicen que no predice el futuro, ya sea a través de los sueños o de cualquier otra manera. A través de Erinea, una aldea dependiente de Megara, aprendí que Autonoé, hija de Cadmo, inconsolable por la muerte de Acteón y las desgracias que abatían a su propio familia, se retiró de Tebas hasta este lugar, y murió de pena, esto muestra su tumba.

[6] En el camino que va desde Megara a Corinto vi varias tumbas, y entre otras la de Teléfanes de Samos que fue un excelente flautista: se dice que esta tumba fue erigida por Cleopatra, la hija de Filipo, hijo de Amintas. También vi la tumba de Car, hijo de Foroneo hijo, antes un pequeño montículo, pero siguiendo los consejos del oráculo fue decorada con un magnífico monumento de estas hermosas piedras de concha que son comunes en este pueblo, y solo ellos tienen en el resto de Grecia, así son de esta la mayoría de edificios de la ciudad de Megara que se construyen. Esta piedra tiene como especial un admirable brillo, es más blanca y blanda que cualquier otro, y en su interior está toda llena de peces marinos de los depósitos, de donde tomó el nombre de piedra de conchas. El camino que es conocido como Esciron, todavía hoy es Esciron, transitable, que lo hizo el polemarco al mando en las tropas al mando de Megara, Y lo ajustó bien para la comodidad de las personas a pie y, a continuación, por orden del emperador Adriano se amplió de modo que ahora se pueden cruzar dos carros simultáneamente.

[7] En el punto donde se forma una especie de desfiladero o garganta, que está bordeado por grandes rocas, la llamada Molúride es la más famosa. Porque dicen que desde esta piedra Ino se precipitó al mar con su hijo menor Melicertes, después de que el padre, Learco, matara al mayor. Algunos creen que Atamante hizo esto dirigiendo su ira contra Ino, y en contra de sus hijos, al saber que los Orcomenios habían sentido el hambre, y de la muerte de Frixo, accidente que no atribuyen a la ira de Hera, sino a la malicia de Ino, su madrastra, que le llevó la ira, y comenzó a perseguirlo, hasta que huyó y desesperada se arrojó desde la roca Molúride al mar con su hijo.

[8] También dicen que un delfín puso a Melicertes sobre su espalda, y lo depositó en el istmo de Corinto. Este cambió su nombre de Melicertes por el de Polemón, e instituyó los juegos Ístmicos en su honor. De todos modos, es cierto que la roca Molúride está dedicada a Leucótea y Polemón. Las rocas circundantes no son menos odiosa, las consideran malditas, porque Esciron que vivía allí en el ejercicio de su crueldad con los extranjeros los tiraba al mar, donde se dice que había una tortuga que los recogía. Las tortugas marinas, (también son el símbolo de Egina) es la ocasión de decir, que son, en la figura, similares a las de tierra, y difieren sólo en el tamaño y por los pies, porque tienen los pies como las focas. Esciron sufrió el mismo tipo de destino que hizo sufrir a los demás, pues fue arrojado al mar por Teseo.

[9] En la cima de la montaña en el camino hay un templo de Zeus llamado Afesio; la razón por la que se da a este apodo es que durante una sequía extraordinaria, Éaco, hizo sacrificios a Zeus Panhelenio en Egina, (parte corrupta según los expertos en griego) que llevaban una parte de la víctima a la cima de esta montaña, y la arrojaban al mar para aplacar la ira de dios. En el mismo lugar se ve una estatua de Afrodita, una de Apolo, y Pan.

[10] Además está la tumba de Euristeo. Enemigo implacable de Hércules, finalmente fue derrotado por los hijos de este héroe y fue obligado a abandonar Ática, fue asesinado por Yolao en el lugar de su tumba. Bajando la montaña vemos el templo de Apolo Latoo. Aquí termina el territorio de Megara, y comenzó el de Corinto, y se dice que está en la frontera, donde mató al arcadio Équemo, Hilo, el hijo de Hércules, en un combate singular.

libro II , libro III , libro IV , libro V , libro VI , libro VII , libro VIII , libro IXlibro X

Traducción de la edición francesa. Para los nombres he preferido la edición española de Gredos pues la francesa tiene los latinos, así mismo he tenido en cuenta muchas de sus notas.  De lo que quede bien, a ellos les agradezcan más que a mi, que de lo que queda mal no tienen ninguna culpa sino yo. Pero estando con resolución de enmendarla, si encuentran algo que les ofenda, me lo hagan saber. Les aseguro que agradecería su nota, en: anarkasis @ anarkasis.com . Pueden ayudar comprando un buen vino, o un libro aqui.
 
Home  << art+e